Revista Diario

Yo fui donante de óvulos...

Por Paris
Yo fui donante de óvulos...
Hace muchos años, antes de pensar en ser madre, yo misma sabía que algo no iba bien, no era normal que no me quedara embarazada sin poner ningún medio, incluso mucho antes de buscar un embarazo (con mi pareja estable) utilizábamos la tan famosa "marcha atrás" y ésta marcha nunca fue para adelante...raro...porque yo estaba harta de oír que fulanita o menganita se había quedado embarazada usando la "marcha atrás". (Que conste que yo seguía utilizando este método por aquella época porque ya sabía que algún problema había por ahí dentro, y que no me arriesgaba a un embarazo no deseado).
Así unos años después,llegó a mis manos un periódico en que se anunciaba una clínica de fertilidad, el anuncio en sí te invitaba a ser donante de óvulos, leí por encima y vi algo que me interesaba...te hacían un chequeo ginecológico completísimo, así que llamé para informarme en qué se basaba dicho tratamiento, me citaron, acudí con mi prima y nos informaron a las dos juntas.
Mi prima no fue capaz de pasar por eso, no le van mucho las agujas...y en el tratamiento de donación de óvulos ves muchas agujas...
Así que yo ya no solo salí interesada por el estudio ginecológico que me iban a hacer de forma gratuita sino que encima salí pensando en que podía hacer feliz a otra mujer con algo que mi cuerpo regeneraba sin problemas, algo que en muchas mujeres esto no ocurría, y ya no solo eso...además me enteré de un extra que no estaba nada mal, te abonaban un dinerillo por cumplir con el tratamiento entero, por las molestias y por los traslados y demás cosas que pudieran surgir...
Había oído por aquel entonces que esa donación era remunerada, pero vamos, de lo que yo imaginaba a lo que realmente fue...no había ni punto de comparación, por lo que encima no me venía nada mal un dinerillo extra.Pero seamos realistas, no es todo tan sencillo, es un duro proceso, y para unas mujeres lo es más que para otras.
Otra mujer, quizás con mi ayuda conseguiría algo que hasta entonces no había conseguido...me sentí bien, así que lo económico era buen pretexto, el estudio ginecológico lo era más,  pero finalmente el poder ayudar a cumplir el deseo de otra mujer me pudo más que otro cualquiera, en serio...una vez me metí es lo que me permitió seguir adelante.
Yo me hice donante en una clínica de mi ciudad  y debo decir que quedé muy satisfecha de todo el trato que me dieron , de principio a fin, incluyendo toda la información del proceso, del antes y del después.
Me hicieron una cantidad de pruebas que nunca me habían hecho hasta entonces:
(la fuente del texto a continuación es de Clínica Eugin)
A la candidata se le practicará un reconocimiento médico, que incluirá los antecedentes personales y familiares, así como un examen físico que contendrá datos referentes a:
  • Talla, peso.
  • Color de piel (pálido, moreno).
  • Color de ojos (marrón, azul, verde, ámbar, negro, otros).
  • Color de pelo (rubio, castaño claro, castaño oscuro, negro, pelirrojo, otros)
  • Textura del pelo (liso, ondulado, rizado, otros).
  • Grupo sanguíneo y factor Rh (A, B, AB, O, +, -, otros).
  • Raza
     Grupo sanguíneo y factor Rh.    VDRL o prueba similar para detectar la sífilis.   Análisis para detectar hepatitis.    Test de detección de marcadores de VIH.    Estudio clínico para la detección de toxoplasmosis, rubeola, herpes virus y citomegalovirus.    Estudio clínico para la detección de infección por neisseria gonorreae y chlamydia tracomatis.
En principio a mi se me dijo que se me daría el Protocolo corto (7 días de estimulación ovárica), pero eso fue en un principio, sobre la marcha ya vieron que yo no producía suficientes ovocitos y mi tratamiento se convirtió en uno más largo...entre 15 y 20 días,no recuerdo bien, para solo conseguir 8 ovocitos, de los cuales me dijeron que válidos eran 3 o 4, no recuerdo bien. Fue entonces cuando me dijeron que en un futuro, cuando yo quisiera quedarme embarazada tendría más problemas de los habituales, que deberían hacerme un tratamiento de estimulación ovárica, en definitiva...que me iba a costar mucho (no se equivocaron, pero no solo tenía ese problema).Yo por entonces  contemplaba totalmente la idea de quedarme en estado, pero mi marido no, así que lo archivé en el espacio que tenía para eso en mi mente y se acabó, llegado el momento ya veríamos qué tal.
Inconvenientes del tratamiento? pues creo que si me llegan a decir (por aquel entonces) que me iba  a hinchar tanto...no lo hubiera hecho, luego me deshinché, pero fue una pasada, además de retener líquidos cogí peso muy rápido...uno de los efectos del tratamiento hormonal a tope.
No puedes ser aprensiva  a las agujas, has de infiltrarte 2 veces al día (ahora igual ha cambiado, hablo de hace muchos años)Estos son los dos efectos no deseados que más recuerdo de aquella experiencia.
Y como experiencia positiva?Saber, ser consciente de que había ayudado a otra mujer a quedarse embarazada.
Tiempo después del tratamiento, volví para un control y me dieron una noticia que en realidad yo no quería saber, recuerdo que cuando me la dijeron un escalofrío me recorrió todo el cuerpo, la receptora se había quedado embarazada con éxito. Yo les había dicho que esa noticia no la necesitaba, pero parece ser que  no se acordaron o no se lo apuntaron y me lo soltaron así...(a mi me extraña que esa información la den, pero os aseguro que a mi me la dieron, de esto hace ahora  9 años,acabo de buscar la documentación).Tiempo después,cuando yo también quería ser madre a toda costa y no lo lograba...no dejaba de pensar en que alguien con uno de mis óvulos lo había logrado, y al mismo tiempo pensaba que por ahí había un/a niño/a que de alguna manera era algo mio...que posiblemente tuviera algún parecido conmigo y que nunca lo vería...se me hizo difícil, no en el momento de la donación...sino mucho tiempo después, al ver que yo no podía quedarme en estado...lo siento, aunque no quede bien el decirlo, es lo que sentí...que un pedacito de mi... vivía otra vida y no era conmigo.
Y es que, por aquel entonces...quien me iba a decir a mi que después de donar...yo me iba a entera rde mis problemas de infertilidad...qué cosas tiene la vida...
Pero afortunadamente, 9 años después tengo a mi Princesita Fiera conmigo, y éste sí que es un gran pedacito de mi;)


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Dossier Paperblog