Revista Psicología

Ataques de ira y falta de autocontrol

Por Mundotlp @MundoTLP

Ira y autocontrol

Cómo se genera la ira

La ira es un proceso de dos pasos, habitualmente comienza con el estrés y la experiencia subjetiva de excitación que genera el estrés de cualquier clase. Si nos fijamos, antes de cualquier respuesta airada, nos hemos notado tensos o incluso ansiosos. El primer paso de creación de la ira culmina en el momento que dentro de nuestro proceso de estrés decidimos salir adelante y acabar con la tensión. Por ello vemos que el estrés no es causa suficiente para la ira ya que para salir adelante y descargar nuestro estrés podemos, llorar, relajarnos, hacer ejercicio, escuchar música, mirar de solucionar nuestros problemas… o por el otro lado bloquearnos y descargar el dolor mediante la ira.En el segundo paso en la producción de la ira no nos basta con tener todo ese estrés y tensión que necesitamos sacar, para ello necesitamos un disparador, por lo que nos centramos en los procesos mentales activadores que convierten el estrés en un afecto hostil. Son los pensamientos  culpabilizadores o los deberías.Pensamientos culpabilizadores: En este tipo de pensamientos activadores la persona se siente o se ha sentido dañada por otra persona a la que considera culpable o responsable del daño recibido. Son pensamientos del tipo “tú me has hecho___” o “por tu culpa me ha pasado____”Pensamientos de deberías: Estos pensamientos activadores vienen marcados por una serie de creencias por parte de la persona sobre cómo se debe comportar la gente según una serie de valores rígidos e inflexibles. La implicación es que la persona sabe o debería saber cómo actuar  correctamente, y no lo ha hecho de esta manera. Son pensamientos del tipo “No deberías haber actuado de esta manera” “deberías saber que____” “tendrías que haber hecho___”

Los ciclos de la ira:

El ciclo de la ira puede comenzar de dos modos que se retroalimentan entre sí:
  1. Desde la excitación y el estrés voy a los pensamientos activadores
  2. Mis pensamientos activadores me estresan y sobreactivan
El ciclo excitación y estrés seguido de mis pensamientos activadores suele ser el más frecuente y con el que muchas veces podemos decir que una tercera persona “acaba pagando los platos rotos” ya que es el objetivo de nuestra ira cuando en realidad ha sido otra persona o situación la responsable directa de mi estrés y tensión.  Pero de todas formas también es posible que el precursor sean mis pensamientos activadores, tanto de culpa como los debería, que me empiezan a tensionar y esta tensión todavía les da más fuerza a mis pensamientos por lo que se genera el efecto de auto calentarse y tensarse hasta que se acaba explotando en una reacción de ira.Cómo controlar la ira

Cómo controlar la ira

Para aprender a controlar la ira no hemos de fijar en su proceso de creación. Hemos visto que existen dos elementos claves, por un lado el estrés o tensión y por el otro esos pensamientos activadores de carácter rígido culpabilizadores y de deberías.  Por lo tanto si podemos controlar cualquiera de estos dos catalizadores nuestro nivel de ira descenderá considerablemente.Veamos diferentes formas de descargar altos niveles de tensión, algunos de estos recursos son más sanos que otros, pero cualquiera de ellos puede ser utilizado en lugar de la ira:
  • Llorar
  • Hacer ejercicio
  • Escribir
  • Ejercicios de relajación
  • Mantener relaciones sexuales
  • Actividades de ocio
  • Actividades solucionadoras de problemas
  • Utilizar el humor
  • Verbalizar nuestro dolor
  • Rodearnos de nuestras amistades
  • Descansar
Otra forma de aprender a controlar la ira es a nivel de los pensamientos activadores, para lo que es recomendable buscar ayuda profesional.  El manejo de los pensamientos es realmente complicado, especialmente los más rígidos ya que tienen un origen fundamentado en los valores y creencias de la persona que se han ido reforzando a lo largo de los años. Por ese mismo motivo tantas veces estamos pensando algo que nos gustaría “sacarnos de la cabeza” pero por nosotros mismos no somos capaces. Este tipo de pensamiento más rígido con un cierto carácter obsesivo se debe trabajar con ayuda profesional. De la misma manera un psicólogo especialista le podrá ayudar a mejorar sus recursos para el manejo de la tensión y el estrés.http://elmundotlp.blogspot.com/es

Volver a la Portada de Logo Paperblog