Revista Cine

They Live - 1988

Publicado el 15 diciembre 2017 por Jimmy Fdz
They Live - 1988
Director: John Carpenter
Madre mía la de sueños que estoy teniendo los últimos días, siempre a todo color porque nunca sueño en blanco y negro, saltando de tercera persona a primera persona y viceversa sin lógica aparente. ¿Alguien tiene una cabaña en medio de una montaña que me preste, o que me regale? Toda esta euforia pre-segunda vuelta electoral me tiene mareado; la gente anda muy agresiva en todos lados y debo decir que me pone los nervios un poco de punta, porque el lunes inevitablemente habrán algunos mofándose de otros y los otros estarán echándole la culpa al primero que se les cruce y dudo que el espíritu supuestamente conciliador de la navidad pueda calmar los ánimos. Seré honesto y digo que ojalá no gane Piñera, pero es totalmente desapasionante tener que votar por un candidato, Guillier, en el que no creo y que no tiene en su puto programa nada respecto a los derechos de los animales (busqué y busqué y nada encontré), pero así están las cosas y sinceramente pienso que, tal como dice Piñera, vendrán tiempos mejores, sólo que no gracias a él, y quizás no en los siguientes cuatro años, pero quién sabe, hay que tener paciencia, como siempre, hay que tener paciencia.
They Live - 1988They Live - 1988They Live - 1988They Live - 1988They Live - 1988They Live - 1988They Live - 1988They Live - 1988
"They Live" es una película de ciencia ficción y de acción cuya premisa se utiliza en pos de una punzante crítica social y política que para muchos quizás no suene demasiado compleja u original, aunque tampoco hay que ser un genio, o tener lentes de sol capaces de ver la mierda debajo de las apariencias, para darse cuenta que la desigualdad de la sociedad se alimenta de la complicidad de la misma, no necesariamente una complicidad consciente, pero sí amparada por toda una maquinaria mediática capaz de ramificarse en gran cantidad de posibles complicidades que no necesariamente van de la mano, pues una cosa es ver el verdadero rostro del candidato de los magnates y otra cosa es no ver el mensaje subliminal que se esconde bajo el rojo chillón de la compañía de moda que tiene de títeres a medio mundo, y claro, ninguno de los dos actúa de la misma forma pero de alguna forma contribuyen a este conformismo disfrazado de libertad de acción (entre otros tantos males y síntomas), pues uno promete y promete y miente y miente mientras el otro hipnotiza e hipnotiza y banaliza y banaliza, ambos dibujando sendos mundos felices. Y podría seguir, pero en el fondo no soy más que un vagabundo gritando en medio de una calle concurrida, un vagabundo que también es cómplice de la maquinaria. "They Live" señala que todo proviene de la élite, una élite única que maneja tanto la política como los medios de comunicación y similares, una élite conformada por unos extraterrestres deformes que a simple vista parecen humanos comunes y corrientes, una élite que quiere explotar los recursos del planeta tierra y para lo cual se vale de la complicidad de la élite conformada por humanos de verdad como del resto de pobres mortales que, en mayor o menor medida, viven dentro de una burbuja difícil de romper y es que, siendo justos, usualmente esa burbuja es todo lo que tienen y romperla puede arrojarlos al vacío. Así están las cosas: la empatía y el egoísmo no viajan en una sola dirección y tampoco lo hacen por separado. Claramente la película no deja espacio para las sutilezas, pues no todo es blanco y negro como acá se muestra (no todo el mundo vive dentro de una burbuja, pero ahí entra en juego lo de los distintos niveles de complicidad: no votar parece una toma de acción, pero es simple complicidad. Por lo demás, "They Live", no obstante su mensaje, tampoco pretende ser un sesudo tratado socio-político), pero va directo al grano y no deja espacio para dudas, pues lo que muestra, a grandes rasgos (siempre de acuerdo a las circunstancias propias de cada era), es cierto y vigente. Además, es una entretenidísima película de acción y ciencia ficción que, aunque al final exagere bastante (y se saque giros argumentales bastante bruscos y algo inverosímiles, por no decir innecesarios), de igual forma mantiene esa coherencia interna planteada desde el inicio y no permite que su discurso sucumba a la excesiva parafernalia. Y ese final es muy entretenido, ¿no les parece?, pobre chica...
¿El argumento? Roddy Piper es un hombre desempleado que llega a Los Angeles para encontrar trabajo. Comprueba que no es el único que lo está pasando mal y, de paso, descubre que el mundo es gobernado por una raza de extraterrestres que subyugan a la humanidad mediante el poder de la televisión y otros mecanismos mediáticos. Poco sutil, pero la política y el mundo del espectáculo suele ser una jungla salvaje, o si no miren las elecciones presidenciales (o de lo que sea) de cualquier país durante los últimos dos años. "They Live" es ideal para este fin de semana y una muy buena elección para cualquier día del año, y cada día es como cualquier otro...
...si tuviera una harmónica, terminaría esta entrada con una melancólica melodía...
They Live - 1988

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revistas