Revista Cocina

Champú sólido para cabello dañado

Por Sun531 @trucosnaturales
Champú sólido para cabello dañado Champú sólido para cabello dañado

Cada uno de nosotros tenemos un tipo de cabello y no vale con usar cualquier champú. Yo siempre hago las recetas para toda la familia, pero hay veces que tengo que personalizar algunas recetas para que sean más completas.

Este champú lo he elaborado para un familiar mío que tiene el cabello deteriorado de los tintes. Además de por sí, tiene el cabello frágil, así que esta receta es para ella... De paso espero que os sirva a vosotros también 🙂

Descuento especial

Todos los ingredientes los puedes conseguir en tiendas online de ingredientes de cosmética natural.

Pero por ser seguidor de Trucos naturales, tienes un 5% de descuento en " Cosmética Natural Casera Shop" poniendo en el código descuento: REFCosmeticaTrucosNaturales

Champú sólido para cabellos dañados o frágiles en vídeo

En este vídeo vas a ver varias recetas aparte de esta, pero seguro que te interesan también 🙂

Ingredientes

  • 50 gr de SCI (Sodium Cocoyl Isethionate).
  • 9 gr de arcilla roja.
  • 9 gr de harina de avena.
  • 9 gr de cola de caballo triturada.
  • 5 gr de oleato de caléndula.
  • 5 gr de aceite de ricino.
  • 10 gr de hidrolato de lavanda o sino tenemos entonces hidrolato de manzanilla.
  • 5 a 10 gotas de aceite esencial de ylang-ylang.
  • 1 gr de pantenol.

Sobre los ingredientes

Aquí los ingredientes destacables son la arcilla roja, la cola de caballo y el aceite de ricino.

La arcilla roja es la arcilla más indicada para los cabellos frágiles o dañados. Ayuda a eliminar el exceso de grasa del cabello y ayuda a activar la circulación de la zona.

La cola de caballo, es una de las plantas más remineralizantes que hay, por ello se usa en casos de cabellos frágiles o dañados. Nutre y fortalece el cabello, además les da elasticidad.

El aceite de ricino, es ideal para los cabello dañados, pues los protege y los regenera.

¿Por qué no lleva ácido esteárico?

El ácido esteárico es de origen vegetal y se usa para dar dureza y espesor al champú sólido. Sé que en algunos países es complicado encontrarlo por ello no lo he incluido en la receta.

Pero tengo que decir, aunque muchas personas no lo usan, que me parece que añadir ácido esteárico deja el champú sólido con una textura estupenda y tiende menos a romperse.

Elaboración

  1. En un bol de vidrio o de cerámica grande añade la arcilla roja, la harina de avena (si la trituras tu mismo, intenta hacerla lo más polvo posible) y la cola de caballo (intenta que esté lo más pulverizada posible).
  2. Echa al bol los aceites: el oleato de caléndula y el aceite de ricino, si quieres previamente puedes haber echado en los aceites vegetales las gotas de aceite esencial para que disuelvan correctamente.
  3. Ahora añade el hidrolato de lavanda.
  4. Remueve bien. Añade el pantenol. Remueve de nuevo.
  5. Ahora la parte más delicada, ponte la mascarilla y ponte gafas si no usas :-). Añade el SCI (con cuidado no inhales el polvo, es muy fino y puede dar problemas de irritación). Remueve lentamente.
  6. Puedes mezclar con una cucharadita o incluso con las manos (no sigas mi ejemplo y ponte guantes 🙂 ).
  7. Una vez esté todo, puedes darle forma tu mismo al champú o ponerlo en un molde.
  8. Déjalo en un lugar ventilado y deja que seque unas horas. Lo normal es dejarlo de un día para otro, aunque , a veces puede ser útil dejarlo secar durante varios días.
  9. Pasado este tiempo ya lo puedes usar como cualquier champú sólido.

Sobre el pH

El pH de nuestro champú sólido debe estar entre 4 a 6. Para saber su pH cogemos el champú, lo mojamos un poco, generamos un poco de espuma y con una tira reactiva del pH medimos.

Espero que te sea muy útil esta receta y si quieres conocer otra receta de champú sólido, te recomiendo mi receta de champú sólido para toda la familia.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista