Revista Regiones del Mundo

Crónicas afganas: Las noticias del buen rollo

Por Antoniopampliega

Desde Kabul.

Afganistán siempre tiene un espacio reservado en los grandes diarios mundiales y en los informativos de todo el mundo. Desde aquí las noticias sobre atentados suicidas, errores de la OTAN que se cobran vidas civiles y ofensivas contra los bastiones talibán en el sur del país copan el tiempo que dedican a este país. Pero Afganistán es mucho más… aunque a nadie le importa un bledo.

¿A nadie? A un joven periodista afgano, sí. Se llama Abdullah Qazi y es el fundador del periódico online ‘Good Afghan News’ y como el mismo dice “son no noticias sobre Afganistán que harán felices a muchas personas”. Qazi fundó este original periódico hace tres meses ante la falta de información que ofrecían los medios de comunicación mundiales sobre su país. “La gente realmente necesita saber que en Afganistán están sucediendo un montón de cosas buenas. Mi periódico es diferente a todos los demás. La gente tiende a ignorar las malas noticias; porque son siempre lo mismo… Nosotros sólo nos centramos únicamente en las buenas noticias. Si no es una buena noticia, la descartamos… porque para hablar de todo lo malo que pasa en Afganistán ya existen multitud de medios de comunicación”, afirma mientras sube al portal varias fotos sobre la llegada de los jugadores afganos de cricket recientemente proclamados campeones de Asia.

A la prensa extranjera parece importarle bien poco noticias como esta. Una cara donde los afganos se echan a la calle para celebrar con sus jugadores un éxito. Celebrar algo en Afganistán tenía que ser portada en el mundo entero; cosas así son muy difíciles de ver. Pero el empeño de Abdullah Qazi y de su pequeño equipo es hacer que Afganistán sea noticia por sus buenas noticias… “Ese otro lado de Afganistán”.

Pero el ideólogo de este singular periódico no es su director, Abdullah, sino su hijo pequeño. El niño, de poco más de cinco años- y que vive en Estados Unidos con su madre- le pidió al padre que le contara cosas buenas sobre Afganistán. “Debido a la situación que vive actualmente el país mi hijo me preguntaba si en nuestro país no había cosas buenas… Así que cree este periódico para que viera que todos los días suceden cosas buenas”, afirma mostrándome una fotografía de su hijo.

Los éxitos deportivos de las selecciones afganas en los recientes juegos de Asia Central o cómo los niños acuden a los colegios para aprender a leer y a escribir son el centro de gravedad de este periódico. “No queríamos que nuestro hijo creciera viendo sólo las cosas malas que cuenta la CNN u otros canales de televisión de Estados Unidos. Le quise enseñar la cara oculta de este gran país”.

A pesar de esta positiva iniciativa Abdullah y su periódico no cuentan que ningún tipo de ayuda por parte de Organizaciones No Gubernamentales o del Gobierno de Hamid Karzai. “Todos los que trabajan conmigo son voluntarios. Sacan tiempo de donde pueden y así cubrimos las noticias que podemos”, comenta mientras revisa el texto que está a punto de subir a su web. La web va ganando adeptos todos los días- aunque no los suficientes para convertirlo en un periódico de obligada consulta entre los afganos que prefieren acudir a los periódicos norteamericanos o británicos para conocer la actualidad de Afganistán. “Desde que inauguramos el periódico hace tres meses hemos recibido más de mil personas. No son muchas pero a medida que se correr la voz a la gente le entusiasma la idea y se convierten en seguidores habituales”.

Pero Abdullah no es un periodista tradicional, como el mismo se define. Es un tipo comprometido con su país que busca cambiar el punto de vista de una sociedad- la Occidental que habla de su país para referirse a las guerras o a los atentados. “Amo a mi país y quiero que las cosas cambien; y creo que entre todos lo vamos a conseguir”.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Dossiers Paperblog