Revista España

Ascensores van al paraiso

Por Fran Teran

Por: Francisco Javier Terán Reyes. Historiador
ASCENSORES VAN AL PARAISO
Los primeros ascensores que hubo en Tarifa se ubicaron en la Torreta del Safer y posteriormente en el edificio de Galerías Villanueva, que actualmente hoy es un hotel en plena calzada Tarifeña.
Era toda una sensación poder subir al último piso para ver los juguetes de esas Galerías Villanueva, y además lo hacíamos en ascensor, con esos botones redondos y grandes que algunos creíamos que nos conducían al paraíso de los juegos.
En los años 70 apenas se conocían las cabinas telefónicas. Pero en 1972 la fabricación de teléfonos públicos empezó a ser un salto tecnológico.
En mi casa, el vídeo llegó una tarde de manos de mi padre, y quiero recordar que acompañado por varias cintas, entre ellas “Furia de Fuego”"Tobi". El video lo compró en ese maravilloso establecimiento citado anteriormente llamado Galerias Villanuevas. Era en formato VHS, puesto que eran videos más modernos.
Ya yo había visto algunos videos antes, tales como el Beta, que eran enormes y parecían grandes deboradores de cintas, ya que éstas, las cintas, se introducían por arriba asimilándose a las feroces fauces de un bello monstruo.
Recuerdo las nuevas tecnologías. La polaroid y el súper 8 de mi padre. Recuerdo esos momentos donde mi padre ponía una sabana y proyectaba una vieja película en familia.
Actualmente conservamos películas con ese sabor añejo de la década de los años 70 y pudieron prestarme un proyector donde aun resuena ese viejo aire con el ruido de vueltas de tuercas, para reproducir una imagen de mi familia o de algún evento en Tarifa. (Algo mágico y maravilloso).
Yo nunca lo tuve, pero jugué con él. Mis hermanos en cambio creo recordar que si lo tuvieron. Me refiero al mejor juguete que inventaron no hace mucho tiempo. Me refiero a controlar el tiempo para adelante o para atrás. Ahora lento o ahora rápido. Era el Cinesic.
Consistía en una cajita naranja, que tenia una palanca que le dabas vueltas y una cajita cuadrada especie de cassete con los diferentes dibujos animados. Yo solía ver el de Mickey, y la verdad te hacia gracia por la forma de verlo, los niños de ahora lo verán obsoleto por la forma de darle vueltas ya que ahora con los dvd es sólo sentarse en el sofá o en la cama y ya esta todo solucionado. Era una forma más bonita de divertirse. Mis hermanos sólo tenía unos 2 o 3 cassetes pero me lo pasaba bien y cada vez que venia alguien a casa se los ponía y nos reíamos mucho también.
Que fantástico era ocultarnos en la penumbra de un cuarto oscuro para reproducir a nuestras anchas, imágenes de cualquier Pato Donal o dibujito animado. Teníamos el control. Lo malo era que gastaba esas pilas grandes que se sulfataban muy rápido si no las quitaba. Y claro está. Echaba a perder ese maravilloso aparato.
Recuerdo el tiempo en que cuando alguien llevaba un móvil algo grande y anticuado, se le decía "vaya ladrillo llevas"...La verdad es que los primeros móviles, eran enormes, no cambian en un bolsillo y no hacían la tercera parte de lo que hacen hoy por hoy...
En esa época en la que todos tenemos mucho tiempo libre, me aficioné a la lectura con los comics de "Pulgarcito", "Pumby" y "Mortadela y Filemón", así como con los grandes tomos de Películas tanto de Disney como de Hannah-Barbera, para después convertirme en devorador de libros de "Los 5" y "El Club de Los 7 Secretos" de Enid Blyton, algunos más modernos caian en mis manos y se empezaba a conocer algo llamado “Barco de Vapor.”
Entre mis juegos de esos días de infancia, quiero destacar las horas pasadas con el "Exin Basket", "El Laberinto Congost", los "Juegos Reunidos Geyper", el "Telesketch", el "Lumirama" y juegos de tablero como el recientemente reeditado "Imperio Cobra". También tuve la suerte de poder pasar horas con la consola Atari 2600 y mi primer ordenador, el ZX Spectrum de 16 kb.
Os puedo hablar también del olor a sábanas frías en las que despertaba tras una pesadilla, cuando casi aún era un bebé. Sueños horribles, como ver mis pequeños dedos enredados en el largo pelo de Iris, ese personaje femenino de la serie "Los Aurones". Serie cuya estética causó daños irreversibles en la psique de muchos de mi generación, peligrando el convertirnos en potenciales asesinos en serie.
Volviendo a la sinestesia, cómo olvidar el olor a plástico de mis "Masters del Universo". El aroma a pólvora en mis dedos, debido a un He-Man de cintura rotativa que simulaba el sonido de un trueno cuando lanzaba un puñetazo. La canción de la serie televisiva Orzowei, la cual salto a la popularidad en 1976 en una miniserie italiana-germana. Cuyo protagonista era un joven de raza blanca que siendo muy pequeño fue encontrado en la selva por Amunai, un miembro de la tribu de los utzi que decidió acogerlo y convertirlo en un miembro más de su tribu. Al cumplir la mayoría de edad, Orzowei (cuyo nombre significaba El Encontrado) era todo un experto en el manejo del arco y tenía que superar un ritual de iniciación denominado La Gran Prueba, que consistía en sobrevivir en solitario a los peligros de la selva durante 30 días y así demostrar que podía convertirse en un gran guerrero.
En España esta serie fue muy popular durante su emisión a través de TVE en 1978 (sustituyó a "Mazinger Z" en la programación de los sábados por la tarde), que emitió una versión de 13 episodios de 25 minutos de duración cada uno y pronto se convirtió en una de esas producciones que pese a su corta vida en antena, sigue siendo recordada por los telespectadores infantiles y juveniles de finales de los 70.
Capitulo del pequeño Libro de Microrelatos: Menudos recuerdos de mi Infancia. Lulu.com
Fuentes: baluarte-tarifa.blogspot.com

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

  • La comunidad valencia: paraiso del corredor popular...

    En una entrevista al presidente del club Correcaminos, comentó que en la comunidad valencia era donde más carreras se organizaban en toda europa y dijo la... Leer el resto

    Por  Xavi
    ATLETISMO, DEPORTES
  • “Paranoid Park”, de Gus Van Sant

    “Paranoid Park”, Sant

    Alguien escribió que Paranoid Park era una bofetada al cine convencional de Hollywood, y ese alguien tenía razón. Desde el principio, cuando los créditos pasan... Leer el resto

    Por  Avellanal
    CINE, CULTURA Y OCIO
  • ¿dónde van los pingüinos en invierno?

    ¿dónde pingüinos invierno?

    En estos tiempos en que cualquier chimpancé realiza un máster en técnicas audiovisuales y se pone a filmar la vida de los primates más allegados a la prmera... Leer el resto

    Por  Alfonso
    SOCIEDAD
  • Townes Van Zandt.

    Townes Van Zandt es sin duda uno de los grandes cantautores yankees del siglo XX. Sus señas de identidad son unos textos sencillos y poderosamente líricos,... Leer el resto

    Por  Alejandro Caja
    CONCIERTOS, MÚSICA
  • Café a la Mies van der Rohe

    Café Mies Rohe

    Ai Weiwei: leche y café en el Pabellón Mies de Barcelona. El artista chino Ai Weiwei, ha mezclado dos conceptos archiconocidos para los estudiantes de... Leer el resto

    Por  Areche
    ARQUITECTURA, LIBROS
  • Y ya van 100

    Casillas cumple centenario con la selección, 100 partidos nada más y nada menos carga este joven mostoleño a sus espaldas y parece que fue ayer cuando le vimos... Leer el resto

    Por  Guardameta
    DEPORTES, FÚTBOL
  • ¿Dónde van los personajes cuando la novela se acaba?

    ¿Dónde personajes cuando novela acaba?

    Una buena pregunta debe evitar a toda costa una respuesta, se contesta a sí misma Dora García en una de sus obras. Quizás se van a una galería de arte. Los... Leer el resto

    Por  Mcaellas
    TALENTOS

Revistas