Revista Libros

Los chapas del facebook

Publicado el 10 agosto 2012 por Mediasmentiras @mediasmentiras

LOS CHAPAS DEL FACEBOOK
                                                Campos de acción de los pesados
No quiero ser injusto, se que "chapas" hay en todos los lados, Twitter, Tuenti, la cola del supermercado, el autobús, la piscina, el bar cuando degustas un café con ganas de evadirte del mundo,el parque cuando estás mirando las mariposas, etc...
En este caso me centraré en los del Facebook. Hay varios tipos:
  1. El que te etiqueta en sus chorradas. Hay que tener mucho cuidado con el tema de a quien le caes bien. Si tienes la desgracia de caer bien a un chapas te etiquetará en todo, para dar una imagen de que has aprobado su obra  (suelen ser mediocres), sus fotos (sueles aparecer mal) o sus pensamientos (suelen ser copiados pero sin hacer alusión a la fuente). Son gente peligrosa, no pilla las indirectas y no te queda más remedio que eliminarlos, desafortunadamente solo del Facebook. Otra opción es la pedir aprobación cada vez que te etiquetan, pero esa es menos sangrienta y más aburrida.
  2. Los que te llenan de mierda su muro con sus temas. Si Martina Klein me llena mi muro con sus fotos me jodería,pero lo podría tolerar. Eso si, que un tipo calvo al cual no conozco tape MI publicidad, en MI muro, con MIS cosas , de lo que quiero compartir porque me sale de MI apéndice, con sus mierdas me jode, así lo digo, me jode. Hay muchos de estos que no tienen medida, no se si tienen pocas neuronas o mucho ego. Más sangrante es cuando lo hacen en muros de empresas, me parece que su estupidez no tiene techo. La educación de los moradores accidentales de tales tropelías me parece impagable. Mucha mierda de mucho mierda sordo mancha muros, yo lo digo, algunos os calláis. 
  3. La gente que cree que por poner un enlace 2000 veces tendrá más visitas. Como en todos los casos aquí hay mucho ignorancia derivada de la falta de estudios y de una sordera crónica. Está bien publicitar tu trabajo, es una buena herramienta, pero cuando lo haces en exceso, con mensajes contradictorios , y con un extremado mamoneo en los comentarios se consigue el efecto contrario: la repulsa. Cuando veo que mi Timeline lo cubre una misma persona con una misma chorrada puesta en plan psicópata la limito en su visibilidad, no me interesa, me aburre, y me da la sensación de que debe ser muy pobre lo que ofrece cuando tiene que mostrarlo tanto.
  4. Los comentarios reiterados, mamporreros y faltos de objetividad puestos a saco. Todos tenemos más afinidad con unos que con otros. De hecho yo la tengo con 30 personas de mi Facebook, es humano. Lo que no me parece muy coherente es cuando un grupo de personas, para publicitar un tema, se lanzan piropos de muro a muro como si no hubiera más opinión que la suya, como si los demás fuéramos raros si pensáramos que es una mierda. A estos comentarios grupales y que parece guionizados les acompañan los de [email protected] 7 [email protected] de turno a los que les falta tiempo para dar la palmadita en la espalda y halagar lo que estoy seguro que no han leído. Falta de frescura que conlleva desidia por el tema.

En definitiva, la gente cree que hace publicidad positiva y lo que hace es publicidad NEGATIVA.
No es cuestión de no mostrar tu obra, es cuestión de hacerlo con coherencia y dejar espacio para que los demás puedan opinar sobre ella sin condicionar el pensamiento. Se demuestra incoherencia, mediocridad y patetismo con algunas actitudes.
Me aburren los chapas del Facebook, me voy al bar para que el viejete me cuente sus batallitas de la post guerra que me resulta más gratificante, y encima pagará él.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Dossiers Paperblog

Revista