Revista Opinión

La austeridad pepera que nos viene

Publicado el 16 septiembre 2011 por Rgalmazan @RGAlmazan

¿Para qué estudiar? Esta es la pregunta que cualquier joven se puede hacer, cuando ve que muchos licenciados, doctores o titulados con máster, se encuentran en paro o tienen que aceptar ser camareros o dependientes para poder sobrevivir.

Pues bien, imagínense que pensarán esos mismos jóvenes que no saben si estudiar, o los otros que están en el paro o recolocados en trabajos no cualificados, si se enteran de cuestiones como estas:

  • El conductor del presidente de la diputación de Málaga gana 54.000 euros anuales. Supongo que los demás choferes del país, por ejemplo los del PMM, estarán esperando que les igualen el sueldo, por el mismo trabajo.
  • El otro caso, es el del director del aeropuerto de Castellón –ya saben, un aeropuerto que no está abierto y no se sabe cuándo se abrirá—, que gracias al padrino Fabra, su mentor, cobra 84.000 euros anuales, desde hace más de dos años. Casi 6.000 euros más que el Presidente del gobierno. O sea, un director de un aeropuerto sin aviones gana más que Zapatero. Un aeropuerto que lleva acumuladas pérdidas de más de 20 millones de euros. No está mal. Y es que me hacen pensar mal, porque visto el tiempo que lleva en el puesto y lo que gana, me pregunto ¿Cuál será la función del director de un aeropuerto sin movimientos con ese sueldazo? ¿No será el mamporrero del “benefactor” o simplemente dará lustre y esplendor a la escultura que en su honor se dedicó el mismo “benefactor” en el aeropuerto vacío?

aeroport-castello

Después de ver estos casos, no me extrañaría que los jóvenes se dedicaran a buscar amigos o amigotes con poder y que les coloquen y no estudien. Mucho más rentable y directo. “Lo de estudiar para los parados”.

Estos son dos casos, ¿cuántos habrá que no sepamos? ¿No es la hora de que todos los sueldos públicos, también los de entes o empresas públicas, estén controlados, como lo están lo de los funcionarios y, así, evitar la corrupción encubierta? ¿Por qué un trabajador que es cargo de confianza y cobra del erario público no tiene límites y puede ganar lo que su “padrino” le asigne?

Casualmente estos casos son nombrados a dedo por el PP, pero no lo hacen con mala intención, ha sido sin querer, ellos siguen diciendo que hay que ser austeros, que hay que ahorrar, lo que pasa es que no lo van a hacer en sueldos de amiguetes, sino en Educación y Sanidad. Al fin y al cabo sus hijos van a colegios de pago y tienen sociedades médicas privadas. Y es que ellos se preparan con el futuro, y no tienen la culpa de que nosotros no sepamos por dónde van los tiros.

Abróchense los cinturones y abran los paracaídas, el 20-N está a la vuelta de la esquina.

Salud y República


Volver a la Portada de Logo Paperblog