Revista Cine

Logroño: un museo al aire libre

Publicado el 31 enero 2020 por Pandora Magazine @PandoraMgzn

Logroño es una bella ciudad situada al norte de España y es la capital de la región de La Rioja. Es un lugar histórico, lleno de monumentos imponente y rodeado de un entorno natural impresionante. Si tienes pensado hacer una escapada a la ciudad, échale un vistazo a los mejores hoteles en Logroño para asegurarte un alojamiento céntrico. A continuación, te recomendamos algunos de los monumentos y parajes que no puedes perderte si viajas a Logroño.

La ciudad se encuentra a las orillas del río Ebro. Es una ciudad llena de paseos y caminos, que hacen que sea perfecta para el turismo al aire libre.

  1. Parque del Ebro: se encuentra en el centro y es el pulmón de la ciudad. Los paisajes son muy bonitos y podrás disfrutar de las mejores vistas de Logroño. Podrás caminar por el parque o montar en bici en uno de los numerosos carriles bici de los que dispone la ciudad. Y para acabar tu visita… ¡Un picnic bajo el atardecer es el plan ideal!
  2. Parque El espolón: es la plaza más emblemática de la ciudad. Se construyó a principios del siglo XIX y tiene muchos paseos y zonas ajardinadas. En la plaza, también hay una estatua dedicada al general Baldomero Espartero, quien fue casado con la riojana Jacinta Martínez de Sicilia.
  3. Bodegas Vivanco: no puedes ir a Logroño y no visitar la bodega típica de la región. Se trata de la bodega Vivanco, un referente del vino de La Rioja. Podrás conocer la bodega, hacer un recorrido por todo el proceso de fabricación del vino e incluso tendrás la oportunidad de hacer una cata al acabar. Allí también podrás visitar el Museo Vivanco de la Cultura del Vino, considerado uno de los mejores museos de vino de todo el mundo.
  4. Concatedral de Santa María La Redonda: data del XV y es una de las construcciones más antiguas de la ciudad. Podrás observar la Portada de los Ángeles y las dos torres, que se conocen como «Las Gemelas», aunque una es unos centímetros mayor que la otra.
  5. El Parlamento: el Parlamento de La Rioja se encuentra en el casco histórico, en la calle Marqués de San Nicolás y es un edificio digno de visitar. Justo al lado, podrás ver la Puerta de Revellín, un vestigio de la antigua muralla de la ciudad.
  6. La iglesia Imperial de Santa María de Palacio: se empezó a construir entre los siglos XII y XIII. Es famosa por su aguja de planta octogonal.
  7. Calle Laurel: para finalizar tu visita, podrás degustar la maravillosa gastronomía riojana. La calle Laurel es una calle llena de bares y establecimientos en los que podrás probar el vino y la comida típica riojana. Te recomendamos probar las alubias, la menestra y las patatas riojanas. De postre, ¡no te pierdas las peras al vino o el mazapán de Soto!

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas