Revista Espiritualidad

A surrendered mind is a guided mind Una mente entregada es una mente guiada.

Por El Despertar Sai @ELDESPERTARSAI

Una mente entregada es una mente guiada.

A surrendered mind is a guided mind Una mente entregada es una mente guiada.
Pregunta: Cada alma llega a la Tierra con un contrato específico, que es su propio destino.Eso significa que tiene un destino.¿Qué sucede si un alma no cumple su destino, sino que se desvía y cumple un trabajo diferente?¿De quién es la decisión cuando esto sucede?¿Es libre albedrío, o en algún lugar en el medio, la mente decidió elegir un camino diferente? 
Swami: Esta es la historia del huevo y la gallina.¿Es el destino o es libre albedrío?Cuál es primero, cuál es el segundo.La verdad es que solo hay una voluntad, que es la voluntad de Dios.Pero, bajo esa voluntad, Dios decide dar un poco de decisión a cada individuo.Como ejemplo, el padre gana dinero y le da algo como dinero de bolsillo al niño.El padre dice: "Es tu cumpleaños, toma estas cien rupias, o tal vez cien rupias es muy poco en el mundo de hoy, así que toma estas mil rupias y haz lo que quieras para tu cumpleaños". El dinero pertenece al padre;No le pertenece al hijo.El hijo no se lo ha ganado, pero el padre se lo ha concedido.Ahora, el hijo toma el dinero, va al mercado, lo gasta como quiere y vuelve a casa.La otra elección que puede hacer el hijo es: "Padre,No sé qué es bueno para mí y qué es malo para mí.Puedo malgastar este dinero.Puede que no lo use bien.Entonces, como sabes mejor, te lo devuelvo.Retira estas mil rupias y haz lo que sea necesario para mi cumpleaños.Usted compra lo que es bueno para mí, ya que no entiendo lo que está bien, lo que está mal ". Entonces el hijo le ofrece las mil rupias a su padre. 
Justo ahora estaba diciendo que cuando la voluntad del hombre es devuelta a Dios, se convierte en rendición.Entonces, una mente rendida es una mente guiada.Una mente rendida es guiada por Dios, porque él ha ofrecido esa mente de regreso a Dios."No quiero tomar una decisión por mí mismo, no quiero hacer nada, porque no sé qué está bien, qué está mal.Entonces, Dios, por favor guíame ".
Estábamos en Asís y hay una hermana muy anciana que pertenece a la Orden Franciscana.Ella tiene más de 80 años.Le dije: "Hermana, ven a la India". Ella respondió: "Swamiji, no voy, no vengo, solo la sigo". Lo que quería decir es que no tengo elección propia.No puedo ir solo o venir solo.Simplemente sigo cualquier guía que reciba de Dios en mi interior. 
Entonces, una mente rendida es una mente guiada.Ahora, ¿qué pasó en el camino?Dios te dio algo de libre albedrío.Él dijo: "Aquí, tómalo.Vas a nacer en la Tierra.Úselo como quiera ". Algunas personas dijeron:" No, Dios.Tómalo de vuelta.Me dices que hacerSimplemente haré tu voluntad ". Algunas personas pensaron:" Oh, mi padre me ha dado mil rupias.Iré a la tienda a la que quiero ir, sin ningún control, sin restricciones de mis padres.Verás, mi padre siempre me lleva a la misma tienda de dosa.Esta vez iré a la pizzería porque mi padre no está mirando ". Entonces quieren gastar el dinero de la manera que quieren.Y así es como comenzamos a desviarnos del camino original.Pero Dios siempre está ahí guiándonos.Siempre uso este ejemplo.Cuando queremos emprender un viaje, hay un sistema de GPS en nuestro automóvil, y la mujer del GPS continúa hablando,"Gire a la derecha después de 100 metros, luego a la izquierda en 200 metros, tome este camino, siga recto 500 metros ..." Ella continúa hablando.Supongamos que simplemente seguimos las instrucciones.Llegaremos exactamente a donde se suponía que debíamos llegar en el momento en que se suponía que debíamos llegar.

Ahora supongamos que no seguimos las instrucciones.Cuando el GPS dice gire a la derecha, gire a la izquierda.¿Qué hará el GPS?Se volverá a calcular la ruta.Nos dirá que tomemos la siguiente a la izquierda o que tomemos la siguiente a la derecha y que demos la vuelta completa y regresemos al mismo lugar.Ahora el viaje que podría haber sido cubierto en quince minutos toma una hora porque nos hemos desviado.Y esa es la historia de cada alma.Cuando nace el alma, Dios les da algo de voluntad.Usa tu voluntad y usa tu discriminación y lleva una buena vida.Pero durante un período de tiempo, si no aprendes a entregar la voluntad a Dios, seguimos haciendo lo que queremos hacer.Nos desviamos del camino correcto, pero Dios sigue siendo misericordioso.Cuando regresemos y oremos: "Guíanos, hemos perdido el camino", Dios nos guiará nuevamente.Cuando le ofrecemos nuestra voluntad a Dios,volvemos al mismo camino y llegamos a nuestro destino.Todos tienen ese poder para usar la voluntad ellos mismos o devolvérselo a Dios como un padre que le ha dado dinero a su hijo y le ha permitido usarlo de la manera que ellos quieran.A menos que el hijo o la hija se lo entreguen al padre, el padre no va a pedir que le devuelvan ese dinero ni a preguntar cómo lo vamos a gastar.Lo dejará a nuestra discreción, a nuestra discriminación, y que así sea.Entonces, la mejor manera de lidiar con la vida es ofrecer nuestra voluntad a Dios, rendirnos y decir: "Dios, solo te seguiré.Te seguiré.No quiero hacer nada solo ". Y cuando rezas así, la guía viene de adentro.Todos tienen ese poder para usar la voluntad ellos mismos o devolvérselo a Dios como un padre que le ha dado dinero a su hijo y le ha permitido usarlo de la manera que ellos quieran.A menos que el hijo o la hija se lo entreguen al padre, el padre no va a pedir que le devuelvan ese dinero ni a preguntar cómo lo vamos a gastar.Lo dejará a nuestra discreción, a nuestra discriminación, y que así sea.Entonces, la mejor manera de lidiar con la vida es ofrecer nuestra voluntad a Dios, rendirnos y decir: "Dios, solo te seguiré.Te seguiré.No quiero hacer nada solo ". Y cuando rezas así, la guía viene de adentro.Todos tienen ese poder para usar la voluntad ellos mismos o devolvérselo a Dios como un padre que le ha dado dinero a su hijo y le ha permitido usarlo de la manera que ellos quieran.A menos que el hijo o la hija se lo entreguen al padre, el padre no va a pedir que le devuelvan ese dinero ni a preguntar cómo lo vamos a gastar.Lo dejará a nuestra discreción, a nuestra discriminación, y que así sea.Entonces, la mejor manera de lidiar con la vida es ofrecer nuestra voluntad a Dios, rendirnos y decir: "Dios, solo te seguiré.Te seguiré.No quiero hacer nada solo ". Y cuando rezas así, la guía viene de adentro.ni va a preguntar cómo lo vamos a gastar.Lo dejará a nuestra discreción, a nuestra discriminación, y que así sea.Entonces, la mejor manera de lidiar con la vida es ofrecer nuestra voluntad a Dios, rendirnos y decir: "Dios, solo te seguiré.Te seguiré.No quiero hacer nada solo ". Y cuando rezas así, la guía viene de adentro.ni va a preguntar cómo lo vamos a gastar.Lo dejará a nuestra discreción, a nuestra discriminación, y que así sea.Entonces, la mejor manera de lidiar con la vida es ofrecer nuestra voluntad a Dios, rendirnos y decir: "Dios, solo te seguiré.Te seguiré.No quiero hacer nada solo ". Y cuando rezas así, la guía viene de adentro. 
Ayer Nitya Shanthi dijo que hay "silencio" y hay "escucha".Un anagrama de la misma palabra silencioso SILENCIOSO - ESCUCHAR es escuchar.Escuchar y callar no son más que dos caras de la misma moneda.Cuando nos silenciamos, nuestras mentes parlotean: "Quiero hacer esto, quiero comprar eso, quiero ir aquí, quiero convertirme en eso". El asistente silencioso dice: "Dios, dime qué debo hacer.¿A dónde debería ir?¿Cuál es mi camino en la vida?¿Cuál es el camino que debo tomar? "Entonces escuchamos la voz desde adentro, la guía.Luego, como un GPS - Sistema de posicionamiento de Dios - nos lleva correctamente a nuestro destino, sin desviaciones.    Question: Every soul comes to Earth with a specific contract, which is its own destiny. That means, it has a destination. What happens if a soul doesn't fulfill its destiny, but deviates and fulfills some different work. Whose decision is it when this happens? Is it free will, or somewhere in the middle – the mind decided to choose a different path? 
Swami: This is the chicken and the egg story. Is it destiny or is it free will? Which is first, which is second. The truth is, there is only one will, which is the will of God. But, under that will itself, God decides to give a little decision-making to every individual. As an example, father earns money and gives some as pocket-money to the child. The father says, "It's your birthday, take this hundred rupees – or maybe a hundred rupees is to little in today's world, so – take this thousand rupees and do what you want for your birthday." The money belongs to the father; it doesn't belong to the son. The son has not earned it, but the father has granted it. Now, the son takes the money, goes to the market, spends it the way he wants and comes back home. The other choice the son can make is, "Father, I don't know what is good for me and what is bad for me. I may waste this money. I may not use it well. So, since you know best, I offer it back to you. Take these thousand rupees back and you do what is required for my birthday. You buy what is good for me, as I don't have the understanding of what is right, what is wrong." So the son offers the thousand rupees back to his father. 
Just now I was saying that when man's will is given back to God, it becomes surrender. So, a surrendered mind is a guided mind. A surrendered mind is guided by God, because he has offered that mind back to God. "I don't want to make a decision for myself, I don't want to do anything, because I don't know what is right, what is wrong. So God, please guide me."
We were in Assisi and there is one very elderly sister there who belongs to the Franciscan Order. She's more than 80 years old. I said to her, "Sister, come to India." She replied, "Swamiji, I don't go, I don't come, I just follow." What she meant is, I have no choice of my own. I can't go on my own or come on my own. I simply follow whatever guidance I get from God within. 
So, a surrendered mind is a guided mind. Now, what happened on the way? God gave you some free will. He said, "Here, take it. You're going to be born on Earth. Use it as you want." Some people said, "No, God. You take it back. You tell me what to do. I will just do your will." Some people thought, "Oh, Father has given me a thousand rupees. I will go to the shop that I want to go to, without any control, without any restrictions from my parents. You see, my father always takes me to the same dosa shop. I will go to the pizza shop this time because my father is not watching." So they want to spend the money the way they want. And that is how we start deviating from the original path. But God is always there guiding us. I always use this example. When we want to set out on a journey, there is a GPS system in our car, and the GPS lady goes on talking, "Take a right after 100 meters, then left in 200 meters, take this road, go straight 500 meters..." She goes on talking. Suppose we simply follow the instructions. We will reach exactly where we were supposed to reach at the time when we were supposed to arrive.

Now suppose we don't follow the instructions. When the GPS says take a right, we take a left. What will the GPS do? It will recalculate the route. It will tell us to take the next left or take the next right and go full round and come back to the same spot. Now the journey which could have been covered in fifteen minutes takes an hour because we have deviated. And that is the story of every soul. When the soul is born, God gives them some will. Use your will and use your discrimination and lead a good life. But over a period of time if you don't learn to surrender the will back to God, then we keep doing what we want to do. We deviate from the right path, but still God is merciful. When we go back and we pray, "Please guide us, we have lost our way," God will guide us again. When we offer our will back to God, we come back to the same road and we reach our destination. Everybody has that power to use the will themselves or give it back to God just like a father who has given money to his child and allowed him or her to use it the way they want. Unless the son or daughter surrenders it back to the father, father is not going to ask for that money back, nor is he going to ask how we are going to spend it. He will leave it to our discretion, to our discrimination, and let it be. So, the best way to deal with life is to offer our will back to God, surrender and say, "God I will just follow You. I will follow You. I don't want to do anything on my own." And when you pray like that, the guidance comes from within. 
Yesterday Nitya Shanthi said that, there is 'silent', and there is 'listen'. An anagram of the same word silent S-I-L-E-N-T – L-I-S-T-E-N is listen. Listen and silent are nothing but two sides of the same coin. When we silence ourselves – our minds chatter, "I want to do this, I want to buy that, I want to go here, I want to become that." The silent assistant says, "God tell me what should I be doing? Where should I be going? What is my way in life? What is the road I should take?" Then we listen to the voice from inside, the guidance. Then, like a GPS – God Positioning System – it takes us correctly to our destination, without deviation. 


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista