Revista Cine

Two lovers.

Publicado el 11 junio 2012 por Colomba
Two lovers.
Tanto tiempo esperando ver TWO LOVERS, guardándola en mi estante, a por el momento más oportuno y cuando este finalmente llega, viene acompañada de la desilución. Estaba leyendo algunos otros comentarios sobre la película, buscando explicaciones, quizás aperturas de mente para no ser tan lapidaria en mi próximo comentario, pero me pasó que comprendí que no siempre tiene por qué gustarnos a todos lo mismo, ni por las mismas razones.
Me pasó que encontré de una falta de caracterización de personajes a TWO LOVERS, nunca había visto entera, una cinta donde actuara Joaquin Phoenix, en cambio me vi todas las de su hermoso hermano, River Phoenix. Que si bien no todas sus películas son una joya, él de alguna delgada, blanca, debilucha, sensible manera, sí lo era y las sacaba (salvaba) dignamente. Con Joaquin me pasa que lo encuentro lo masculino de lo masculino, por tanto guapísimo, pese a su cicatriz de labio leporino o quizás ese es su plus, a saber. Pero quería verlo en acción, alguna vez medio que vi "El Gladiador" pero las películas épìcas y para colmo de romanos, las encuentro tan aburridas que lo que suceda además o en vez, me vale madres. Después, desfasada en el tiempo, vi la que fue su pinino cinematográfico "El secreto de los Abbott" donde aparecía junto a Liv Tylor, con su primer amor del mundo del cine. Ya ya para rematar "Walk the Line" donde hace de Johnny Cash, que tampoco me gusto nadita.
Pero volviendo a TWO LOVERS, me ocurre ahora que lo pienso detenidamente, que no sé de dónde saqué que Phoenix era o podía ser buen actor y por eso compré esa pelicula. Porque el personaje que interpreta da para varias vueltas de tuerca. Primero y ya sospechosamente, a los 10 minutos de comenzada la cinta, la madre (Isabella Rossellini) da cuentas que Leonard (Joaquin) es bipolar y todo indica que volvió a la casa de sus padres, después de un fallido intento de suicidio. O sea estamos ante un personaje problemático, con dos fuertes matices: la euforia y la depresion y no están para saberlo pero mi padre lo era y sé exactamente de lo que se trata y lo poderosos que pueden ser cualquiera de esos dos estados anímicos. Y a Joaquincito se le hacía agua el bote porque fuera de poner cara de cachorro abandonado, de loquito de patio de tanto en tanto, no pasaba nada con él, ninguna señal para el espectador que mostrara el sufrimiento, existencialismo, por el que estaba cruzando, por el que suele atravesar un bipolar de cepa.
Obviamente que alguien el contó que los bipolares tienden a obsesionarse facilmente con todo, todo, digase muchas cosas. Entonces el personaje se agarra de la obsesión por dos mujeres, más por una que por la otra y la cantidad de accioones rídiculas que hace para conquistar a la que lo trae de un ala. Siempre presente la madre (Rossellini), para recordarle tomar los remedios. Pero había una serie de detalles no menores de su pasado, de por qué quería suicidarse, de por qué había vuelto a la casa con sus padres, que uno no lograba entender y por lo que se hacían inverosimiles demasiadas cosas y esta bien no contarlo todo y dar misterio, siempre y cuando, de alguna manera, finalmente desembuchen esos por qués gatillantes que tanta falta están haciendo, para medio entender.
A mi en lo personal, además de inverosimil, encontré que el personaje le quedaba grande a Phoenix, que no sabía comportarse como un verdadero bipolar, que no es muy constante en sus medicaciones, que tiene obviamente como todos los seres humanos, carencias afectivas, producto de un pasado reciente del cual hace una somera alusión pero que uno se queda pensando si será verdad o mentira y que por tal hay que entender, justificar y amar al personaje que en realidad ralla burdamente en el rol del loquito de patio que quiere ser el hombre de los sueños de su amante uno (Gwyneth Paltrow), que en definitiva era otra loca, la tipica norteamericana insatisfecha, loca, anorexica, borracha y drogadicta. O sea el festival del cliché barato. Demasiados cabos sueltos que quizás para otros, se trate de cine arte, que no hay que contarlo todo, quizás pero pasar de no contarlo todo a vivir en un escenario donde todo es absurdo y cliché, pues no.
Una lástima, realmente una lástima, porque tenía mis esperanzas sólidas puestas en esta película, alguna vez vi la sinopsis en el cine, no alcancé a verla porque la sacaron rápido y entonces ni bien pude la compré, quizás también pasó demasiado tiempo y a diferencia de los buenos vinos, esta el tiempo transcurrido le venía en contra. A saber.No tan recomendada!!
SINOPSIS:
Es un drama romántico clásico enmarcado en el mundo cerrado de Brighton Beach, Brooklyn. Narra la historia de Leonard, un apuesto aunque trastornado joven que regresa al hogar de su infancia tras fracasar en su intento de suicidio. Mientras se recupera ante la atenta mirada de sus preocupados padres, finalmente incapaces de entenderle, se cruza con dos mujeres en rápida sucesión. Está Michelle, una bella vecina con halo misterioso y exótico, alguien fuera de lugar en un contexto como el del aburrido vecindario de Brighton Beach donde Leonard tiene las raíces. No obstante, no va a tardar en descubrir que también ella es alguien con serios problemas. Entretanto, sus padres tratan de establecer una relación entre él y Sandra, la encantadora y bondadosa hija del hombre de negocios suburbano que está comprando el negocio familiar de limpieza en seco. Leonard se verá finalmente obligado a tomar una decisión imposible entre la impulsividad del deseo y el confort del amor o arriesgarse a caer de nuevo en las tinieblas que casi le matan.
CALIFICACION:******************
FICHA TECNICA:Título original: Two lovers, Estados Unidos, 2008Dirección y Guión: James GrayGénero: Drama - romanceReparto: Joaquin Phoenix, Gwyneth Paltrow, Vinessa Shaw, Isabella Rossellini, Elias Koteas, John Ortiz,  Moni Moshonov, Julie Budd, Bob Ari.mi septima pasion

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Sobre el autor


Colomba 13 veces
compartido
ver su perfil
ver su blog

El autor no ha compartido todavía su cuenta El autor no ha compartido todavía su cuenta El autor no ha compartido todavía su cuenta

Revista