Revista Cómics

Will & Jack

Publicado el 24 enero 2011 por Bruce

(De The Jack Kirby Collector #13)
Will & Jack

A finales de los años 30, Jack Kirby era un artista independiente que buscaba nuevos editores. En 1936 comenzó con el Lincoln News Syndicate, trabajando en sus primeras tiras. Dos años más tarde, un Kirby con más experiencia fue contratado por la Will Eisner & Jerry Iger's Art Syndication Company en Nueva York. Allí, produjo tres tiras: Diary of Doctor Hayward, Wilton of the West, and Count of Monte Cristo (acabada por Lou Fine), publicadas en los primeros números de Jumbo Comics (Fiction House) en 1939, que constituyen su primer trabajo de comic book. Jack dejó el estudio ese mismo año, pasando de Red Circle Company de Martin Goodman a Fox Features, donde conoció a su colaborador Joe Simon. Poco se ha escrito sobre el tiempo de Jack en el estudio, aparte de una entrevista realizada por Will Eisner para la revista The Spirit en 1982. Esta entrevista con el padre de The Spirit se llevó a cabo el 25 de enero de 1997 en Angoulême.
THE JACK KIRBY COLLECTOR: En 1938, creaste la Art Syndication Company con Jerry Iger. ¿Cuál era el propósito de este sindicato?
Will Eisner: Es una empresa que empecé con Jerry Iger, que era formalmente el editor de la revista Wow. Wow fue la primera revista para la que trabajé. Yo era un joven dibujante freelance. La revista fue a la quiebra después de dos o tres números. Por lo tanto, yo estaba sin trabajo. Yo era muy pobre, ya que seguía siendo la Gran Depresión. Jerry Iger se arruinó, estaba sin trabajo, sin oficio. Pero ví algo que era muy obvio: No hacía falta ser un genio para ver que estaban buscando nuevas historias, historias originales. Hasta ese momento, las revistas de historietas que estaban empezando utilizaban tiras de periódico, que pegaban juntas. Entonces le dije a Jerry Iger, "Algo está pasando aquí. Muy pronto, no habrá tiras suficientes, y necesitarán material original. Y creo que podemos hacerlo." Así que le dije, "Vamos a crear una empresa."
Almorzamos juntos en un pequeño restaurante. Él dijo: "No, no quiero hacerlo. Además, no tenemos suficiente dinero para empezar." Así que le dije que yo pondría el dinero. Era mi dinero: $ 15, que pagaron durante tres meses el alquiler de una pequeña oficina, una oficina muy pequeña. Había suficiente espacio para una mesa de dibujo pequeño y un pequeño escritorio, y eso es todo. Por esa razón, mi nombre iba el primero en la empresa: "Eisner & Iger." Yo era el financiero, ¿sabes? (Risas) Entonces, yo hacía todos los dibujos.
TJKC: ¿Cómo conociste a Jack Kirby en esa época?
WE: En pocos meses, la empresa fue un éxito. Estaba creciendo muy rápido, y nos mudamos a una oficina más grande en Madison Avenue y 40th Street. Pero ya ves, en esa oficina fingíamos que teníamos cinco artistas, ¡pero en realidad estaba sólo yo! (Risas), hacía cinco historias diferentes, con diferentes nombres: Willis Rensie, W. Morgan Thomas, Spencer Steel, nombres por el estilo. Iger era un vendedor. No era un buen dibujante, pero sabía rotular, por lo que hacía las letras para mí. Él era un vendedor, llamaba a los editores y decía: "Tenemos cinco artistas. Estos son los nombres ..." (Risas) Entonces conseguimos tanto trabajo que nos mudamos a otra oficina, y empecé a contratar a viejos amigos. Fui a la escuela con Bob Kane [a DeWitt Clinton High School], así que le pedí que viniera a trabajar para mí. Él buscaba trabajo. Y entonces empezamos a contratar gente. Jack Kirby vino un día con un portafolio, estaba buscando trabajo. Así que lo contraté y era bueno. Así es como llegó.
Will & Jack
TJKC: ¿Qué otros artistas estaban trabajando allí, junto con Iger, Kane, Kirby, Lou Fine y tú?
WE: Bob Powell. Sin embargo, estos nombres que recuerdas, ¡eran nombres diferentes! el verdadero nombre de Bob Powell era Stanislav Pavlowsky. (Risas) Jack Kirby era Jacob Kurtzberg. Bob Kane era Bob Kahn. ¡Yo fui el único que mantuvo su nombre! (Risas)
TJKC: Vuestra producción iba a ser vendida a Editors Press Service, editor de la revista británica Wag. ¿Fue tu trabajo, junto con el trabajo de Jack, publicado entonces, o lo fue por primera vez en Jumbo Comics (Fiction House)?
WE: No, las primeras publicaciones fueron en las revistas que estaban comenzando. La empresa era lo que se llama un "empaquetador". Es donde pones todo junto y entregas a los editores lo que ellos llaman "camera-ready" y ellos lo imprimían. Los editores que llegaban al negocio entonces no tenían ninguna experiencia con los cómics. Todos ellos eran editores de revistas pulp y las revistas pulp estaban muriendo. Iban en busca de nuevo material. Por lo tanto, no éramos editores, sino productores.
Primero empezamos con Editors Press y había algunas otras revistas. Y luego fuimos a Fiction House que entonces publicaba Jumbo Comics y Jungle Comics.
TJKC: ¿Tienes alguna anécdota para compartir acerca de Jack en el trabajo en aquella época?
Will & JackWE: Jack era bajito. ¡Él pensaba que era John Garfield, el actor! (Risas) Muy duro, muy duro. Todo lo que ves aquí [señala la portada de The Jack Kirby Collector #13] estaba dentro de él. Pero era un tipo muy bajito, un hombre muy bueno, pero muy duro. Cuando nos mudamos a una nueva oficina en un edificio de oficinas agradable, teníamos un servicio de toallas para que los artistas se lavasen las manos, y comprábamos una toalla para cada uno de los artistas, para que pudieran asearse. ¡La gente que suministraba las toallas, sin embargo, eran de la Mafia! (Risas) Nos estaban cobrando más y más dinero, por lo que mi socio Iger dijo: "Mira, vamos a buscar otro servicio de toallas más barato", porque en ese momento teníamos de diez a quince artistas y estaba empezando a costar dinero. Así que los llamé y dije: "Mire, nos gustaría buscar otro servicio de toallas." Por lo tanto, recibí una visita de su vendedor. (Risas) Llevaba una corbata blanca, un sombrero negro, la nariz rota, ¿sabes? ¡Scarface! (Risas) Y él entró y dijo: "¿Realmente no está satisfecho con el servicio?" Le dije: "Bueno, queremos encontrar otro..." Él dijo: "No hay nadie más que pueda dar servicio a este edificio." (Risas)
Empezamos a hablar en voz alta, y desde la otra habitación entra Jack Kirby. Me dice: "Will, ¿es que te da problemas? Voy a darle una paliza." (Risas) ¡El pequeño Jack Kirby y este hombre alto! (Risas) Le dije: "¡Jack, ve dentro!" Jack dice: "No, no." Y le dice al tipo: "¡Mira, no estamos obligados a comprar tus toallas. Podemos comprar las de los demás!" El tipo me miró y dijo: "¿Quién es él?" Y le dije: "Él es mi artista principal. No le haga enfadar, porque ..." (Risas) Así que este hombre dijo: "Mire, queremos hacer esto amistosamente. No queremos tener ningún problema." Y Jack dijo, "Si viene a verte otra vez, me llamas y le doy una paliza!" (Risas)
TJKC: ¿Los artistas trabajaban en colaboración en las mismas tiras en el estudio? ¿Alguna vez trabajaste en los lápices de Jack, o Jack en los tuyos?
WE: No, la forma en que trabajábamos en Eisner & Iger era que yo diseñaba una historia al principio, quizá a veces con lápiz azul, y luego Jack la tomaba y la hacía, o Bob Powell. Por ejemplo, diseñé el personaje de Sheena, reina de la selva. Por lo tanto, hice el primer dibujo. A veces hacía la cubierta primero, y luego se la daba a alguien y le decía: "Toma, hazlo." Era la forma en que trabajábamos.
TJKC: ¿Puedes decirme lo que hiciste después del estudio?
Will & JackWE: En 1938, el sindicato de prensa se dio cuenta de la importancia de los comic books. Quisieron que hiciera un comic book para los periódicos. ¡En ese momento, era un gran riesgo! Me dieron un público adulto y yo quería escribir mejores cosas que super-héroes. Los comics eran un gueto. Vendí mi parte de la empresa a mi socio y luego comencé The Spirit. Ellos querían un personaje heroico, un personaje disfrazado. Me preguntaron si llevaría disfraz. Y le puse una máscara y dije: "¡Sí, lleva disfraz!"
TJKC: Volviste a encontrarte con Jack de nuevo en los años ochenta [1982] para una entrevista en Spirit Magazine #39. ¿Te reuniste con Jack después de eso?
WE: Después de eso, lo veía en lugares como San Diego. Se trasladó a California. En Estados Unidos, hasta hace pocos años, los artistas no se veían muy a menudo, porque vivían en lugares diferentes. Estados Unidos es un lugar muy grande, y no nos vemos. Así que lo veía cuando iba a San Diego, hablábamos y nos saludábamos.
Hay otra cosa que puedo decirte. Hice un comic llamado El Soñador [Kitchen Sink, 1986], en el que mostré a Jack Kirby y Jack le dijo a alguien, "¡No pensé que le gustase tanto a Will!" (Risas) Siempre me llamaba "jefe". (Risas) Le dije: "Jack, ya estamos viejos, no hace falta que me sigas llamando jefe. “No -dijo-, sigues siendo mi jefe". (Risas)
(Fuente)

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista