Revista Cine

Review: “El Dorado” – Boardwalk Empire E08-T05

Publicado el 01 noviembre 2014 por Proyectorf @Proyectorfant

El pasado domingo finalizó una de nuestras series favoritas de los últimos tiempos: Boardwalk Empire (HBO) luego de 5 excelentes temporadas. A continuación, comentamos nuestro parecer (con spoilers, obviamente).

Se terminó el imperio de Atlantic City y nace uno nuevo. Si bien es contundente, me queda la sensación de final semiabierto por la situación de Luciano y su nuevo reinado, pero parece poco probable que se toque esa historia en un spin-off. Podemos decir también que el argumento cerró por todos lados, por lo menos en nuestra percepción, no lo vimos venir, aunque Michael Pitt lo haya spoileado (?).

El episodio final de Boardwalk Empire no decepcionó para nada. La última temporada en general se mantuvo en los mismos niveles que la serie, con un gran cierre, tensión absoluta en los últimos 3 capítulos, y un nivel de emotividad bien cargado. Boardwalk podrá haber tenido sus altos y bajos en su argumento, tampoco llegó lo suficiente a nuestros corazones, pero se debe ser sincero también y decir que se cerró de una forma digna, previsible por la naturaleza del conflicto y por el tipo de personaje que es Nucky Thompson, pero con una vuelta de tuerca quizás inesperada por los últimos acontecimientos.

¿Cómo formar a tu asesino?

Luciano definitivamente se alzó con el campeonato de la mafia de 1933 (?), es el líder absoluto, y su intención por organizarla está en nacimiento, a pesar de su victoria. Por eso queda la sensación de final abierto, su ensamble de liderazgo no tiene una seguridad avasallante, simplemente logró armar bien las piezas para ocupar ese lugar. Lo más difícil es mantenerse, y Charlie lo sabe. Tiene en cuenta lo que le paso a Al Capone, y manejar un ambiente donde todos buscan bajar al de arriba, no debe ser fácil. No tiene sentido un spin-off por lo poco que dura el reinado de Luciano, y  no podría haber seguido como “Boardwalk Empire”. Sin Nucky pierde sentido.

Hablando de Al Capone, se fue de una forma completamente humana, negando sus problemas, o por lo menos, exponiéndose muy seguro de sus posibilidades, sin embargo, de alguna forma todos conocemos su destino y al hablar con su hijo, intuimos que lo sabe. En eso la serie logró introducir la popularidad y la fama del personaje para dejarla en un segundo plano, pero siempre su ego fue lo predominante en esta temporada. Sus problemas de gestión quedaron más que claros para exponer su caída, y el final de su reinado es un indicio para demostrar lo que esta temporada se encargó de exponer en todo momento, los años “dorados” se terminaron.

En definitiva, el final de Boardwalk Empire fue triste para todos los involucrados, menos los momentáneos vencedores. La infancia de Nucky justificó su significado sobre el final, pero sirvió para especular con posibles alternativas, en definitiva, el hecho de incumplirle la promesa a Gillian fue el cierre perfecto para la serie y ese final entre flashbacks fue redondo. Nucky siempre se basó su poder en ayudar a los demás y los favores que recibe, al traicionar ese aspecto, encuentra el huevo de la serpiente que ayudó a forjar. Quizás hubiera recibido el balazo de todas formas, pero ese es el mensaje que termina entregando la serie, si las cosas se daban de otra manera, tenía poder de negociación Nucky al momento de su muerte.

boardwalk-empire-01_612x380

Final anunciado pero inesperado

Más allá que se esperaba un final trágico (en cárcel, pobre o muerto, seamos honestos, ninguna serie de mafiosos puede terminar bien con la moralina de los productores), Enoch Thompson siempre encontró la salida de sus problemas, por eso debía ser algo más irracional lo que termine con su vida. Y si bien, resultó previsible o posible que Tommy Darmondy iba a vengar a su familia, la forma que en la cual se justificó el argumento fue lo más sólido para el final. Nunca sospechamos quién era ese personaje hasta el momento que devela su identidad, Gillian pidió 2 cartas para escribir en toda la temporada, una dirigida a Nucky y la otra a su nieto. Está claro que todo fue planeado por ella, y no se puede ignorar que este fue su último manotazo de ahogado, como el de Nucky en el mar.

descarga

Especular con otro tipo vida para Nucky era también una posibilidad difícil de ver concretada. Sus planes nunca fueron puestos en escena en este último episodio, más allá del deseo de comprar un departamento, y los que tuvo antes se frustraron. Por otro lado, la muerte estuvo presente siempre en Boardwalk, pero nunca jugaron tanto con ella como en este capítulo, los guionistas nos entregaron varios momentos en el cual pudo haber ocurrido, sin embargo, fue un amague constante.

Nadie se salvó, como dijimos quizás Margaret sí lo hizo, pero la maniobra sospechosa en la bolsa pareció ser muy evidente. Eli terminó con una bolsa de dinero y sus propios demonios. Y Luciano terminó con un poder que no parece poder manejar. Un final típico para una historia de mafiosos, donde todos salen perdiendo, o la justicia vence. Aquí se puede decir que el poder jurídico no tiene ni de cerca protagonismo, pero la ley del más fuerte que gobierna esta especie de ambiente se impuso sin contemplación.

2014-11-01

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas