Revista Libros

Conociendo autores #41 - Gema Bonnín

Publicado el 04 octubre 2022 por Modusleyendi
Conociendo autores #41 - Gema Bonnín

Hacía bastante tiempo que no os traíamos esta sección, pero nos hace mucha ilusión poder traeros otro conociendo autores de una autora que nos encanta: Gema Bonnín.

Conociendo autores #41 - Gema Bonnín

1. Tienes una gran cantidad de títulos publicados en los que tocas distintos géneros, ¿te sientes más cómoda escribiendo algún género en concreto? ¿Hay algún género del que dirías "no pienso escribir sobre esto"?

El género con el que me siento más cómoda es la fantasía. Dentro de la ficción no hay ningún género que rechace como autora. Hay algunos en los que actualmente no creo que supiera desenvolverme bien, pero nunca digas nunca.

Conociendo autores #41 - Gema Bonnín

2. Nos ha comentado un pajarito desde la organización del Celsius que en tu bilogía Arena Roja tienes un worldbuilding muy interesante y bien construido ¿Cómo es tu proceso a la hora de documentarte y a la hora de construir los mundos donde tienen lugar tus historias?

Depende del mundo. Cuando es una invención que parte de cero me fijo mucho en mundos ficticios de otros autores, de cualquier época y género, pienso en qué es lo que me gusta de ellos, qué no, y no sólo presto atención a lo que se ha hecho en la literatura sino en cualquier disciplina que implique ficción: cine y videojuegos, por ejemplo. Esas ideas me ayudan a alimentar mis propias ocurrencias e imaginación. Siempre construyo el mundo de manera que me permita o facilite contar la historia que quiero contar, que me dé juego, que esté en sintonía con la trama. En el caso de mundos o realidades que parten de algo que existe, es decir, los ambientados en la Tierra, suelo nutrirme de lugares que he visitado personalmente o que conozco de alguna manera.

Conociendo autores #41 - Gema Bonnín

3. En Estrellas errantes se plantean muchos temas relacionados con la colonización y la industrialización, ¿cómo surgió esta idea?

Siempre me han interesado los debates morales que surgen a partir del descubrimiento de América y todo lo que vino después. Aun hoy sigue siendo un tema que inspira mucha disparidad y a veces me siento incómoda en esas discusiones porque siento que se abordan desde la posición privilegiada que nos otorga nuestra época sin que nadie se dé cuenta de ello. Es una cuestión muy compleja que requiere sensibilidad y también sensatez; a mí, personalmente, me genera debates internos que despiertan incógnitas y dudas de carácter más bien filosófico. Estrellas errantes fue un ejercicio de exploración de todas estas cuestiones y, sobre todo, de establecer grises en un tema que siempre parece moverse entre el blanco y el negro. Quien haya leído la novela sabrá que ésta no se acomoda en una posición concreta respecto a los aspectos sobre los que versa.

4. ¿Piensas retomar estos mundos o esto es todo lo que veremos de Tásidar y Mistval?

No me cierro a continuar porque es un mundo con cuya creación estoy bastante satisfecha y además tengo en mente algunas tramas a las que me gustaría dar forma, pero no sé si lo acabaré haciendo o si será pronto.

Conociendo autores #41 - Gema Bonnín

5. Reflejos de Shalott se basa en el Ciclo artúrico, ¿por qué decidiste crear una historia basada en esta mitología sobre otras?

Porque la estuve estudiando un verano en una universidad de Reino Unido y aquellas semanas despertaron en mí un gusanillo que sólo puede calmarse con la escritura. La materia de Bretaña ha dibujado en buena parte el grueso de la fantasía occidental y, al ser algo cercano, familiar, propio de mi cultura, sentí la irremediable necesidad de trabajar en ella, de aportar mi visión, en parte porque genuinamente me atrae y en parte porque, a veces, el ego del autor nos impulsa a querer participar en aquello que admiramos.

6. Reflejos de Shalott es una historia mucho más corta que tus otras obras, ¿tenías claro desde el principio que sería una novela más breve o te tentó en algún momento alargarla?

Tenía claro que iba a ser muy corta, lo supe prácticamente desde el momento en que decidí basarme en el poema La dama de Shalott, y lo cierto es que no me planteé alargarlo. Cada historia tiene su longitud y da para lo que da, y como autora soy bastante respetuosa con eso, me cuesta tanto alargar como acortar (siempre y cuando no haya cosas que falten o sobren realmente). He de decir que he disfrutado bastante de escribir una novela tan breve, la fatiga es menor.

7. ¿Te planteas volver al Ciclo artúrico en algún momento? ¿Por ejemplo con el personaje de Morgana Le Faye *guiño guiño, codo codo* (esto son solo peticiones, no hace falta que respondas a la segunda parte de la pregunta JAJAJAJAJAJA)?

Sí, me lo planteo muy seriamente porque, de hecho, tengo ya pensada otra historia ambientada en Camelot, algo más larga y también original. Y sí, Morgana haría una aparición. ¡Cómo resistirme, con lo mucho que disfruto de ese personaje!

8. ¿Qué consejos le darías a las personas que quieran empezar a escribir?

Que lean mucho y se cuestionen lo que leen. Que se fijen y se pregunten por qué el autor ha hecho esto así o asá. Que tomen nota de qué es lo que les gusta y qué no. Y también que se pregunten y entiendan por qué quieren escribir, qué les aporta, cuál es la motivación, la naturaleza de las ganas que les llevan a querer hacerlo. Conocernos a nosotros mismos tanto como lectores como escritores me parece clave para hacer un buen trabajo y desempeñarlo de forma sana.

9. ¿Podrías contarnos algo sobre tus futuros proyectos? ¿Hay alguna nueva historia en el horizonte?

Lo último que he escrito es una novela histórica adulta ambientada en el siglo XVI. Vamos, que es muy distinta a todo lo que he hecho hasta ahora. También es una novela corta porque no me atreví a meterme en el berenjenal que supone embarcarse en algo de mayor envergadura en este género, así que como primera toma de contacto me decanté por algo sencillo. Lo próximo que pretendo escribir es una novela de ficción histórica, juvenil y bastante más larga que las anteriores, ambientada en el siglo XX, aunque el proceso de documentación me resulta más sencillo que el de la anterior, no sólo porque hay mucha más información, sino porque buena parte de ese estudio ya lo hice para el trabajo de fin de carrera, dado que el tema era el mismo aunque desde una perspectiva literaria.

10. Para finalizar, nos gustaría agradecerte la oportunidad de entrevistarte para Modus Leyendi y pedirte si podrías hacer alguna recomendación literaria para nuestras lectoras. ¿Qué libro/s crees que no se pueden perder?

Son bastantes los libros que considero imprescindibles en cualquier biblioteca: Cien años de soledad, de García Márquez, La edad de la inocencia, de Edith Wharton, El retrato de Dorian Gray, de Oscar Wilde. Por supuesto El Quijote... Y, dejando a un lado los clásicos, quizá El ruiseñor, de Kristin Hannah y La sombra del viento, de Carlos Ruiz Zafón.

¿Qué os ha parecido? ¿Habéis leído algo de Gema Bonnín? Todo en comentarios y nos vemos en el próximo post.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista