Revista Informática

Software “libre”

Publicado el 19 marzo 2014 por Droidblock @droidblock

android44

¿Es Android 100% libre?. Lo cierto es que no completamente; Android no es un sistema operativo libre en todos sus aspectos -no es que te hayan mentido a lo largo estos 5 años de Android, ahora me explicaré. Aunque sea verdad que está basado en Linux y que su duro núcleo esté totalmente fundamentado en la política de software libre, el sistema operativo de los de Google contiene algunas variables que son privativas, como por ejemplo, sin irnos muy lejos, la propia Google Play; la tienda oficial que nutre de aplicaciones al sistema del robot verde.

Por tanto, dejando a un lado que también cuenta con APIs privadas para el control de hardware, Android no es 100% libre, ya que gran parte de las utilidades de un teléfono con este SO no lo son. Además de Google Play, muchas de las aplicaciones más utilizadas por las personas que utilizan Android son privativas, incluidas algunas de la propia Google como Hangouts. Pero también es bien cierto que Android es hoy en día uno de los triunfos de Linux y de los sistemas operativos modificables, con una base de usuarios enorme y que no parece desinflarse por muchas alternativas que surjan.

Software “libre”

Pero, ya que analizamos Tizen, Cyanogenmod o Sailfish OS como software a tener en cuenta en este mundo de los smartphones, ¿Por qué no dar cabida a alguna alternativa libre 100%?. ¿Realmente exite tal alternativa?, la respuesta es afirmativa, y en gran parte mucha culpa de ello la tiene la propia Android. Gracias al poder de personalización y a la grandísima comunidad de personas que hay involucradas en proyectos de software libre, salen a la luz cosas increíbles que dejan con la boca abierta a cualquiera. Las ROMs que permiten instalar nuevos sistemas operativos en tu dispositivo, los infinitos módulos, modificaciones y aplicaciones para llenar de utilidad nuestras pantallas y hacernos la vida un poco más fácil.

Destacar algo por encima, por muy poco que sea, del resto en esta comunidad es algo que no voy a hacer. Me parece impresionante el trabajo de los desarrolladores y las ganas que le ponen a lo que hacen sin recibir nada a cambio -apenas algunas donaciones de quien lo crea oportuno y otras veces ni eso. Es algo digno de mención y un mayor reconocimiento por parte de la gente, muchas de las cosas que gigantes como Android, Windows Phone o iOS incorporan son gracias a estas pequeñas -pero grandiosas- aportaciones de la comunidad. Si os parecen muy exageradas estas palabras echad un vistazo al mayor foro sobre desarrollo de Android, XDA Developers, encontraréis de todo para vuestro smartphone.

Así que sin poner por delante a nadie y con la promesa de mostraros algunos de los mejores proyectos que puedan existir, voy a hablaros de Replicant y F-Droid, 100% software libre. Estas dos alternativas a Android van de la mano a favor del software libre, una “replicando” un sistema operativo libre y otra con su condición de tienda de aplicaciones libre. Si, habéis adivinado, Replicant es un sistema operativo que elimina todas las APIs privadas de Android y aplicaciones que no sean libres, teniendo, en vez de Google Play como tienda por defecto, a F-Droid, unicamente con aplicaciones libres, gratuitas y con todo su código fuente al descubierto.

Software “libre”

Mucho ha llovido ya desde aquel HTC Dream, aquel teléfono que empezaba a ser un poquito inteligente, aquel móvil que nos regaló el primer Android en sus fantásticos 320×480 pixels, una cámara de 3,15 megapíxeles -solo trasera, por supuesto- y que, con una RAM de 192 MB y lejano de los quad y octa-core, nos enseñó el patrón a seguir en los próximos años. Poco más de 5 años en los que Android se ha impuesto como el sistema operativo lider sin discusiones, superando a todos sus rivales ampliamente, sobre todo a nivel de ventas. Desde 2010, dos años después del lanzamiento de Android, se juntaron un grupo de cuatro personas, naciendo Replicant OS, y comenzaron a editar el código, quitando cualquier parte privativa.

Principalmente, se basaban en el código de Android Open Source Project (AOSP) y tenían su propio repositorio de aplicaciones de software libre. Todo su código fuente era público y el que quisiera podría echar una mano. Replicant se convertía así en un clon de Android, con la unica diferencia de ser 100% libre. Más tarde dejaron de un lado AOSP y dieron un fuerte abrazo a Cyanogenmod (ahora convertida en empresa) ya que si se basaban en él era mucho más fácil abarcar un mayor número de dispositivos -Cyanogenmod también es software libre-, más allá del primer HTC. Además de cambiar la base de su código, Replicant decidió que lo mejor era establecer como tienda de aplicaciones predeterminada a F-Droid, la alternativa a Google Play totalmente libre que ya os mencioné.

Por tanto, todo libre, todo ventajas, ¿No?. La realidad es que no, no es oro todo lo que reduce, y es que, a pesar de que todo pinta muy bien, también tiene sus desventajas. Replicant tiene mucho menos soporte que Android, menos aplicaciones y desarrolladores activos, además de que solo es instalable en los siguientes dispositivos: Nexus S, HTC Dream, HTC Magic, Samsung Galaxy S, Galaxy SII, Galaxy SIII, Galaxy Tab 2 (7 y 10 pulgadas), Galaxy Nexus y Goldelico GTA04. F-Droid por su parte es instalable en cualquier smartphone desde su página web (no está disponible en Google Play) y lo podéis utilizar cualquiera de vosotros, la interfaz es muy sencilla y la funcionalidad es correcta aunque peca de demasiada simpleza. Todas las aplicaciones que residen en los repositorios de F-Droid como software de cualquier tipo referido a esta tienda, así como Replicant, tienen publicado su código fuente, para que cualquiera pueda modificarlo a su gusto.

Software “libre”

Si estamos aprendiendo a programar Android, F-Droid nos servirá de ayuda, ya que nos podremos fijar en las aplicaciones y “jugar” con ellas, para ir mejorando nuestros trucos, todo es libre y gratuito, las aplicaciones se adaptan a tus necesidades, a lo que edites dentro del código. Si os suena la tienda de aplicaciones Aptoide -es la más grande después de Google Play-, F-Droid es una bifurcación de su código fuente y utiliza un sistema donde los desarrolladores ni siquiera se tienen que registrar para publicar sus apps, todo es anónimo y sin recolecta de datos. Para instalar aplicaciones desde esta fuente, y cualquiera que no sea Google Play, recordad que tenéis que tener activado en los ajustes la casilla de orígenes desconocidos.

Como vemos, alternativas las hay de todos los colores, ya que para algo existen los gustos, ¿No?. Cambiar parcial, o totalmente, está al alcance de nuestras manos gracias a sistemas como estos, y el software libre es un potenciador muy claro. Gracias a la enorme personalización de Android y sobre todo al nuevo concepto que han introducido, Ubuntu OS y Firefox OS parece que se suben al carro del “software libre”.

¿Puede Replicant pelear con alguno de los sistemas operativos libres que existen actualmente?. Para mí, al menos actualmente, no, ya que la base de usuarios que utilizan Android es muy grande, y la mayoría desconoce tanto a Replicant OS como a ROMs más famosas, por ejemplo, Cyanogenmod, Paranoid o AOKP, pero en un futuro los sistemas 100% libres puede que sí tengan un poco más de voz y voto.

 

De momento en China el número de personas que rootean su smartphone y le instalan una ROM está subiendo a un ritmo que da miedo, y da que pensar que el futuro pasa por ahí. Mientras tanto, Android es lo suficientemente libre y completo; aunque es cierto que Google sabe todo de nosotros


Volver a la Portada de Logo Paperblog