Revista Cine

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Publicado el 12 febrero 2012 por Ventura

Un señuelo, un cebo, un pretexto. Como el accidente que sufría el medico y su caballo en el arranque de La cinta blanca (Michael Haneke, 2009), la historia que abre de The Turin Horse es un mero reclamo para conducirnos a un espacio singular gobernado por un tiempo muy concreto. Un tiempo sin Historia que solo podemos aceptar llegando a él con una historia. Un tiempo  vivo pero no-vivido. Nuestro tiempo, con el que nos relacionamos como si fuéramos forenses. El vínculo, nuestro vínculo, hace mucho que fue subcontratado. Así que celebramos nuestro analfabetismo temporal calmando nuestros nervios frágiles e irritables a base de largos planos secuencia. Vencidos por la catástrofe, ante los pliegues y arrugas revelados por la epifánica fricción entre “el tiempo” de la ficción con su propio “tiempo”, ha llegado el momento de imaginar en Hiroshima.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Salve quien pueda la vida.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Me and my horses

me and my horses

trouble in two places

as the city walls

down the city rules

thought I was close

to the place where I rose

me and my first date

we give and we take

we evaluate

we negociate

we communicate

thought I was late

when I passed through the gate

this feeling I hate

no, wherever you’re meant to go

back home

like houses

like homes

like leaving

like shoes

like running

like fast

like horses

like trust

like purses

like horns

like dancing

like drowning

with a stone in your pocket

with a stone

like probably

like worry

like possibly

like maybe

like maybe

like maybe…

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Nuestras humanidades #2: El Macguffin de Turín.

Ricardo Adalia Martín.

Advertisement

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas