Revista Economía

Su santidad el islam.

Publicado el 08 noviembre 2017 por Torrens

En varias notas anteriores me he referido a Dolors Bramón, profesora de lenguas semíticas de la Universidad de Barcelona afortunadamente ya jubilada, y digo afortunadamente porque ya no puede dar a sus alumnos una imagen sobre el Islam que no solo es errónea, sino absolutamente contradictoria.

Esta señora, en su obsesión por imponer su visión del Islam ha llegado a decir que si todos fuéramos musulmanes en el mundo habría paz y justicia. Solo se olvida que desde que murió Mahoma los propios musulmanes han estado enfrentados a muerte entre ellos, sunitas a un lado y chiitas al otro (conflicto que, por cierto, la señora lo limita a la época actual y como no podía ser de otra forma lo achaca a las barbaridades que los occidentales han cometido con ellos), que a su vez están subdivididos en cientos de grupo y clanes entre los que con frecuencia saltan chispas. Esto sin mencionar los infieles eliminados por el Islam en su rápida expansión en la edad media que por supuesto se efectuó por la fuerza a coste de la vida de millones de infieles e incluso de la desaparición de religiones que eran practicadas masivamente como los adoradores de Zoroastro en Asia que casi desaparecieron.

Es de las personas que en mi opinión son cómplices del terrorismo islámico porque no solo lo desligan totalmente del Islam sino que atacan con extrema dureza a quien se atreve a decir lo contrario.

Adjunto un artículo de la señora publicado por El Periódico en el que con su tono habitual que implica que ella está en posesión de la verdad absoluta y como que los demás somos totalmente ignorantes sobre el Islam hemos de creer lo que dice, pero la realidad es que el artículo está plagado de mentiras, falsedades y tergiversaciones.

En primer lugar en Noruega el verano del 2011, cuando Anders Behring Breivik asesino a 69 personas nadie ni tan solo insinuó que fuera miembro de Al Queda porque el propio terrorista se definió enseguida como de extrema derecha supremacista. Lo del copiloto de Germanwings es todavía peor, nadie ni tan solo insinuó su radicalización islámica entre otras cosas porque todo el mundo estaba ocupado criticando que Lufthansa le hubiese permitido pilotar a pesar de los informes médicos.

Cuando se refiere a los ataques en el puente de Westminster en Londres, aparte no mencionar que el segundo ataque fue en el London Bridge, se refiere a los atacantes como ingleses pero olvida mencionar que el del Westminster era británico convertido al Islam y miembro de una familia de origen paquistaní, y los del London eran un paquistaní y dos marroquíes, musulmanes por supuesto.

Y el colmo, hacia el final del artículo se refiere al ataque de las Ramblas y Salou y aunque no lo dice alto y claro insinúa que alguien se inventó el imán musulmán que los radicalizó para sacudirse responsabilidades.

En la conclusión suelta la peor de las mentiras, dice textualmente “Aunque haya muchos sectores de la población que relacionen islam con violencia, ambos conceptos son incompatibles.”. Por lo visto la señora desconoce que allí donde llega el Islam indefectiblemente crea muy graves problemas que siempre acaban provocando actos violentos, pero ¡¡claro!! Todo esto son mentiras, son la leyenda negra de Su Santidad el Islam.

BRAMON EP


SU SANTIDAD EL ISLAM.

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :