Revista Cultura y Ocio

Revelado

Publicado el 23 diciembre 2010 por Hellman
Revelado
Santiago Cepeda.
Revelado es el mejor adjetivo que se le puede asignar a Santiago Cepeda. Dos grandes premios en un mes. Primero, el Premio Nacional de Poesía Inédita con su libro "Arder no ha sido luz", y seguidamente, ganó el Premio de Novela Joven Embajada de España. Revelación, o Revelado, Cepeda ya da de qué hablar. En el diario El Tiempo comentan su novela:

"Mis papás dicen que cuando yo era muy niño no los dejaba dormir nunca y la forma de calmarme fue enseñarme a leer.

Entonces, la lectura se convirtió en el antídoto contra la soledad de las noches y contra el terror de las pesadillas", comenta. Ese noble hábito fue fortaleciéndose en Cepeda, durante sus años como bachiller del Gimnasio de Los Cerros, cuando se lanzó a escribir el boceto de lo que luego sería su primera novela, Revelado , con la que ganó el Premio de Novela Joven Embajada de España-Colsánitas 2010.

Hace siete años, y luego de leer sobre los indígenas chamanes del sur de los Estados Unidos y sobre la vida de Jim Morrison, el autor sintió una necesidad irrefrenable por escribir. "Pero después de dos meses de escritura paré en seco y no sabía por dónde más seguir; no me gustaba lo que había escrito y entonces lo abandoné".

Y al igual que la estructura de 'Revelado', que está inspirada en la idea del "eterno retorno", de Friedrich Nietzsche, Cepeda regresó a ese primer manuscrito de juventud, que, alimentado con nuevas lecturas de su carrera de literatura en la Universidad Javeriana, se convirtió en la novela que ahora presenta.

En un claro homenaje a Morrison, uno de sus músicos preferidos, Cepeda da vida a Vincent James, un roquero imaginario de los años 60, y al joven Andrés Valls (protagonista de la novela), quien se obsesiona con el diario de James, cuando su padre se lo deja en herencia.

La novela se desarrolla, en paralelo, en el 2001 y en 1971, año de la muerte de James. "Los dos años van a empezar a fusionarse en el personaje de Andrés Valls, que es quien está traduciendo la obra de James, al punto de confundir su identidad con la del músico, hasta llevarlo al borde de la locura", explica el autor.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista