Revista Cocina

2 ambientadores caseros con suavizante para la ropa

Por Vicensi @48_nomis

A todos nos gusta que nuestra casa, coche, oficina o lo que sea tenga siempre un olor agradable, pero todos sabemos que muchas veces resulta complicado el conseguirlo. El tabaco, comida, ambientes cerrados…suelen jugarnos una mala pasada.

Por eso hoy os traigo dos maneras de preparar un ambientador casero con suavizante del que usamos para la ropa con el que tedréis siempre vuestra estancia bien perfumada. 

Uno será sólido y el otro líquido, así que podéis elegir cual os gusta más, bueno o los dos porque se pueden usar en diferentes lugares y hay veces que conviene más en formato líquido y otras en sólido.

2 ambientadores caseros con suavizante para la ropa

Ambientador liquido con suavizante

Si os gusta el olor a ropa limpia y recién lavada y además buscais un ambientador duradero estoy segura de que os encantara este ambientador casero hecho con suavizante. Su preparación es muy sencilla, tan solo os hacen falta…

  •    100 ml de suavizante para la ropa.
  •    200 ml de agua.
  •    40 gr de bicarbonato sódico.
  •    1 pulverizador.

Para su elaboración tenéis que agregar el bicarbonato al agua y agitarlo bien hasta que se disuelva completamente.

Seguidamente lo echáis en el pulverizador y añadís el suavizante. Para terminar tan solo hay que cerrar el envase y agitar enérgicamente para que se mezcle bien.

Una vez bien mezclado ya tendréis vuestro ambientador casero listo para usarlo en cortinas, colchas, sabanas, sofás…donde queráis.

2 ambientadores caseros con suavizante para la ropa

Ambientador solido con suavizante

Si preferís el formato solido también lo podréis preparar fácilmente. La forma sólida viene muy bien para espacios cerrados como armarios o cajones, aunque en cualquier rinconcito va genial.

Para su elaboración os hará falta…

    

  •    200 ml de suavizante para ropa
  •    5 láminas de gelatina
  •    Moldes de silicona

Empezaremos hidratando las hojas de gelatina en agua fría. 

Calentamos el suavizante sin que llegue a hervir y lo mezclamos aún caliente con la gelatina escurrida. 

Removemos bien para que quede una mezcla homogénea y lo echamos en los moldes de silicona que deseemos. 

Lo dejamos reposar unas 24 horas y ya lo tendremos listo para desmoldar. 

Tenemos que tener cuidado de cómo y donde lo colocamos para que no manche, ponerlo colgado en bolsitas es una buena idea, así como elegir moldes de silicona individuales y dejarlo en ellos.

Como podéis ver, tener nuestro hogar perfumado por poco dinero no es nada complicado.

Si queréis preparar el ambientador solido en unos moldes de silicona en este enlace tenéis infinidad de modelos tanto individuales como en bandeja


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista