Revista Ciencia

El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.

Por Juanantonioperezmeca


  El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.Museo Histórico de Aspe.

El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.El oro de Aspe.

Aspe esun pueblo situado en el centro del corredor natural que forma el río Vinalopó y que une el interior con la costa, y su antiguo emplazamiento, Aspis (Ptolomeo, Itinerario de Antonino), constituía una de las posadas de la Vía Augusta romana. Su economía tradicional está basada en una exquisita uva de mesa. El Museo Histórico tiene su sede en un antiguo caserón de tres plantas, junto al puente sobre el Tarafa, y se divide en una parte arqueológica y otra etnográfica.En la primera están representados estos yacimientos citados, si bien una considerable parte de lo hallado en el término de Aspe se custodia en el Museo Arqueológico de Alicante.Con todo, la visita al Museo es muy agradable, con una presentación diáfana y bien ordenada en la planta baja del antiguo edificio, colección que va completándose con materiales de las excavaciones que se van sucediendo en la localidad y mediante donaciones de vecinos.

El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Río Tarafa, principal afluente del Vinalopó.A orillas del Tarafa, principal afluente de aquel río, posee un rico patrimonio arqueológico. La prehistoria está documentada en los talleres líticos de la Coca, Cueva del Rollo, poblados de la Edad del Bronce como el Tabayá (aunque ha dado material campaniforme también), donde termina la cola del Pantano de Elche, el Murón de La Horna (Bronce tardío), o la Mesa de Piedra.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Nódulo y núcleo de Sílex, Aspe.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Urna del Tabayá, linde entre el Vinalopó medio y bajo.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Vaso con asas planas horizontales y mamelones del Tabayá, Edad del Bronce.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Urna de la Edad del Bronce de Aspe, Tabayá.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Vasija globular del Tabayá.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Hacha pulimentada de ofita, Tabayá.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Recreación de enmangue de hacha pulimentada.Se conoce de forma difusa un primer asentamiento ibérico muy interrelacionado con los productos de importación en el lugar que después fortificarían los árabes, el Castillo del río, o más bien junto a él (Altos de Jaime) sin perjuicio de asentamientos aislados del que destaca Tres Hermanas, en curso de investigación, ocupado desde el Bronce, con un edificio singular paralelizado con el templo A del Campello, o el Tolomó.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Las Tres Hermanas, Aspe, ocupación del Bronce e ibérica.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Asa de Kylix tipo copa Castulo.tres Hermanas.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Caliciforme y plato ibericos de Tres Hermanas.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Caliciforme y botella ibérica decorada con bandas. Tres Hermanas.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Fragmento de ala de águila explayada típico del estilo ibérico ilicitano. Castillo del Río de Aspe.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Fragmento ibérico decorado con cuartos de círculos. Castillo del Río.La presencia romana se evidencia en los llanos agrícolas limítrofes con Novelda, especialmente en el Campet.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Basa romana de El Campet.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Decoraciones de círculos en terra sigillata. El Campet.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Olpe ibérico de El Campet, Aspe.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Decoración de sigillata sudgalica de El Campet.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Olpe romano.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Lucerna norteafricana, atribuida al castillo del Río (donación).Destaca del período tardorromano la necrópolis de Vistalegre, con 63 tumbas.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Tumba visigoda de Vistalegre.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Jarrito visigodo de Vistalegre.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Hebilla visigoda de la necrópolis de Vistalegre, Aspe.En el siglo VIII Aspe, Asf en árabe siguiendo a Al Udri, se incorpora a la Cora de Tudmir, adscribiéndose un siglo más tarde a la taifa de Denia. Los árabes se asentaron en el llamado hoy Castillo del Río, durante un siglo, Castillo del Ríotrasladándose a Aspe el nuevo tras un enfrentamiento bélico, donde canalizaron para el riego de sus huertas las aguas del río Tarafa, creando una fértil huerta regada por dos acequias, Aljau y Fauquí. Estos siglos dejaron abundante huella material en el casco urbano, incluyendo necrópolis.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Ataifor vidriado del Castillo del Río.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Candil de pellizco.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Candil de piquera.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Candil de pie alto, calle Virgen del Carmen, Aspe.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Redoma, vedrío de cobre, castillo del Río.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Cántaro islámico con manchones de óxido de hierro.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Líneas de manganeso en cántaro.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Cántaro del Castillo del Río.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Cántaros del Aspe islámico.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Destaca el grueso y contrastado desgrasante de la pasta de los cántaros.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Jarra del Castillo del Río de Aspe.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Olla globular islámica del Castillo del Río.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Jarra islámica decorada con líneas de manganeso. En el siglo XV se levantó un nueva fortificación junto al río, el castillo del Aljau, cuya puesta en valor está prevista.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Jarritas del Castillo del Aljau de Aspe.

El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Olla globular, Castillo del Aljau.Quisiera destacar como muy notable el interés de la dirección del Museo por la didáctica arqueológica, que complementa a la perfección la mera exposición de los materiales. A través de algunas reproducciones se puede conocer bien algunos hiatos en la secuencia material histórica, y el público accede a una mejor comprensión de estos testimonios, su funcionalidad, sus formas, sus paralelos.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Fragmento de aguamanil islámico, calle Virgen del Carmen.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Copita del Castillo del Aljau, siglo XV.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Ollita del siglo XIV, casco urbano.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Lozas modernas, casco urbano, Aspe. Una columna estratigráfica bien periodificada permite interactuar durante la explicación de la secuencia histórica, y la divulgación de fondos o nuevos hallazgos es constante a través de charlas monográficas y conferencias sobre piezas singulares a cargo de especialistas invitados que, además de divulgar el patrimonio histórico aspense, dinamizan el interés por la cultura local. 
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Cajones estratigráficos. Didáctica arqueológica en Aspe.Dotado el Museo de Sala de Conferencias y, aula didáctica y biblioteca, los talleres, exposiciones de pintura, fotografía, o monográficas sobre cosas locales, historia o etnografía, se programan y llevan a cabo y van contribuyendo al enriquecimiento cultural de este hermoso pueblo. Una labor de gestión que ha de orientar y servir de ejemplo a la de otras instituciones culturales menos dinámicas.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Cerámica de cocina barnizada, edad moderna.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Didáctica arqueológica interactiva en el Museo de Aspe.Quisiera destacar como del mayor interés el hecho de que esta localidad fuese, durante la pasada guerra civil, ceca de acuñación de moneda republicana, por avatares del conflicto. 
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Veinticinco cts de cobre, 1938, acuñados en el Aspe republicano.
El Museo Histórico de Aspe, compromiso con la didáctica arqueológica.
Billete republicano de 2 pesetas impreso en Aspe durante la guerra civil española.Por desgracia ha desaparecido este patrimonio industrial, aunque el Museo recoge algunos testimonios de esta producción reservada a la Fábrica Nacional e Moneda y Timbre. Agradecer el curioso y excelente estudio que sobre ello realizó el investigador aspense José Ramón García Gandía.Acuñación de moneda e impresión de billetes en Aspe 1938

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :