Revista Viajes

Rutas en coche: recorriendo la costa andaluza I

Por Pili_hb @albergue

Cabo de Gata_th

El verano aún no ha acabado y todavía puedes coger sombrilla, toalla y bañador para tumbarte en la playa y conseguir ese bronceado perfecto que tan bien te sienta. Para facilitarte un poco la tarea -operación bikini aparte- en HostelBookers nos hemos puesto manos a la obra y hemos elaborado una ruta por las mejores playas de la costa andaluza, empezando por Almería y finalizando en Huelva, pasando por Granada, Málaga y Cádiz. El litoral andaluz está bañado por las aguas del Mediterráneo y del Atlántico y llaman la atención la variedad y la belleza de sus playas.

La mejor forma de realizar esta ruta es en coche disfrutando del paisaje, de la refrescante brisa marina y realizando alguna que otra parada entre playa y playa para visitar los bonitos pueblos a lo largo del camino. De todas formas, no tienes por qué hacer la ruta de principio a fin. Puedes centrarte en una o varias de las zonas de costa que te proponemos si lo que buscas es olvidar durante unos días el ruido de los motores y aislarte del mundo escuchando el relajante sonido de las olas. ¡Porque no todo en Andalucía va a ser pasar calor!

 

Cabo de Gata

Cabo de Gata

El Parque Natural del Cabo de Gata, en el extremo suroriental de la provincia de Almería, se ha convertido en uno de los parajes protegidos más visitados de Andalucía. Acantilados, dunas, aguas de azul intenso, paisajes desérticos y playas solitarias son sus señas de identidad. Declarado parque natural en 1987, estos terrenos apenas reciben 240 litros por metro cuadrado de agua al año, por lo que puedes aprovechar el espacio del paraguas en la maleta para cualquier otra cosa que se te ocurra. Te revelamos un secreto: debajo de esas aguas azules se esconden algunos de los mejores fondos marinos de esta zona del Mediterráneo. Todo un regalo para los aficionados al buceo.

El cabo de Gata cuenta con los 50 kilómetros de costa acantilada mejor conservada del litoral mediterráneo europeo. Algunas de las playas más populares son la del Mónsul, la de los Genoveses, la de los Muertos o la de los Escullos. Otras son más recónditas y de difícil acceso como las calas de Carnaje y de Enmedio. También hay espectaculares acantilados volcánicos y arrecifales  como Punta de los Muertos y Mesa Roldán. Otros lugares de interés son las salinas de Cabo de Gata, cerca del poblado de pescadores de San Miguel, donde se encuentra la mayor parte de la avifauna del parque o el poblado minero de Rodalquilar, testigo de la fiebre del oro almeriense en la primera mitad del siglo pasado -en El Dorado español, como se le conocía, llegaron a trabajar hasta 1400 personas.

playa de monsul, almeria

Cómo llegar: desde Almería se llega por la N-340, salidas de Campohermoso, San Isidro, San José y Cabo de Gata.

Dónde dormir: puedes pasar la noche en la cercana capital, que dispone de alojamientos con  buena relación calidad-precio como, por ejemplo, el Hotel Torreluz Centro. Localizado en pleno centro de Almería, tiene habitaciones privadas desde solamente 23 euros por persona y noche.

 

La costa Tropical de Granada

almunecar

La costa tropical granadina se extiende a lo largo de 100 kilómetros de acogedoras playas y limpias calas. En esta franja reina un clima cálido de tipo subtropical, único en la península, con largos y soleados días. Torreones y antiguas fortalezas se extienden por toda esta costa, que en su tiempo servían para vigilar un mar Mediterráneo plagado de piratas. Motril es la segunda ciudad más habitada de Granada y queda tierra adentro, en el corazón de una fértil llanura. Almuñécar, coronada por un castillo árabe, posee un patrimonio histórico de gran valor conformado por necrópolis fenicias, fábricas de salazones y torreones vigías. Además, cuenta con un parque ornitológico, que reúne ciento veinte especies distintas de aves. Salobreña es el pueblo más bello de la costa tropical. Sus casas de un blanco reluciente, su fortaleza árabe y sus calles tortuosas y estrechas recuerdan al visitante que sigue en Andalucía. Las playas de Salobreña son dos: la Guardia y el Peñón. La primera es solitaria y tranquila; la segunda es más bulliciosa.

salobrena

Qué comer: la sardina es uno de los pescados más populares de la costa tropical, ya sea como moraga o en espetos (ensartadas en cañas y asadas en hogueras). Otros platos típicos son el ajo cabañil, las migas de harina o el jayuyo, una torta rellena de jamón, aceite y huevos.

Fiestas: las procesiones marineras en honor a la Virgen del Carmen a mediados de  julio se suceden en varios pueblos de la costa tropical, como Salobreña, Almuñecar o Calahonda, con embarcaciones engalanadas por los pescadores a la orilla del mar.

Dónde dormir: en Salobreña puedes quedarte en el céntrico Hostal Jayma, con habitaciones privadas desde 25 euros. El Hostal Altamar, a dos minutos andando de la playa, se sitúa en una zona tranquila del centro de Almuñecar, con habitaciones privadas por 20 euros por persona y noche.

 

Publicaremos la segunda parte de nuestra ruta en breve, ¡así que estate atento al blog!

 


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista