Revista Ciencia

Recuperación de bosques cantábricos

Por Ernesto Villodas
RECUPERACIÓN DE BOSQUES CANTÁBRICOSLa Fundación Lurgaia es una entidad que se dedica a recuperar ecosistemas cantábricos, especialmente bosques, mediante la sustitución de cultivos de pino y eucalipto en lo que serán futuros bosques, mediante el voluntariado ambiental y la Custodia del Territorio.

El proyecto del que tratamos en esta entrada es Undabaso, desarrollado en la Reserva de la Biosfera de Urdaibai (Bizkaia), espacio que tampoco escapa a los cultivos de madera rápida que asolan, cada vez más, al piso colino de todo el Cantábrico y Galicia.
En este caso se trata de la adquisición de casi 48 hectáreas (modesta cantidad para lo que se mueve por aquí) de terrenos con cultivos de pino de Monterrey sobre los que pendía el peligro de compra para la plantación de eucalipto. Esta superficie se unirá a las 105 que ya están en proceso de restauración y que esperamos que vaya creciendo poco a poco.

Aquí os dejo el enlace a su página desde la que podéis hacer una donación, en la medida de vuestras posibilidades, para que este proyecto se lleve a buen término. 

Soy de la opinión de que es importante apoyar estas acciones cuyo único fin es el bien de todos nosotros. Muchos pequeños gestos generosos hacen grande al ser humano. Además estoy seguro de que te hará sentir mejor en lo personal, un paso más cercano a la plenitud. Verás como sí.

Os paso la nota de prensa enviada a los medios convencionales por los amigos de Lurgaia.

 NOTA DE PRENSA

 UNDABASO, el bosque que viene

La Fundación LURGAIA Fundazioa está creando el robledal más grande de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai y el segundo mayor de Bizkaia. Un bosque que crece gracias a cientos de personas que colaboran en favor de la biodiversidad y contra el cambio climático.

La entidad acaba de iniciar una campaña de recaudación de fondos para conseguir su próximo reto: recuperar 153 hectáreas de bosque autóctono. Es el bosque de Undabaso, en Ibarruri, Muxika, donde robles, fresnos, acebos y muchas otras especies autóctonas crecen entre los grandes monocultivos de pinos y eucaliptos que dominan el paisaje de Bizkaia.

¿Dónde están nuestros bosques?

A lo largo de los siglos hemos ido destruyendo los bosques para atender nuestra demanda de madera, leña, alimento, papel y productos agroganaderos. Hoy en día, en Bizkaia solo tenemos el 10% de los robledales que antaño ocupaban nuestro territorio. Las masas arboladas que vemos a nuestro alrededor son, en su mayoría, cultivos de pinos y eucaliptos; aunque constituyen un importante recurso económico, reducen la biodiversidad, alteran el ciclo del agua y favorecen la pérdida de suelo. La recuperación de parte de los bosques perdidos devuelve naturalidad al territorio.

El bosque de UNDABASO

La historia parece sencilla: una familia decidió mudarse a vivir a un entorno natural, concretamente a Undabaso. Sus terrenos estaban ocupados por una plantación de pinos, en lugar del bosque esperado, con su variedad de especies y de colores. Así que contacta con la Fundación Lurgaia y firman el primer acuerdo de custodia del territorio de lo que ya se conoce como el futuro bosque de Undabaso. Un bosque que va creciendo gracias a la adquisición de más parcelas y más acuerdos de custodia. Será el robledal mixto más grande de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai y el segundo mayor de toda Bizkaia. La Fundación Lurgaia Fundazioa, impulsora del proyecto, es una entidad sin ánimo de lucro y lleva, desde su creación en 2002, trabajando para la recuperación de nuestros bosques autóctonos.

La Custodia del Territorio

La custodia del territorio se basa en el acuerdo voluntario entre un propietario de un terreno y una entidad de custodia para la gestión de dicho terreno por esta última. Los acuerdos pueden

ser de compra o de cesión de uso. Actualmente LURGAIA gestiona, mediante custodia del territorio, alrededor de 450 hectáreas en diferentes ubicaciones. Todos los terrenos se dedican a conservación estricta, sin fines de explotación económica.

Trabajando por el bien común

Cada año LURGAIA planta miles de árboles y arbustos de especies autóctonas, la mayoría en jornadas de voluntariado medioambiental. Los bosques tardan cientos de años en alcanzar la plenitud, de manera que se trata de un legado para las generaciones futuras. Ellas serán quienes disfrutarán de este futuro bosque. Las jornadas de voluntariado suponen una experiencia de responsabilidad y compromiso social, de sensibilidad y de conexión con nuestro medio natural.

UNDABASO, el bosque que viene LURGAIA ha iniciado a través de su web www.lurgaia.org una recaudación de fondos con el lema “Undabaso, el bosque que viene”. Necesitan financiación para hacer frente al pago de 48 hectáreas más para este bosque, que entonces alcanzará las 153 hectáreas de extensión. Hacen falta 45.000 € para completar dichos pagos. Todas las aportaciones son importantes y muchas aportaciones pequeñas hacen una grande. También se busca el apoyo de entidades, empresas grandes o pequeñas que sientan que pueden contribuir a mejorar el estado de nuestro medio natural y luchar contra el cambio climático.

RECUPERACIÓN DE BOSQUES CANTÁBRICOSLavandera enlutada (Motacilla yarrellii)Para cuidar de nuestras aves lo primero que hay que hacer es cuidar sus ecosistemas.
RECUPERACIÓN DE BOSQUES CANTÁBRICOSLavandera enlutada (Motacilla yarrellii)En Laredo se ven estos días bastantes lavanderas enlutadas.
RECUPERACIÓN DE BOSQUES CANTÁBRICOSLavandera enlutada (Motacilla yarrellii)La bonita y oscura variedad británica de la familiar lavandera blanca.
RECUPERACIÓN DE BOSQUES CANTÁBRICOSBisbita pratense (Anthus pratensis)Y los bisbitas han invadido nuestros campos.
RECUPERACIÓN DE BOSQUES CANTÁBRICOSBisbita pratense (Anthus pratensis)Pero para poder disfrutar de una buena variedad de especies (biodiversidad) es necesario conservar los hábitats originales de todas ellas en las mejores condiciones.Undabaso es una bendición para nuestros bosques y hay que tener la esperanza de que ideas parecidas se implanten en la mayoría de nuestros espacios naturales. ¡¡Mucha suerte, Lurgaia!!
¡¡Buen pajareo para todos!!

Volver a la Portada de Logo Paperblog