Revista Opinión

¿Te comiste a mi primo?

Publicado el 29 mayo 2018 por Carlosgu82

La pregunta del título la formuló mi primo de tres años mientras se dirigía a su tía.

Ella naturalmente le dijo que no y se echó a reir, pero él, que continuaba con la duda fue corriendo donde su papá y entre gritos le dijo “Anea se tragó el bebé!!!”

Su papá lo tomó en brazos y ambos se sentaron junto a la tía embarazada, por mi parte, me limité a escuchar la conversación que entablaron y tuve la oportunidad de dejarme sorprender por la sabiduría infantil.

Quiero detenerme un minutito aquí, porque siendo yo mujer, siempre he pensado que tal vez podré encontrar las palabras adecuadas para enfrentarme a este tipo de preguntas más fácilmente que un hombre, pero esa idea se destruyó ese día.

Jamás escuché a nadie explicar de manera tan natural, eficaz, ubicada y eficiente la formación de los bebés. Evidentemente la conversación se extendió unos minutos, se omitieron detalles quizás inapropiados para la edad de mi primo, pero doy por sentado que ahora comprende el

¿Te comiste a mi primo?

proceso de gestación

mejor que muchos.

“Prima, el bebé está en la pancita de Anea para crecer” (hacer el favor de leer con voz y pronunciación infantil), me dijo, y así, a quien llegaba le explicaba para qué servía el cordón “bulical” (umbilical) y el “níquido alótico” (líquido amniótico).

Ahora le ha dado por hablarle al bebé, por contarle cuentos y cantarle canciones y asegura que será una niña. La única duda para la que las respuestas no le han resultado lo suficientemente convincentes es el hecho de que el bebé no tenga juguetes dentro, porque claro, sino, ¿Qué hace durante todo el día?

En fin, creo q¿Te comiste a mi primo?ue  si puedo concluir algo es que siempre existen maneras correctas de decir y explicar cosas sin tener que recurrir a historias absurdas que luego no hacen más que confundir a los niños. Por otro lado, si realmente es niña (cosa que se sabrá en aproximadamente dos semanas) les haré saber y si gustan podrán contratar los servicios de adivinación del niño.

Cscarllett.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas