Revista Cultura y Ocio

Los buenos suicidas de Toni Hill

Publicado el 01 julio 2019 por Duermevela
Los buenos suicidas de Toni HillLos buenos suicidas
Toni Hill
Novela negra
DeBolsillo
380 páginas
6'95€

Secuela de El verano de los juguetes muertos 


Sinopsis:
Noche de Reyes de 2011. El inspector Héctor Salgado, insomne y obsesionado por la desaparición de su ex mujer, recibe una llamada: la secretaria de dirección de una conocida empresa de cosméticos se ha arrojado a las vías del metro. Ante un caso que se intuía fácil, Salgado tendrá que pelear por destapar la red de sangre y mentiras que se oculta tras el presunto suicidio.La agente Leire Castro, embarazada y atrapada en casa por una baja médica prematura, también piensa en el caso nunca cerrado de Ruth, la ex esposa de Héctor. En su estado no debería emprender una investigación, pero en su carácter está insistir, no detenerse, derribar las fachadas que siempre ocultan males mayores.


Opinión:

Tras la decepción del primer libro jamás me habría puesto con el resto de la trilogía, pero como ya tenía los libros en casa porque se los había comprado a mi padre, decidí ir leyendo el resto de los libros poco a poco.Debo reconocer que este libro me ha gustado más que el anterior, pero tampoco tanto como para darle más de un cinco raspado y mondado, más que nada porque lo empecé y lo tuve que abandonar durante casi un mes al aburrirme de tal manera que no había manera de seguir con su lectura. Aquí seguimos la historia desde los ojos de varios personajes pero centrados en dos, Héctor Salgado, el protagonista al que por lo visto le tocan todos los casos chungos, y Leire, su nueva compañera ahora de baja por maternidad pero que no ceja en su empeño de saber qué narices ocurrió con la ex mujer de Héctor.Cómo no, el tema de Ruth (ex mujer) es tratado de pascuas a brevas aunque algo más que si lo comparamos con el anterior libro y Héctor se centra en un caso actual... Los suicidios de varias personas que trabajan en una misma empresa. La verdad sea dicha, llegado a cierto punto la novela engancha, me he leído unas 200 páginas más o menos de tirón entre el domingo y el lunes, gran punto para el autor, pero sigue habiendo cosas que no me terminan de cuajar, sobre todo cosas relacionadas con cómo narra los acontecimientos y cómo se centra tanto en unos temas y deja otros importantes a los que solo da pinceladas. Como novela negra no es de las mejores, personalmente no  le veo la gracia a leer un libro de este tipo donde es imposible saber quién cojones es "el malo" porque no hay pistas y si las hay no te las da, así que no te queda otra que creerte todo lo que pasa y asentir cuando Héctor te dice "oye, el malo es Pascual". Lo bueno de una novela negra son las pistas, el calentamiento de cabeza que se lleva para intentar desentrañar el misterio, intentar saberlo todo antes que el propio protagonista... no sé, ser partícipe y no un simple espectador. Por esto creo que este autor no es para mí, su forma de plasmar las historias no me envuelven, no me atraen, no me hace partícipe y eso no me gusta.Con todo no tardaré en ponerme con el siguiente y último libro de la trilogía para poder dar carpetazo a la historia y a este autor.

Volver a la Portada de Logo Paperblog