Revista Coaching

La estrategia de los sentimientos

Por Juanmartinezsalinas76

LA ESTRATEGIA DE LOS SENTIMIENTOS

Sentir  las cosas, sean buenas o malas, es vivir al 100% las emociones que nos depara la ruleta del tiempo. No es nada bueno reprimir los sentimientos ni las sensaciones, porque eso hace que se queden dentro y que nos las aceptemos ni asumamos. El actuar así supondrá vivir en soledad y quizás, conlleve a una depresión

Hoy en día, muchos pseudo-expertos, sin pensarlo dos veces, dicen “que la crisis es una oportunidad” y “que no debemos tener medio a esta situación”. Por supuesto, desde la barrera se ven muy bien los toros. Cuando este tipo de situaciones te cambia la vida y ponen en jaque tu economía familiar y el sustento de vida es normal sentir rabia, odio, remordimientos, miedo y, al final, desesperación porque somos personas y no superhéroes. Debemos asimilar la nueva situación y tomarnos nuestro tiempo para procesar los cambios acontecidos en poco tiempo. Para ello, va muy bien comunicarse constantemente para liberar las sensaciones que pasan por nuestra cabeza.

Eso sí, por muy mal que nos sintamos, el pensar de forma negativa no ayuda en absoluto porque hace que lo veáis todo mal y que caigáis en la más absoluta parálisis de movimiento que hace que retrocedáis cada día más. La situación es difícil y hay que vivirla para saber qué se siente; sin embargo, os recomiendo que penséis con realidad optimista, haciendo cosas que os reactiven poco a poco. Debéis replantearos vuestra vida, hábitos, estrategias, objetivos en función de lo que tenéis, necesitáis y queréis ahora mismo y en un futuro cercano para trazar vuestros pasos. No es cuestión de hacer cosas por que sí, porque eso aun frustra más con el paso del tiempo. Es hacer cosas que os ayuden en el tiempo a llegar a donde queráis y quizás, a veces, debáis dar vueltas que no acorten el camino para poder sobrevivir. Pero eso también es avanzar y pensar con visión de futuro.

Lo que está claro es que no es fácil y lleva su tiempo asimilar la nueva situación. Sin embargo, no olvidéis que aun moviéndose, el camino es duro y más en estos tiempos. Las negativas y los quizás algún día os los vais a encontrar a diario pero eso debe daros fuerzas para seguir al día siguiente, independientemente de la flaqueza que os surja al final de día.

No os dejéis llevar por la desesperación y la pereza por muy fuerte que sea porque preguntaros una cosa ¿en qué os ayuda eso? Desgraciadamente en nada. El hacer cosas os hará ver las cosas con otra perspectiva y en estos tiempos ya es un triunfo superar los días con actividad. A veces los triunfos son pequeños o quizás no los percibimos y son muy grandes. Así que no dejéis que nadie os haga parecer mediocres o perdedores porque la situación de cada uno es un mundo particular.

Si decidís rendiros y tumbaros, es una opción que no recomiendo porque las consecuencias al levantaros serán aun peor y traerán terribles consecuencias que no será fácil borrarlas.

Por ello, va bien que os replanteéis vuestras estrategias y lo conseguido para poder variar la forma de hacerlo. No pasa nada por cambiar de hábitos. Pensad que de todo se aprende. Los errores son base fundamental del aprendizaje en todas las personas.


Volver a la Portada de Logo Paperblog