Revista En Femenino

Utini!

Por José Mª Ruiz Garrido @laparejadegolpe
Suena la alarma del móvil.
En cinco minutos vuelve a sonar. Hora de despertar a los padawanes. La Maestra-Jedi acaba de irse al trabajo, y empieza mi horita del día. Hora y media en realidad. Hay días que lo llevamos mejor, otros no tanto. Pero es lo que hay. Los jawas no tienen la culpa.
UTINI!Pasan dos, tres, cuatro horas. Desayuno, procrastino, trabajo, salgo a comprar, vuelvo a procrastinar, cocino. La casa sin niños estaría silenciosa toda la mañana si no fuera porque escucho rocanrol a casi todas horas. Ya me conocéis. La alarma del móvil vuelve a sonar: UTINI! UTINI! UTINI! El tiempo justo para desconectar, acabar de recoger, y salir pitando a por los padawanes al cole.
UTINI!La hora de comer es otra cosa, otro ritmo. Mientras vuelve la Maestra-Jedi yo intento ponerme al día con los peques, pero sigue siendo complicado. De siempre la paciencia ha sido uno de los poderes Jedi más difíciles de dominar. Para los padawanes y para mí. Llega el cambio de guardia, y sin que alarma que tenga que avisarme, me marcho al trabajo. ¡Malditos tuskens!
UTINI!Paciencia, que aún quedan tres alarmas por sonar. Las primeras son para no olvidarme del tique de la puñetera Zona Azul. Lo del miedo, las multas, la ira y todo lo demás que conduce al Lado Oscuro, ya sabéis. UTINI! UTINI! La última es la que espero con más ansiedad. Desde que estoy con reducción de jornada, mi hora de salida se ha convertido en el 'Momento UTINI!' en el trabajo. Hay ocasiones en las que es imposible dejar lo que esté haciendo en ese momento, pero cada vez intento salir puntual. Y en la redacción de un diario no es lo habitual. Lo mío me cuesta, pero soy afortunado.
UTINI!Normalmente llego a casa cuando los padawanes ya duermen. En cierto modo es una pena, pero es inevitable. La Maestra-Jedi ha tenido que lidiar con ellos toda la tarde, y a veces el agotamiento nos tiene ya en modo zombie. Pero hay días, los menos, que sus niveles de midiclorianos hace que me encuentre con Leia, con Luke, o con los dos aún aguantando en el sofá. Esos días, ante la cara de cansancio de la Maestra-Jedi, no puedo evitar sonreír. Tengo que reconocer que aunque ya me flaquee la Fuerza, me alegra mucho encontrármelos despiertos. Al menos se me concede un ultimo beso, un último "te quiero, papi", y puedo llevarlos yo a la cama.
Hasta mañana. A esperar otra vez a que suene de nuevo la alarma, otro día más de UTINI! en UTINI!

UTINI!P.D.: Sí, mi alarma del móvil suena así. No me tengáis mucho en cuenta este post. Es solo una manera de soltar un poco de mi frikismo acumulado. Y de paso desentumezco los dedos, y el blog.
P.D.2: Hoy es día 13, faltan sólo 2 para el estreno de Star Wars: The Last Jedi. Y yo, si puedo, la veré mañana a medianoche. UTINI!
¡Que la Fuerza os acompañe!
Síguenos en Facebook
Suscríbete por correo electrónico.

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :