Revista Cultura y Ocio

Un domingo, dos dudas...

Por Francisco Enrique Perez Ruiz-Poveda @PATXIPE
UN DOMINGO, DOS DUDAS...

Tengo una duda. No sé si ayer Don Cristiano Ronaldo metió cinco goles al Espanyol, o fueron cinco millones, debido a que algunos periodistas, de un blanco inmaculado y vena al cuello a punto de estallar, se han encargado de repetirlo a modo de un eco eterno.

Creo, sinceramente, que eso tampoco ayuda al personaje, aunque seguro que a la persona, con el tiempo, le aumentan los beneficios de su cuenta corriente. 

Viendo desde la ventana, en Donosti, ese gris tan de sirimiri y de nos quedamos en casa absorbiendo calorías a modo de todo tipo de golosinas, quizás lo de multiplicar por un millón la importancia de cinco goles se entienda como otra manera de intentar enderezar un día que solo tiene de interesante el que sea domingo, si es que eso debe de ser interesante.

Desde el punto de vista de este vecino del mundo, otro día tan interesante como leer la biografía de “Dinio, el follador” o “El Dioni, el último Robin Hood español”. Eso, si ambas biografías hubieran sido publicadas…
Para uno que es simpatizante de la Real Sociedad, no me atrevería a incluirme en la modalidad de hincha, y mucho menos de “forofo”, lo del equipo txuri-urdin y el Betis, ayer, es una muesca más de impotencia sentimental. Debería de tratarlos, y estoy convencido de ello, un sexólogo, porque se supone, es lo mínimo a pedir, que a todo buen futbolista le tiene que “poner”, y “como una moto” además, el jugar a fútbol, pero éstos, los de la Real, parecen aquellos antiguos presos que se les dibujaba atados a una bola de hierro, pesada, muy pesada. El caballo del malo, e incluso el de un fotógrafo, es más rápido y nervioso, que un txuri-urdin buscando la portería contraria.

Quizás, la respuesta la tenga la misma idiosincrasia de la ciudad. Una ciudad, que mientras los vecinos, porque en el fondo es “eso”,  tienen todo un Museo Guggenheim, aunque para los gustos de más de uno, la fachada esté en eternas obras, y en un “sin terminar”, aunque sea muy molón, aquí nos hemos quedado con una “Tabakalera”, Centro Internacional de Cultura Contemporánea ( ¡ahí queda eso!), para los vecinos del Botxo, abierta al público estos días, que este vecino tiene que conseguir alguno de sus impresos para comprobar, si siendo consecuentes con el espíritu original del edificio, advierten que “fumar es malo para la salud”. Se ha hablado mucho y durante años de esta super-obra, pero, o me lo he perdido personalmente, o echo en falta publicidad de lo que uno se va a encontrar dentro, que sirva de reclamo a las posibles visitas, y no para hacer “patria chica”, que es lo que realmente parece que está ocurriendo.

Hay días que son todavía más de calendario que de vivirlos cuando encuentras, en todo lo que te rodea, más arquitectura y planificación, que alma y ganas…Tengo otra duda. No sé si pasear por la ciudad, Donosti, o perderme por ella, que no es lo mismo.Como se suele decir, y ya por terminar, si mañana estoy, es que he venido…¡Madre mía!…, creo que tengo la tensión por las nubes con tanto olor a impotencia… Ya perdonarán…*FOTO: DE LA RED
Votar en los Premios Bitacoras.com
guia de blogs

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :