Revista Coaching

Si hacemos mal el plan de negocios, estamos planeando el fracaso !

Por Jcvalda @grandespymes

fracaso emprendedorpor Cr.Mauricio Geppert

A menudo ,los empresarios, son adeptos a encarar la acción directamente antes que planear las actividades a desarrollar. Sin embargo debemos enfatizar  en el concepto que el planeamiento en el campo de los negocios es un  asunto central.

 Un plan bien preparado proporciona a la  empresa una ruta en  el mapa de las actividades económicas. No importa el tamaño de la empresa ni el tiempo que lleva actuando. El planeamiento también proporciona la forma de concentrar los esfuerzos enfatizando las pocas alternativas críticas que generarán los mayores retornos de la inversión.

Pero, los planes no tienen que ser fantasiosamente realizados. Al contrario, deben basarse en las recientes experiencias exitosas que se hayan vivido.

Los planes deben ser concisos, realizables y mensurables.

 ELEMENTOS QUE LO INTEGRAN .  En primer lugar, hay que evaluar el desempeño en el pasado próximo identificando el volumen de ventas y los distintos factores de costos. Si la empresa recién se inicia, es necesario estudiar la competencia viendo sus éxitos y también sus fracasos.

A continuación, hay que establecer los objetivos para el próximo año. Dichos objetivos deben focalizarse en el monto de ventas y utilidades a los cuales se aspira llegar. Si se trata de una empresa en marcha esto es bastante más fácil porque se recurre a la experiencia.

Si no fuera este el caso, los objetivos deben ser conservadores porque todos sabemos que un negocio recién abierto no es una máquina instántanea de vender y hacer caja. Todos los objetivos deben constar por escrito. Sabemos que es díficil en nuestra cultura empresarial. Muchas veces pensamos que es algo inútil.

Sin embargo,dado que no hay un sólo objetivo, sino que aparecen muchos es bueno tenerlos por escrito para ir confrontando con el paso del tiempo si se dan  en la realidad. En tercer lugar, hay que determinar las estrategias principales y dentro de ellas las tácticas que nos permitirán llegar a los objetivos planteados.

Este es otro punto en el que comunmente se falla porque tenemos la tendencia a actuar por impulsos. Nos cuesta mucho ser racionales . Hay que pensar qué hacer y cómo hacerlo.

Las tácticas de marketing deben ser actividades dirigidas a generar confianza en nuestro productos y conocimiento de los mismos, en tanto que las tácticas de ventas deben generar relacionamientos con los potenciales compradores.

Las tácticas financieras deben permitir a la empresa contar siempre con dinero para desarrollar normalmente todas sus actividades. Habitualmente es el mayor problema que aparece en las pequeñas empresas.

En general fantaseamos en lugar de planear. A no confundirse pues.

Autor Cr.Mauricio Geppert

Si te gustó el artículo y la temática del Blog por favor sería muy interesante para todos que nos dejes tu comentario.

Además, puedes recibir todos los artículos completos en tu buzón de e-mail ingresando tu dirección de correo en:

suscribete

Tu dirección de e-mail solo se utilizará para mandarte la actualización del blog diariamente.

Ten la precaución de escribir bien tu dirección y luego debes confirmar la suscripción aceptando un mail que recibirás en tu casilla desde Feedburner. Sólo entonces estarás realmente suscripto !!

Muchas gracias por acompañarnos.

Puedes encontrar MUCHO más material relacionado a este tema que te interesa en nuestro Blog Grandes Pymes

http://jcvalda.wordpress.com


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revistas