Revista Creaciones

Objetos cotidianos

Por Inventandobaldosasamarillas

Un mes más vuelve a la carga "Hoy Compartimos", una de las iniciativas que más me gusta. Se trata de un intercambio de contenidos propios (100% hecho con estas manitas), con fotografías alucinantes que nos aportan multitud de puntos de vista sobre el mismo tema. Unas veces, las organizadoras de todo esto, Nika Vintage y Lorena Pose, nos empujan a callejear en busca de balcones, otras nos proponen mirar ventanas y también nos invitan a contar nuestros días de ocio. En la cita de este mes, los protagonistas son los objetos cotidianos. Pero claro, ¿qué es un objeto cotidiano?
Objetos cotidianos
Cada mes me llega un mensaje con el tema propuesto para "Hoy Compartimos". En Septiembre, me llegó mientras desayunaba junto a la iglesia de San Juan de Puerta Nueva en Zamora. Y en ese momento, piensas: "Lo que para unos es cotidiano y resulta de lo más normal, para otros es motivo de sorpresa. Merece una foto. Ser recordado y al llegar a casa, es el protagonista de una tarde (puede que interminable para los invitados) en la que se muestra lo diferentes, lo original y nunca visto antes. 

Objetos cotidianos

Columna del pórtico de entrada de la catedral de Zamora.

Permítanme, llamar "objeto" a una iglesia. Ya sé que es un uso del lenguaje, como poco imaginativo. Pero, ¿cuántas de las personas que viven en Zamora pasan a menudo por su lado casi sin dar importancia a su existencia? Y a la vez, ¿cuántas de las personas que visitan por primera vez Zamora, interpretan que es una de las fotos obligadas del viaje? En cierto modo, centenares de personas conviven con esta iglesia con total naturalidad, forma parte de lo cotidiano. Y hay quien quiere tenerla presente en sus objetos cotidianos, en su vida diaria. En una de las calles que sale de la plaza Mayor existe una pequeña tienda de recuerdos de la ciudad. Allí, su dueña (una chica muy simpática y que explica muy bien las cosas, pero de la que no sé su nombre, perdón) ha creado multitud de objetos con la imagen de uno de los rosetones románicos de la iglesia. El rosetón se encuentra en la puerta sur del templo dedicado a San Juan Bautista. Con una forma de rueda de carro no muestra el interior, sino que está tapado. Una peculiaridad que le hace único. Dado el clima de Zamora, el rosetón no tiene una vidriera sino una lámina de piedra que evita que entre el frío y el viento. Abanicos, imanes, camisetas, libretas... tienen la imagen de este rosetón, que se ha convertido en un símbolo de Zamora.

Objetos cotidianos

Rosetón románico de la Puerta Sur de San Juan de Puerta Nueva en Zamora.

Hay quien algo único quiere convertirlo en un objeto cotidiano, pero también existen personas que logran transformar algo tan cotidiano como el papel en algo único. En la calle Balborraz se encuentra una tienda especializa en hacer cosas realmente preciosas con papel (tengo pendiente un post con un montón de fotos e ideas para hacer cosas muy chulas). 

Objetos cotidianos

Tarjeta con corazones de colores.


Su dueña ha hecho del papel su trabajo. Vive rodeada de cartulinas, folios, hojas de todos los colores... con los que crea tarjetas, libretas, bolsas, cajas, álbumes... es decir, con los que crea otros objetos cotidianos llenos de belleza y cariño, que los hacen muy especiales.

Objetos cotidianos

Bolsas hechas de cartón.

Objetos cotidianos

Papel para hacer libretas y tarjetas.

La capacidad que tiene lo cotidiano para asombrar a algunos puede ser realmente impactante. Muy cerca de esa pequeña tienda de recuerdos, camino hacia la catedral de Zamora, hay una esquina que nos propone un juego. Los que viven allí puede que ni siquiera hayan caído, pero: "Ojo, los dos balcones que vemos en la fachada de color blanco, no existen. Es un trampantojo".

Objetos cotidianos

Trampantojo en Zamora.

Y de repente, algo que puede ser más o menos un objeto cotidiano en cierto contexto, si lo sacamos fuera puede resultar chocante. Como una olla de cerámica sobre unos troncos en mitad de la calle en Puebla de Sanabria. 

Objetos cotidianos

Olla de cerámica.

O una pluma clavada en el césped junto a la catedral de Zamora. Juro que me la encontré así. 
Objetos cotidianos

Y, ¿dónde van nuestros objetos cotidianos cuando ya dejan de serlo? Cuando ya no queremos que forman parte de nuestro día a día. Pues muchos de ellos terminan en lugares como éste. Una tienda de muebles y de todo lo imaginable en la carretera que va hacia el Lago de Sanabria. 

Objetos cotidianos

Candados oxidados en Sanabria.

Decenas de herramientas, llaves, tiradores, picaportes, puertas... se acumulan en esta tienda al aire libre, donde es imposible no perderse.

Objetos cotidianos

Rejas y herramientas con óxido.

Madera, metal y cristal sobreviven al paso del tiempo que deja sus marcas sobre la superficie de las botellas de agua y casera. Objetos que en su día fueron cotidianos para alguien, que ahora se amontonan en una balda y que con suerte alguien adorará como una pieza especial de su colección de antigüedades.

Objetos cotidianos

Botellas de agua y casera antiguas.

Os invito a echar un ojo a los demás objetos cotidianos que nos proponen las participantes de "Hoy Compartimos".
Si te ha gustado toda la info, comparte en FACEBOOK y/o TWITTER.
http://feedburner.google.com/fb/a/mailverify?uri=BaldosasAmarillasBlogDeDecoracinLowCost&loc=es_ES


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :