Revista Cine

Selma, la rebelión pacífica y la lucha interminable

Publicado el 17 febrero 2015 por Sergio Palacios @palserg
Selma, la rebelión pacífica y la lucha interminable

MARTIN LUTHER KING JR:
Our lives are not fully lived
if we're not willing to die for those we love,
for what we believe.

FICHA TÉCNICA
Título: Selma (2014) / Selma: El Poder de un Sueño
Director: Ava DuVernay
Guión: Paul Webb
Cinematografía: Bradford Young
Edición: Spencer Averick
Cast: David Oyelowo, Tom Wilkinson, Carmen Ejogo, Tim Roth, Giovanni Ribisi, Cuba Gooding Jr., Common, Lorraine Toussaint, Oprah Winfrey, Dylan Baker, Tessa Thompson, ...
País: Estados Unidos

Selma es un filme sobre como Martin Luther King Jr., mediante protestas pacíficas y un entendimiento fundamental del manejo de la política en su país, se encarga de provocar un cambio al evidenciar ante todo el pueblo de Estados Unidos qué tan lejos llegan sus mismas acciones y crímenes de odio, y hacerlos recapacitar, convirtiéndose en líder e inspirador de libertad para toda una sociedad que vivía en represión.

La cinta inicia en 1964, cuando Martin Luther King Jr. ( David Oyelowo) se encuentra practicando el cierre de su discurso para la ceremonia de entrega de su premio Nobel de la Paz. Mientras prueba más frases, revisa también su corbata, la cual piensa que no es la adecuada para tal evento. Esto no habla de narcisismo ni de preocupaciones superficiales, sino de su entendimiento del funcionamiento de la política, cuidando que su imagen no dé a entender que está desconectado de su gente, ni que se interprete que la lucha ya ha terminado. Este detalle es de suma importancia, pues nos deja ver este conocimiento político que más adelante será primordial en la aplicación de su estrategia con las marchas que realizarán en Selma, Alabama, para forzar al presidente Lyndon B. Johnson ( Tom Wilkinson) a actuar en defensa de toda la gente que está siendo afectada.

Habiéndose ya promulgado la Ley de Derechos Civiles, esto significaba que legalmente los afroamericanos ya tenían el derecho de registrarse para votar; sin embargo, en territorios sureños, y especialmente en Alabama, las autoridades hacían de las pruebas un obstáculo imposible para no otorgarles los permisos para el registro. Esto lo vemos también en las primeras escenas, con Annie Lee Cooper ( Oprah Winfrey), a quien le piden que nombre a los 67 jueces del condado de Alabama. Los habitantes afroamericanos, al no estar registrados, no pueden fungir como jurado cuando se comete un crimen de odio o por racismo, dejándolos sin capacidad legal para defenderse, hecho que evidentemente es abusado por la autoridad y la gente de la zona.

A pesar del importantísimo rol que tuvo en la historia, Martin Luther King Jr. no es tratado como una deidad o alguien intocable, sino como un ser humano determinado en lograr un cambio, pero que también comete errores, y vemos cómo esta incesante lucha le cobraba en otros aspectos de su vida, como su matrimonio y su vida familiar.

Lo verdaderamente problemático es la ironía en la que nuestra sociedad cae, pues aunque estamos viendo una lucha de hace décadas para erradicar esta problemática, y a pesar de que en teoría se había solucionado, el racismo es algo que sigue peligrosamente vigente en la actualidad, con crímenes recientes que evidencian que la lucha, en efecto, no ha terminado.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas