Revista Ciclismo

Estiramientos para prevenir el dolor de espalda

Por Rafael @merkabici
Estiramientos para prevenir el dolor de espalda

Los estiramientos son ejercicios importantes que pueden ayudar a mantener nuestra espalda saludable, incluyendo todos los músculos y articulaciones del resto del cuerpo. Ejercitar y estirar la columna durante un calentamiento adecuado puede ayudar a prepararnos para nuestro entrenamiento cardiovascular.

¿Porque realizar estiramientos para la espalda?

Nuestra espalda tiene un gran papel en nuestro cuerpo, el entrenamiento puede dejar nuestros músculos rígidos y adoloridos. Los estiramientos alivian la tensión y le permite ser mucho más flexible. La flexibilidad en la espalda es importante para muchos deportes, aumentar la flexibilidad solo se puede lograr con tiempo y disciplina.

¿Qué le sucede a la columna vertebral durante los estiramientos?

Diseñar una rutina de estiramientos para nuestra columna vertebral comprende realizar diferentes técnicas para mejorar la movilidad. Extender la columna vertebral hacia atrás, flexionarla hacia adelante, doblarla hacia el lado izquierdo, girarla hacia la izquierda. Independientemente de la cantidad de rotación, movilizar nuestras articulaciones mejora en gran medida nuestro rango de movimiento, una rutina de estiramientos incluye movimientos eficaces.

Ejercicios de estiramientos para la espalda

Acuéstese de espaldas sobre una superficie suave, abrace sus rodillas en contra de su pecho y suavemente balancee su cuerpo hacia adelante y atrás, gane impulso cada vez que ruede y retome toda la longitud de su columna vertebral. Para este tipo de estiramiento recuerde masajear suavemente la espalda. Mantenga sus abdominales ligeramente contraídos, esto le ayudara a liberar los músculos tensos de la espalda.

Rodillo de espuma para extensión de la espalda

Siéntese en el suelo con las rodillas dobladas y la planta de los pies en el suelo. Coloque un rodillo de espuma justo encima de la parte inferior de su espalda donde están las costillas inferiores, recuéstese sobre el rodillo y extienda sus brazos hacia arriba. Si no tiene rodillo de espuma igual puede juntar dos pelotas de tenis.

Mientras esta acostado sobre su estómago, doble las rodillas y levante los pies hacia el techo. Mantenga esta postura por 20-30 segundos, puede repetir la postura varias veces hasta obtener mejores resultados. Una vez que su cuerpo se adapta a este nivel de estiramientos, puede avanzar un poco más en la rotación muscular.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista