Revista En Femenino

Equidad para los niños españoles

Por Pequelia @pequelia

Equidad para los niños: el caso de España

Equidad para los niños: el caso de España, es el título del informe publicado por UNICEF que tiene como cometido mostrar cuál es la situación de los niños españoles con respecto a los niños de otros países del mundo, analizando además la pobreza infantil y la igualdad en el marco de la actividad política y parlamentaria en la última legislatura de nuestro país. UNICEF considera muy importante que se realicen más esfuerzos para reducir la brecha de desigualdad infantil existente en la actualidad, mejorando las condiciones y calidad de vida de los niños más vulnerables y desfavorecidos.

Según se explica en el informe, España es el sexto país con más desigualdad infantil en materia económica de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), recordemos que esta organización está integrada por 34 países, por lo que nuestro país está bastante alejado de los primeros puestos. Hablando de los países de la Unión Europea, España se clasifica como el cuarto con más desigualdad, por delante de Grecia, Rumanía y Bulgaria. El informe de UNICEF que pide equidad para los niños españoles, se presentó en el Congreso de los Diputados con el propósito de que los políticos incluyeran la desigualdad infantil como tema prioritario en las comisiones de infancia en el Congreso y en el Senado.
Claro, que para ayudar a los niños hay que ayudar a las familias y quizá ese sea el escollo por el que en la última legislatura apenas se hayan realizado progresos en favor de la equidad. El Gobierno ha estado bastante atareado en recortar todo tipo de prestaciones para poder ahorrar dinero y cumplir con lo que se dictaba desde Alemania. Pero no vamos a entrar en temas políticos, sino en el informe de Unicef.

Según el documento, más de un tercio de los niños españoles vive en riesgo de pobreza o exclusión social, a pesar de ello, España es el país comunitario que menos porcentaje del PIB dedica a las prestaciones económicas para las familias y la infancia, tan sólo un 0’5%, lo que representa menos de un tercio de la media europea. En España se gasta muy poco en protección social a niños y familias, la desigualdad ha crecido en los últimos años de forma significativa afectando sobre todo a las niñas y a los niños inmigrantes.

La aplicación en nuestro país de restricciones al acceso universal a la atención sanitaria es un riesgo para el aumento de la brecha en salud para los adultos extranjeros, pero también para los niños y niñas que viven con ellos. Por otro lado, el incremento de la aportación de los usuarios al coste de los medicamentos puede comprometer la capacidad de acceso a ellos de los hogares con niños. Actualmente no existe ninguna encuesta o mecanismo público oficial de seguimiento de las preocupaciones, opiniones y el bienestar subjetivo de los niños, niñas y adolescentes. Se pueden seguir proporcionando datos que configuran un presente y futuro para los niños españoles, determinado por las desigualdades sociales, esto además pasará factura al país.

Como es habitual, UNICEF da una de cal y otra de arena, en el informe también se han recogido algunas medidas positivas llevadas a cabo en los últimos años, como por ejemplo la aprobación del II Plan Estratégico de Infancia y Adolescencia 2013-2016, el Plan Nacional de Acción para la Inclusión Social, o el Fondo Extraordinario para la Pobreza Infantil, entre otras. Lamentablemente todas estas iniciativas son limitadas e insuficientes, se puede poner como ejemplo el Fondo contra la Pobreza Infantil que está dotado con 48 millones de euros, algo que se puede considerar calderilla, ya que la inversión en políticas de infancia de las administraciones públicas por niño disminuyó en más de 6.300 millones de euros en el periodo 2010-2013.

UNICEF pide que se alcance un Pacto de Estado por la Infancia en el que se tengan en cuenta las siguientes medidas:

Prestación por hijo de 1.200 euros anuales, empezando por los hogares con menos ingresos.

Becas escolares, apoyo educativo y educación de 0 a 3 años accesible para todos y gratuita para los hogares con menos recursos.

Garantizar el acceso universal a la salud y los medicamentos.

Tomar en serio el bienestar infantil subjetivo: realizar un barómetro de infancia.

Mejorar los indicadores y el seguimiento público de la desigualdad, en especial la de la infancia.

De un Pacto de Estado por la Infancia se ha hablado en otras ocasiones, ya son varios los informes de UNICEF denunciando la situación que atraviesan muchos niños españoles y ofreciendo recomendaciones que pudieran mejorar la situación, pero se puede decir que se han obviado, como ya hemos indicado antes, era más importante cumplir con el tema del déficit que garantizar el bienestar de los niños y la equidad. Ya veremos si esta vez sirve de algo, de momento os invitamos a leer el informe (Pdf), para conocer con detalle cómo está la situación de una buena parte de la infancia de nuestro país.

Enlace permanente:
Equidad para los niños españoles



Equidad para niños españoles
Equidad para niños españoles
Equidad para niños españoles
Equidad para niños españolesEquidad para niños españolesEquidad para niños españoles

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :