Revista Viajes

Termas de Puritama, oasis en el desierto de Atacama

Por Pstdeviaje @PsTdeViaje

Termas de Puritama, oasis en el desierto de Atacama

Termas de Puritama, Desierto de Atacama, Chile

Créditos: Felipe Esturillo

En medio del desierto de Atacama es posible encontrar las termas de Puritama, ideales para relajarse, disfrutar del paisaje y sus propiedades terapéuticas. Desierto de Atacama es sinónimo de calor y aridez, como todos los desiertos. El de Atacama es el más árido del mundo, pero a pesar de ello esconde algunas sorpresas. Por ejemplo, cada cierto tiempo, con el poco agua que su tierra es capaz de recoger, florecen cientos de flores, haciendo del desierto más árido del mundo, un desierto florido. Otra de las sorpresas que esconde, es un pequeño oasis de aguas termales ubicado a 30 kilómetros al norte de San Pedro de Atacama y a 3.500 metros sobre el nivel del mar. Son las termas de Puritama. 

Qué son las termas  Las termas son un espacio acuático en donde el agua se calienta de manera artificial o natural. Conocidas por sus cualidades terapéuticas, el agua termal permite al cuerpo relajarse y recuperar la vitalidad perdida. En las termas naturales, sus aguas toman temperatura de las rocas calientes que yacen bajo tierra, brotando al exterior. No suelen tener el transparente color de una piscina normal, entre otras cosas por las altas temperaturas, que las ayudan a conseguir ese tono verdoso. 

Termas de Puritama, oasis en el desierto de Atacama

Termas de Puritama, Chile

Créditos: Felipe Esturillo

Termas en el desierto  Se suele asociar termas, por lo menos en Chile, a los verdes y frondosos paisajes del Sur. Sin embargo, en Puritama lo que se aprecia es algo totalmente diferente. En medio del desierto, aparece este regalo de vida, no sólo con agua –elemento tan escaso, sino que también con vegetación que rodea las pozas contrastando con los marrones del desierto. 

Termas de Puritama  Las termas de Puritama están ubicadas en un cañón montañoso, en una abrupta quebrada. Rodeadas de vegetación y con un diámetro de 8 metros, la temperatura de sus aguas ronda los 33º Celsius. Los pozones, que son 8, no superan el metro de profundidad. En uno de ellos hay una cascada y, al ponerse abajo, genera una sensación de hidromasaje natural. Cuenta con una infraestructura básica para que el turista pueda aprovecharlas al máximo: camarines, baños y pasarelas de madera, tanto para el turista como para proteger la flora y fauna del lugar. 

Los beneficios de Puritama  Dicen que desde siempre la gente ha acudido hasta Puritama a aprovechar sus cualidades curativas. Las aguas de las termas están clasificadas como meso termales sulfatado-sódicas, de PH neutro. Contienen una combinación de otros minerales como sulfatos, magnesio, sodio, potasio, litio, calcio y boro que ayudan a aliviar los dolores de la artritis, osteoporosis, reumatismo crónico, bronquitis, y otras dolencias. Estas aguas son también recomendadas para aliviar para combatir el cansancio y el estrés; estimulan el aparato circulatorio, el digestivo y el rejuvenecimiento de la piel. No está de más recordar que siempre que acuda a una terma es preciso que, si sufre de alguna dolencia, lo consulte con su médico. 

Termas de Puritama, oasis en el desierto de Atacama

Puritama, termas en el Desierto de Atacama

Créditos: Felipe Esturillo

Cómo llegar a las termas de Puritama  Si no tiene coche, la única manera de llegar desde San Pedro es contratando un tour o un taxi, no existe de momento transporte público hasta este hermoso lugar. Si lo que prefiere es alquilar un coche, debe seguir las indicaciones para ir a los Géiseres del Tatio hasta llegar al desvío que lleva a las termas de Puritama. Si sale desde San Pedro, son casi 30 kilómetros. Si viene desde Santiago casi 1.700 kilómetros. Los alrededores de las termas de Puritama Si está en Puritama tiene a su alcance algunos de los lugares más hermosos y turísticos del planeta. No deje de visitar San Pedro de Atacama, Valle de la Luna, Toconao, o Géiseres del Tatio, sin lugar a dudas se irá enamorado, como muchos antes que usted.


© Carolina Bassa Mercado, Derechos Reservados 

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista