Revista Cultura y Ocio

Mosaic: alienación y poesía

Publicado el 28 enero 2021 por Carlos Huerga @carloshuerga
Mosaic: alienación y poesía

En el vasto mundo de los videojuegos no todos son grandes proyectos; de manera similar a otras industrias como el cine o la música, hay espacio para propuestas independientes que cuentan con presupuestos humildes, y por tanto, tienen menos expectativas -menos riesgos económicos-, lo que les permite desarrollar sus productos con mayor libertad creativa. Hay casos paradigmáticos: desde Limbo e Inside, de los daneses Playdead, hasta Journey, de Thatgamecompany o el reciente GRIS de los españoles Nomada Studio. Videojuegos que proponen lenguajes y enfoques alejados de los discursos predominantes e imponen sus propias reglas. De hecho, muchas veces, esos indies plasman una mirada crítica sobre la realidad y los mecanismos de una industria que a día de hoy es más importante que las del cine y la música juntas.

Mosaic, desarrollado por el estudio noruego Krillbite, es uno de esos juegos “pequeños” que ofrece una experiencia intensiva e indaga en narrativas experimentales a la vez que se preocupa por el apartado artístico. Mosaic posee una narración consistente que explora vericuetos desde la errabundia y los desvíos, a partir de una historia distópica con toques surrealistas que nos hace pensar en la alienación y la soledad. El protagonista es un ser anónimo que vive en una sociedad donde no hay comunicación; todo se reduce a producir y el móvil es una extensión más de nuestro cuerpo, pero también un instrumento perfecto para vigilar y castigar (¿el nuevo panóptico al que aludía Michel Foucault?). Sin embargo, los vagabundeos a los que el protagonista (y por tanto el jugador) se lanza, permiten explorar (¿revelar?) los mecanismos de control que el Capitalismo intenta disimular. Lo interesante es que en esa hostilidad capitalista, puede haber momento poéticos, aunque sean efímeros.

Uno de sus mayores atractivos es el apartado sensorial, desde lo visual, con su estilo low poly, hasta el musical, con incursiones electrónicas que se funden con un sonido envolvente, conformando una ambientación que atrapa. Por si fuera poco, Mosaic contiene una sorpresa, BlipBlop, un minijuego peculiar y adictivo que puedes descargar como app en el móvil o iPad. 

Con reminiscencias de grandes películas como Metropolis, Her o incluso la serie Black Mirror,  Mosaic es de esos juegos indies que se salen felizmente de lo común y nos hace pensar en nuestra sociedad para cuestionarnos el sentido de nuestra vida.

(Mosaic, Krillbite Studio, 2019. Apple Arcade, PC, Mac, Nintendo Switch, Xbox One, PS4).



Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista