Revista Cocina

Galletas linzer con mermelada de frambuesa.

Por Isaac Fernández López @Tartasyotras
galletas linzer con mermelada de frambuesa
Hoy vamos a compartir en el blog una receta de galletas linzer. Estas preciosas galletas son perfectas para hacerlas en las vacaciones y se pueden hornear con diferentes formas y tamaños. Al ser con sabor a almendra siempre son muy adecuadas para prepararlas en las fiestas navideñas. Las galletas linzer son generalmente aromatizadas con canela y tienen mermelada de frambuesa como relleno. El origen de la receta es Linz; una ciudad situada en la parte norte-central de Austria. Otra fantástica tarta de este país es la Sachertorte. La inspiración y precursor de estas galletas es la famosa Tarta Linzer. La tarta consiste en una masa crujiente hecha con almendras molidas o avellanas; entre otros ingredientes y rellenada con mermelada de frambuesa o albaricoque en la actualidad. Originalmente era rellenada con mermelada de grosella y luego rematada en la parte superior con un enrejado de masa antes de hornear.
Estas galletas Linzer son tan suaves que se deshacen en la boca. Se pueden comer desde que las unimos poniendo la mermelada en medio, pero si esperamos un par de horas o al día siguiente serán aún más divinas, ya que la pasta se suaviza un poco con la mermelada y se combinan mejor los sabores. 
Sin duda, son unas de las mejores galletas de las que te podrás enamorar desde el primer bocado.
Ingredientes:
  • 400 g de harina.
  • 250 g de almendras molidas.
  • 250 g de mantequilla.
  • 150 g de azúcar glas
  • 1 huevo.
  • Una cucharadita de levadura química
  • Esencia de vainilla
  • Mermelada de sabor frambuesa o mermelada al gusto.
  • Azúcar glacé para espolvorear.

Preparación:
  • En un bol mezclamos la harina, junto con las almendras molidas, el azúcar glace y la levadura química. 
  • Añadimos la mantequilla cortada a cuadritos y a temperatura ambiente y amasamos con las manos para integrar bien todos los ingredientes. 
  • Cuando este bien integrado añadimos la esencia de vainilla, el huevo batido y continuamos mezclando hasta tener una  masa totalmente homogénea. 
  • Repartimos la masa en 2 partes iguales y las envolvemos en papel film y la dejamos reposar en la nevera durante 2 horas. 
  • Una vez haya transcurrido el tiempo de reposo colocamos una parte de la masa sobre una superficie de trabajo enharinada y estiramos con el  el rodillo hasta que obtengamos el grosor deseado. Cortamos las galletas con  las formas deseadas y las disponemos en una bandeja de horno con papel vegetal.
  • Horneamos a 165ºC durante 15 minutos. No hace falta que se tuesten demasiado ya que lo ideal es que queden hechas pero un poco blanquitas para que se vea bien la mermelada del relleno y destaque. Mientras se va horneando la primera tanda hacemos ahora las tapas con la otra mitad de la masa que tenemos todavía en la nevera. 
  • Cuando tengamos todas las galletas y las tapas horneadas, las dejamos reposar hasta que estén a temperatura ambiente. 
  • Podemos espolvorear las tapas con de azúcar glacé. 
  • Unimos cada galleta con mermelada en medio, les ponemos su tapa y  ya podemos disfrutar de ellas...

Comparte esta receta de Galletas Linzer en tus redes sociales y déjanos un comentario si te ha gustado. Puedes ver más recetas de galletas de este blog desde el enlace o más recetas internacionales. Muchas gracias por leernos. 

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista