Revista Viajes

Cinco ideas para una escapada a Berlín

Por Bverdasco

Badeschiff en Berlin

Badeschiff

Berlín es una de las ciudades más atractivas de Europa. Cultura, historia, diversión y vanguardia se conjugan para hacer de esta ciudad un destino único que merece una guía hecha a mano y con todo el cariño para vosotros, [email protected] Así que con la ayuda de nuestra compañera alemana, Janina, que ha vivido mucho tiempo en Berlín, y los consejos de expertos que podemos encontrar en CheQQer, hemos elaborado la siguiente lista de cosas que hacer en Berlín:

Ahora que empieza el buen tiempo, una visita a Berlín debería incluir un chapuzón en Das Badeschiff, una piscina flotante en el Río Spree donde los jóvenes berlineses se reúnen para aprovechar los días de sol en verano. Además de bañarnos, podemos disfrutar de la música gracias a los disc-jockeys que animan el lugar todo el día o tomar algo en el bar. Al ponerse el sol, el lugar se transforma en escenario o cine al aire libre. Una pasada.

La historia de Berlín es fascinante y en ningún lugar aparece mejor reflejada que en el distrito de Kreuzberg, que estuvo rodeado en gran parte por el Muro de Berlín y por ello desarrolló una cultura alternativa distinta al resto de la ciudad. Kreuzberg (también conocido como X-Berg) es hoy en día un barrio con gran presencia de inmigrantes, sobre todo turcos, tanto que también se le llama “pequeña Estambul“.  Imprescindible pasar por Checkpoint Charlie, el paso fronterizo más conocido entre Berlín Oriental y Occidental después de la Segunda Guerra Mundial y símbolo de la Guerra Fría entre 1945 y 1990. Era la puerta de paso de los militares aliados y los diplomáticos del Berlín oriental al occidental y viceversa. Convertido en atracción turística, en él podéis visitar el Museo de la Historia del Muro de Berlín (Museum am Checkpoint Charlie) y conocer las historias de los intentos de escapada del Berlín Este al Oeste. También en Kreuzberg podemos visitar el Museo Judío (Judisches Museum).

semáforo en berlín

Semáforo berlinés

Aprende y conoce la ciudad con alguno de los paseos guiados gratuitos por Berlín. Sólo tienes que estar por la mañana temprano al lado de la Puerta de Brandenburgo y esperar cerca de Starbucks para unirte a una visita guiada a pie. Hay varias organizaciones que ofrecen estos paseos, simplemente únete al grupo que hable tu idioma. Pasarás un par de horas caminando por la ciudad con un guía que te contará todo, desde los orígenes de Berlín, pasando por la peste, el nazismo, el comunismo… hasta hoy en día. Repetimos: estos tours son gratuitos, así que merece la pena aprovecharlos. Al final se le puede pagar “la voluntad” al guía, si crees que ha estado muy bien. Por eso los guías se esfuerzan muchísimo en entretener y ofrecer información de forma amena.

Para seguir empapándote de la más auténtica atmósfera berlinesa, da una vuelta por Bergmannstrase, una calle animada y multicultural llena de cafeterías y tiendas en la que podrás disfrutar de la gastronomía de casi cualquier país. Al final de la calle, a la altura de Marheinekeplatz se encuentra Marheineke Markthalle, un enorme pabellón antiguo que alberga uno de los pocos mercados cubiertos que quedan en la ciudad: todos los días tiene lugar un mercado de productos frescos, especialmente pescado, verduras y fruta. En la misma zona encontramos la Passionskirche, una iglesia evangélica de estilo románico que parece un castillo y donde se programan actuaciones de jazz, folk, rock y música clásica.

Mézclate con los berlineses en Club der Visionäre,  un fabuloso local donde tomar algo, bailar o simplemente charlar con amigos. Está situado sobre una dársena en el río, en el corazón del barrio de Kreuzberg.

Otro lugar ideal para descansar y pasar una tarde relajada después de tanta visita turística es el parque Kreuzberg, uno de los lugares favoritos de los berlineses. En el parque hay una cascada artificial y muchos rincones románticos. Se pueden hacer barbacoas y siempre encontrarás a alguien tocando música.

Esperamos que os guste esta pequeña lista de viaje para Berlín. Si ya conocéis esta fascinante ciudad, ¿qué añadiríais a la lista?



Volver a la Portada de Logo Paperblog

Dossier Paperblog

Revista