Revista Comunicación

Entrevista a James Nava para Ikusle

Publicado el 01 diciembre 2017 por Jamesnava123

A continuación pueden leer la entrevista concedida en exclusiva al magazine digital Ikusle en el que trato sobre el primer año de Donald Trump en la Casa Blanca. Todo lo que no le cuentan los grandes medios y ocultan a los ciudadanos, lo podrá leer aquí. No se corte, lea y abra sus horizontes mentales en libertad.

IKUSLE: ¿Cómo valoras, en términos generales, el primer año de Donald Trump al frente de la presidencia de Estados Unidos?

James Nava: Positivo y con buenos resultados, sin ninguna duda. Ha sido un año en el que hemos recuperado dos aspectos esenciales para Estados Unidos: una presidencia fuerte y patriótica y un nuevo optimismo de la sociedad estadounidense. Un año de éxitos importantes en los que se han revertido muchos de los desastres que había dejado la Administración Obama y afrontado temas importantes.

IKUSLE: Hasta la fecha, ¿cuáles son los principales hitos de su programa electoral que ha cumplido la administración Trump?

James Nava: Son muchos, pero intentaré resumirlos para no extenderme demasiado y que lo entiendan hasta los haters: la reducción de la relación deuda con respecto al PIB en un 1%; el crecimiento del Producto Interior Bruto al 3,8%; la subida de los salarios sobre un 2,5%; la creación de más de millón y medio de empleos hasta la fecha; la derrota del Daesh; la expansión del presupuesto de defensa; la inversión de billones de dólares en Estados Unidos por parte de empresas y países; haber puesto al descubierto la falsedad y manipulación que practican los medios y prensa progresista; el nombramiento de un juez constitucionalista (Neil Gorsuch) para el Tribunal Supremo; la derogación de más de un millar de regulaciones burocráticas absurdas e ineficaces; el apoyo explícito a la cultura de la vida al destinar ayudas a los no nacidos, las madres y las familias y eliminar subvenciones federales al aborto; la caída de la inmigración ilegal en torno a un 73%; y una excelente gestión de las consecuencias de los huracanes Harvey, Irma y María. También debemos contar como logros personales importantes (con la que ha caído) seguir contando con el apoyo de más del 85% del electorado que lo eligió y de más del 50% de los votantes hispanos legales, colectivos que declaran que lo reelegirán en 2020; así como la inminente reducción fiscal para empresas y personas físicas.

IKUSLE: ¿Y qué no ha cumplido o le falta por cumplir a día de hoy?

James Nava: En este punto conviene recordar que Trump ya ha cumplido algo más del 40-50% de las promesas electorales. Y sólo en un año. Un porcentaje, como diría el propio Trump: tremendo, tremendo, tremendo... Y que los políticos tradicionales jamás han cumplido. Es un hito histórico que hay que resaltar. Debe ser por eso que los medios están descolocados con este presidente, acostumbrados a que ninguno cumpla lo que promete. Lo que no ha cumplido Trump no es por falta de voluntad personal y de su Administración, sino por el obstruccionismo de los demócratas y los RINOS (Republicanos Sólo de Nombre) en el Congreso, incrustados en el establishment como esa mierda que se acumula por años y que cuesta tanto sacar. Por fortuna, es cuestión de tiempo que estos elementos se vayan a casa a dar guerra a su familia y dejen de fastidiar el país.
Este obstruccionismo es el que ha impedido hasta ahora sacar adelante la reforma de salud completamente, aunque las órdenes ejecutivas al respecto han eliminado ya las subvenciones al nefasto Obamacare; los obstáculos al presupuesto para el muro con México también han supuesto algunos retrasos, aunque ya se está trabajando en el diseño de un muro alto y hermoso que será la envidia de los muros y muretes; la reducción fiscal también se ha visto retrasada un poco, pero está en vías de ser aprobada; la guerra declarada por la prensa progresista ha sufrido un leve enfriamiento, y es que Trump podía ser mucho más duro con esta tropa, algo que le recomiendo encarecidamente; también queda pendiente limpiar más a fondo el "pantano de corrupción" de Washington D.C., si bien se están dando algunos pasos en la buena dirección. Asimismo, estamos camino de restablecer la seguridad en nuestras calles y la paz en nuestras comunidades al perseguir y eliminar a la peligrosa pandilla Mara Salvatrucha (MS-13), entre otros grupos criminales activos. Lógicamente, no podemos aspirar a hacerlo todo de forma completa en un año o dos porque es muchísimo. Esto requiere ir a paso a paso. Quedan pendientes también dos desafíos a los que Trump ya está haciendo frente: las amenazas de Corea del Norte y el régimen de Irán; y en el plano comercial quedan por concretar las negociaciones de los acuerdos TTP y NAFTA, entre otros.

IKUSLE: ¿Qué valoración haces de la política internacional desarrollada por Donald Trump? Da la sensación de que, hasta el momento, es menos intervencionista que administraciones precedentes. ¿Es Trump un aislacionista moderno?

James Nava: Trump tiene una política internacional flexible y sin ataduras de ningún tipo. No es que sea menos intervencionista que otros presidentes, lo será si la situación lo requiere, pero no alimenta conflictos de forma intencionada para intervenir ni desea la guerra a toda costa. Trump quiere colaborar con todos los países que deseen tener buenas relaciones con Estados Unidos y respeten las reglas de juego democráticas y de comercio justo, ésa es su premisa. No es en absoluto aislacionista, eso es una patraña que se han inventado cuatro "listos" para engañar a la opinión pública europea. La realidad es que todos los líderes que tratan con Trump quedan encantados. Caso de los responsables de gobierno de Francia, China, Japón, España...
Trump es un socio y un aliado inteligente, fiable y enérgico, no un melindre al que se pueda engañar o con el que jugar de tapadillo. Es franco y directo.

IKUSLE: Las previsiones negativas que manejaban los analistas financieros ante una posible presidencia de Trump han quedado a lo largo de este año completamente desacreditadas. De hecho, a lo largo de 2017, se han producido subidas fuertes y generalizadas de todos los índices bursátiles. ¿Qué ha hecho Donald Trump para ganarse la confianza de los mercados?

James Nava: Ha hecho lo que mejor sabe: inyectar optimismo a los mercados con una política económica inteligente y realista. Los mercados reaccionan de forma positiva porque Trump está creando empleo a manta y la economía ya crece a más del 3,8%, que será más del 4% cuando la reducción fiscal se aplique. Su decisión de relevar al presidente de la Reserva Federal para que Jerome Powell ocupe el cargo marca también una política monetaria clara y de certidumbre. Pero, sin duda, el optimismo que ha impregnado Trump a la sociedad estadounidense es el factor determinante. Apenas ganó en noviembre de 2016, el consumo de los ciudadanos, los índices económicos y las bolsas se dispararon hacia arriba. Y sigue así.

IKUSLE: Durante las últimas semanas, ha arreciado la polémica sobre la posible injerencia de Rusia en el desarrollo de la campaña presidencial. Como experto analista militar y de defensa, ¿hay alguna prueba que confirme u ofrezca algún indicio de esa supuesta intervención rusa?

James Nava: Ninguna que podamos considerar seria y verificable. Lo que hay son muchos montajes periodísticos con datos sacados de contexto y manipulados. Es materia para el ataque político de los demócratas y la prensa progre que lo está pasando mal porque su candidata corrupta, Hillary Clinton, salió derrotada de forma humillante. De hecho, todavía siguen por ahí gritando, pataleando y llorando.
Creer que cualquier injerencia, ya sea rusa, de los medios progres o del Espíritu Santo, determina el resultado de unas elecciones presidenciales en Estados Unidos, donde cada ciudadano vota lo que le da la gana, no sólo es una idiotez suprema, es no conocer este país y sus gentes, es una burda manipulación para seguir engañando a los mismos que querían engañar con las encuestas falsas que daban a Hillary ganadora y ahora a Trump impopular. Es estúpido, de ignorantes, de crédulos y de almas cándidas. De modo que no, todo ese asunto de la injerencia rusa es una gran montaña de humo periodística y política. No hay injerencia posible que determine que más de 63 millones de norteamericanos, cada uno de su madre y de su padre, decidan elegir unánimemente a alguien como Trump (que no rehúye la polémica y se faja cuerpo a cuerpo) si no es desde el convencimiento profundo en sus promesas, la coincidencia ideológica y la fe en el individuo.

IKUSLE: Por el momento, la Casa Blanca se ha limitado a negar las acusaciones sobre la supuesta injerencia rusa en el proceso electoral. Bajo tu punto de vista, ¿es correcta esta estrategia por parte del gabinete de prensa del presidente?

James Nava: En este punto del asunto, sí, es correcta. Es un planteamiento jurídico, de comunicación y además coherente con la realidad. De hecho, las manipulaciones realizadas por la prensa progre en contra de Trump sí supusieron una injerencia brutal en el proceso electoral. Algo que sí está demostrado y de lo que hay pruebas. Una injerencia financiada por determinados lobbies y el Estado Profundo. Y esa injerencia, por cierto, no dio los resultados esperados por ellos. Pero la prensa en general no hace autocrítica ni ve la viga en el ojo propio, ¿verdad? No veo a nadie pidiendo comités de investigación para estudiar el daño que esa campaña anti Trump y que buscaba favorecer a Hillary Clinton ha hecho a Estados Unidos. Porque, como todo el mundo sabe, a la izquierda, a los demócratas y a esa prensa progresista que tanto censura la libertad de expresión de quien piensa diferente, se les consiente todo desde la sociedad idiotizada por sus manipulaciones y por el Estado Profundo que Trump intenta desmantelar para que la democracia americana vuelva a estar en manos del pueblo y no de una camarilla bien conectada y que ha formado un frente común para perpetuarse en el poder. Una guerra en la que el Presidente no está solo, cuenta con el respaldo de millones de estadounidenses patriotas y que ven lo que está pasando.
Si hablamos de injerencias, déjenme decirles que la injerencia española, a través de los medios, con una campaña brutal de apoyo a Hillary y anti Trump (que aún hoy sigue) destaca muchísimo, pero ni siquiera ésta logró hacer mella tampoco en el electorado americano. Es de idiotas seguir en ese planteamiento.
De modo que no sólo es una estrategia correcta negar la injerencia rusa, sino que es la verdad. Las elecciones de 2016 fueron limpias y hubo un claro ganador: Donald Trump, que cumple su primer año en la presidencia con unos índices de aceptación y aprobación de más del 85% de los votantes que lo eligieron. Y eso a día de hoy, después de toda la basura informativa sobre la falsa injerencia rusa que no va a ninguna parte.

IKUSLE: Nos ha hablado de la manipulación de los medios. ¿Dónde podemos seguir una información veraz, con acceso a fuentes fiables, sobre la presidencia de Trump en español?

James Nava: Pueden seguir la información que ofrezco vía internet en: www.jamesnava.com y en www.laeratrump.com así como a través de mis redes sociales:
https://twitter.com/jamesnavacom?lang=es
https://www.facebook.com/James-Nava-292372160290/

Lean, contrasten y después piensen por sí mismos y formen sus opiniones en libertad.

Entrevista a James Nava para Ikusle


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :