Revista Mundo animal

Infanticidio en el oso pardo cantábrico

Por Davidalvarez
El infanticidio consiste en la muerte de individos jóvenes que normalmente no están emparentados con el agresor. Este comportamiento ha sido descrito en numerosas especies de mamíferos, sobre todo en carnívoros y primates y aunque en un principio fue considerado como un comportamiento patológico, actualmente se considera que es un comportamiento adaptativo que aumenta la eficacia biológica del infanticida. Los casos de infanticidio han sido documentados tanto en hembras como en machos. En el caso de las hembras estas podrían beneficiarse del infanticidio de cachorros de otras hembras al reducir la competencia por los recursos para sus propia descendencia. En el caso de los machos, un ejemplar que matara a las crías de una hembra conseguiría que esa hembra entrara rápidamente en celo, aumentando las posibilidades de que se aparee con él y de esa forma pasar sus genes a la siguiente generación, eliminando al mismo tiempo los descendientes de otro macho no emparentado.
Los investigadores del Instituto Cantábrico de Biodiversidad (ICAB) Alberto Fernández Gil y Javier Naves, junto a varios investigadores de otros centros, acaban de publicar un artículo en la revista Animal Behaviour en el que hacen un análisis de los casos de infantidio sexual en el Oso pardo cantábrico (Ursus arctos). A lo largo del periodo comprendido entre 1996 y 2008 estos investigadores han detectado nueve casos de infanticidio en esta población de osos, cuatro de los cuales los consideran confirmados y los otros cinco los han considerado probables.
Este artículo tienen una gran importancia ya que es la primera vez que se ha conseguido documentar un caso de infanticidio sexual en el Oso pardo. El video que os cuelgo aquí aparece como material suplementario en el artículo de Animal Behaviour y ha sido grabado por Carlos Granda, uno de los autores del artículo, en el año 2000 y en el se puede apreciar como un macho adulto ataca y llega a matar a los 3 esbardos de una osa mientras ella trata de defenderlos sin éxito. La calidad del video no es demasiado buena ya que se tomó a gran distancia acoplando una cámara a un telescopio, pero el documento es impresionante.

Durante los días siguientes a la grabación del video se encontraron los tres cachorros muertos pero no depredados, lo que descartaba el canibalismo y apoyaba la teoría del infanticidio sexual en esta especie.
Desde este blog quiero felicitar a los autores del artículo y sobre todo a Carlos por conseguir este espectacular documento.
El comportamiento de canibalismo sexual también ha sido observado en algunas aves, por ejemplo en las jacanas (Jacana jacana), una especie que al igual que los falaropos de los que ya hablamos en este blog, tienen los roles sexuales invertidos, siendo los machos los que llevan el peso de la incubación y la crianza de los pollos mientras que las hembras se aparean con varios machos. En este video de la serie LIFE de la BBC se puede observar en detalle el comportamiento de canibalismo sexual en esta especie.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista