Revista Insólito

Los gemelos de diferente madre que aún no se conocen

Publicado el 07 noviembre 2019 por Noticias Frescas Online @1NoticiasOnline
Los gemelos de diferente madre que aún no se conocen
¿Sabía usted que en este mundo de casi 8 mil millones de personas, existen al menos 7 personas en el planeta que se ven exactamente o casi exactamente igual a como se ve usted?
Aunque suene a ciencia ficción en realidad no lo es. Todas las personas en este mundo tenemos varios dobles casi idénticos, que bien pueden vivir o a la vuelta de la esquina de nuestro hogar, o al otro lado del planeta. Lo único cierto respecto a esto es que, en la mayoría de los casos, simplemente no los conocemos.
Pero, ¿por qué sucede algo así?, ¿cómo es posible que dos personas que no se conocen, que no tienen ningún parentesco o relación alguna puedan verse exactamente iguales, casi como si fueran dos gotas de agua?

Son las probabilidades
A decir verdad, la ciencia aún no lo sabe con certeza, pero se cree que dada la inmensa cantidad de personas que cada día más pueblan este planeta, las posibilidades de que seamos parecidos a alguien más aumentan exponencialmente. Dicho de otra manera, todo se debe a un simple asunto de probabilidades. A medida que más aumenta la cantidad de un determinado evento, la posibilidad de que dicho evento se repita, aumenta dramáticamente.
Es un poco como jugar a la ruleta. En unos pocos giros de la rueda de la ruleta, las posibilidades de que los números se repitan serán siempre muy pocas, pero si se toma una rueda de ruleta y se le dan 8 mil millones de vueltas, cada uno de los números se repetirá de manera sorprendente y de hecho, se comenzará a ver con claridad que, luego de determinado número de giros de la rueda, siempre tenderán a caer los mismos números una y otra vez, de manera perfectamente repetitiva.
Estos “gemelos idénticos” a cada uno de nosotros, que vagan por el mundo y que nos son desconocidos, se conocen como Doppelgängers que, según la muy famosa Wikipedia, significa lo siguiente:
“Doppelgänger (Acerca de este sonido [ˈdɔpəlˌɡɛŋɐ] (?·i)) es el vocablo alemán para definir el doble fantasmagórico o sosias malvado de una persona viva. La palabra proviene de doppel, que significa «doble» y gänger: «andante». Su forma más antigua, acuñada por el novelista Jean Paul en 1796, es Doppeltgänger, 'el que camina al lado'.1 El término se utiliza para designar a cualquier doble de una persona, comúnmente en referencia al «gemelo malvado» o al fenómeno de la bilocación.”
Los gemelos de diferente madre que aún no se conocen
Entonces, esta cuestión de tener un gemelo idéntico que vive en algún lugar de este mundo y al que no conocemos ni sabemos de su existencia no es, a decir verdad, nada nuevo.
De hecho y gracias al avance de la tecnología, existen una buena cantidad de sitios en Internet que permiten localizar a las personas que más se parecen a cada uno de nosotros, obviamente si esas personas también se han interesado en utilizar alguna vez dichos servicios, o si al menos existe alguna imagen de ellas publicada en Internet, para la que dichos motores de búsqueda de imágenes similares puedan encontrar e identificar a través de alguna clase de coincidencia.

Como es muy probable que a muchos de ustedes les interese este tema, en este enlace podrán encontrar algunas de las más importantes herramientas que existen en Internet (la mayoría de ellas en inglés) y que sirven para ubicar a nuestros “gemelos perdidos” que viven en alguna parte de este mundo. Para poder encontrar a estas misteriosas personas que tanto pueden llegar a perecerse a cada uno de nosotros, simplemente elijan algún servicio de los que aparecerán listados en el enlace suministrado, suban una foto de su rostro con la cara completamente despejada, y permitan que la tecnología se encargue de rastrear y encontrar aquellas imágenes de aquellas personas que más se parezcan a usted y que pueden estar esperándolo en algún rincón de este planeta.
La verdad es que la genética es algo muy curioso y a su vez bastante caprichoso, ya que existen casos muy bien documentados de personas que, sin tener ninguna clase de parentesco o relación, se parecen mucho más de lo que podrían parecerse si hubiesen sido en verdad gemelos idénticos nacidos de un mismo embrión fecundado por un único padre.
Gustos afines
Más curioso aún, es que estas personas en muchas ocasiones comparten muchos de los gustos y afinidades de esos “hermanos gemelos” con los que a decir verdad no tienen ninguna clase de parentesco o relación. Es decir, hay casos documentados de Doppelgängers que gustan de vestir de la misma manera, leen la misma clase de libros, hacen las mismas actividades y oh sorpresa, uno de ellos vive en Australia y el otro “gemelo” vive en Alaska, por poner un ejemplo respecto a lo distanciadas y desconocidas que pueden ser esta clase de personas entre sí.
Es por ello que no se le haga extraño si en alguna ocasión llega a ir a un lugar o país desconocido, que alguien pueda quedarse mirándolo como si lo conociera de alguna parte, e incluso no se le haga extraño si en alguna oportunidad, alguien a quien usted no conoce, se acerque a hablarle como si fuera el mejor de sus amigos. Eso sí, frente a esta posibilidad real de tener a varias personas caminando por el mundo, muy similares a usted mismo, ruegue para que esas personas sean personas de bien y no lo vayan a confundir a usted con alguien a quien piensen borrar de este planeta o, en el mejor de los casos, a alguien que sea considerado un peligro para la sociedad y que merezca estar en una cárcel.
Que no se meta usted en problemas
Si bien la homonimia en los nombres, es decir, los nombres repetidos en personas completamente desconocidas, ponen diariamente en aprietos a aquellas personas que suelen ir de viaje por el mundo y que a veces se encuentran en las salas de inmigración de los aeropuertos con que existe alguien buscado por las autoridades, y que tiene exactamente el mismo nombre, nada se compara con un escenario en donde ese alguien buscado por las autoridades, o por la mafia, o por quienquiera que sea que no tenga buenas intenciones, sea alguien exactamente idéntico o demasiado parecido a usted.
Los problemas que pueden derivarse de una situación como esta son demasiados y pueda ser que, apelando a la creencia de que la mayoría de personas en este planeta son personas buenas, quizás esos “gemelos perdidos”, sean parte de esa enorme cantidad de buenas personas que aún viven en este mundo.

Si no sabía de la existencia de este fenómeno de la naturaleza, pues ahora ya lo sabe. Y si se interesa por tentar a la suerte y encontrar a esas otras personas tan parecidas a usted que pueden estar viviendo en algún lugar completamente extraño y desconocido para usted, entonces haga uso de las herramientas que le ofrece la Internet y comience su propia búsqueda. Nunca se sabe. Quizás puedan existir mucho más de 7 personas que se vean exactamente como se ve usted.
Si le ha gustado este artículo, por favor compártalo en las redes sociales y permítanos conocer su opinión en la caja de comentarios.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista