Revista Deportes

Pep guardiola y el dinero

Publicado el 22 julio 2015 por Confiesa

PEP GUARDIOLA Y EL DINERO     Que decepción. Dice Fernández Díaz que Pep Guardiola jugaba en la selección por dinero. Madre mía, y yo que siempre pensé que lo hacía gratis, como el resto de jugadores, como Casillas que se pagaba la camiseta para poder jugar con España, o como Sergio Ramos que se paga de su bolsillo los viajes para poder jugar en la selección.
     Y ahora me entero de que el único que lo ha hecho por dinero ha sido Guardiola. Pep, mi Pep de siempre, jugaba con España por cosas tan absurdas como prestigio, dinero, profesionalidad. ahora  descubro que nunca cantó el himno en la intimidad, que nunca gritó VIVA ESPAÑA ni abjuró de su condición de catalán.
     Y si te descuidas, te pones a hurgar en su vida privada y hasta averiguas que escuchaba a Lluis Llach cantando "La gallineta"  o "L'estaca", y que ni era una canción la primera sobre las granjas ni la segunda era una descripción de un juego de fuerza.
PEP GUARDIOLA Y EL DINERO
     ¡Qué decepción! y  qué calladito lo tenía. Nadie sabía que era catalán, nadie sabía que siempre defendía a Catalunya, nadie se imaginaba que en su interior le hubiera encantado poder jugar con la cuatribarrada en competición oficial. Nadie. O al menos, no lo sabía el ministro del Interior, el señor Fernández Díaz.
   
     Hay que ser ridículo pero casi profesional de la ridiculez para ignorar que Pep(¿le suena que alguna vez se llamara José o Pepe?) era catalanista. Pero hay que ser aún más ridículo para despreciar a alguien por serlo. ¿Qué tiene de despreciable que alguien sueñe, desee, que Catalunya sea un estado diferente? Y qué tiene de malo, de despreciable que cuando ese sueño, ese deseo era imposible, uno defienda la camiseta del país del que(le guste mas o menos) forma parte?
      ¿ Es imprescindible que para que un jugador vaya a la selección(de cualquier especialidad) renuncie a sus ilusiones? ¿A usted, señor ministro, le parece incompatible cumplir con la legalidad vigente, defender a la selección española, ganar unas olimpiadas en el equipo, comprometerse al máximo con la selección y sentir por dentro que eres catalán, que te gustaría que tu país tuviera selección propia y poder defender esos colores, pero sin que ello conlleve renuncia ni desprecio por la selección en la que juegas?
     Nada más lejos de mi intención que defender el separatismo, defender que Catalunya acabe siendo una realidad diferente a la actual, pero ¿tan difícil es que hagamos un esfuerzo por entender al que piensa diferente?
PEP GUARDIOLA Y EL DINERO
     Pep Guardiola, en todos y cada uno de los partidos en los que se puso la camiseta roja (como Piqué, como Xavi, como Cesc, como tantos otros) defendió a nuestro país, señor ministro, al suyo y al mío, y gracias a muchos como ellos(canten el himno español o les sea indiferente) pudimos celebrar juntos dos Europeos y un Mundial, cosa señor ministro, que yo en mis muchos años, ni me planteaba.
     Señor Fernández Díaz, ahórrese hacer más el ridículo, y sobre todo, ahórrenos el ridículo a los  españoles, le hayamos votado o no, y entienda que ya no son épocas del ordeno y mando, que la gente puede ser futbolista y opinar de política, o entrenador y catalanista. Que entrenar no impide opinar, que las mordazas ya no sientan bien salvo en las películas de miedo.
     Y aunque a usted le pueda sorprender, Pep Guardiola jugaba por dinero.
     Se llama ser profesional. Y es lo que yo a los seleccionados les exijo.
     Y también a los políticos
 
   
   
   

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista