Revista Ciencia

Repentinas inundaciones hacen 'joyas' en Titán

Por Cosmonoticias @Cosmo_Noticias
Millares de bolas de hielo de apariencia luminosa han sido descubiertas por la sonda Cassini-Huygens sobre la superficie de Titán, una de las lunas de Saturno. Las esferas pavimentan la zona de Xanadu, surcada por numerosos canales.

Repentinas inundaciones hacen 'joyas' en Titán

Representación artística de la sonda Huygens en Titán.

Parece que inundaciones rápidas han pavimentado los lechos de canales de la región Xanadu de la luna Titán de Saturno con miles de bolas de cristal de hielo resplandecientes, según científicos de la nave espacial Cassini de NASA. Analizando el modo en que el terreno ha dispersado los haces de radar, los científicos deducen que las esferas miden por lo menos unos pocos centímetros y hasta un par de metros de diámetro. Las esferas se originaron probablemente como parte de un lecho de rocas de hielo de agua en un terreno más alto de Xanadu.
"Lo que pensamos que ha ocurrido en esta área se parece mucho a lo que crea las rocas pulidas de los ríos en la Tierra", afirma Alice Le Gall, una investigadora postdoctoral del Laboratorio de Propulsión a Chorro (Jet Propulsion Laboratory, JPL) de la NASA, directora del estudio, que ha hecho uso del instrumento de radar de Cassini. "Ir dando tumbos corriente abajo suaviza los bordes de las rocas".
Aquí en la Tierra, las lluvias repentinas pueden desencadenar aludes de lodo e inundaciones en la periferia montañosa de las zonas desérticas. Estos flujos pueden recoger piedras y escombros, los que caen aguas abajo. En Titán, los flujos parecen haber ocurrido periódicamente por eones, a una escala catastrófica. Sin embargo, el proceso en Titán ocurre en presencia de lluvia de metano líquido y etano, en lugar de lluvia de agua como en la Tierra.
Se cree que las rocas de Titán están formadas principalmente por hielo de agua congelada a una temperatura de -180 grados centígrados, a diferencia de las rocas de minerales terrestres.
Piedras de río, como las de la Tierra, ya han sido observadas en Titán en el sitio de aterrizaje de la sonda espacial Huygens de la ESA, cerca del ecuador de la luna. El sitio de aterrizaje también mostró signos de inundaciones repentinas que depositaron adoquines de alrededor de 2 a 20 centímetros de diámetro.
Pero estos canales en la parte sur de las tierras bajas de Xanadu, parecían más brillantes para el radar de Cassini que la zona de aterrizaje de Huygens. De hecho, los canales que fueron explorados por la nave espacial Cassini en mayo de 2008, se encuentran entre las características más brillantes jamás vistas en Titán por el instrumento radar.

Repentinas inundaciones hacen 'joyas' en Titán

En la imagen de la izquierda, obtenida por la sonda Huygens,
se pueden ver rocas sobre la supeficie de Titán. A la derecha,
rocas de río en la Tierra.

En un trabajo disponible en línea en la revista Icarus, Le Gall y sus colegas concluyeron que la explicación más plausible para el brillo extremo de los canales de Xanadu era una colección de sedimentos esféricos transparentes y más fuertemente unidos que los adoquines presentes en el sitio donde aterrizó Huygens.
"Durante mucho tiempo, ha sido muy duro para la gente entender el por qué es tan brillante Xanadu", dijo Steve Wall, un miembro del equipo de radar en el JPL. "No se puede esperar este tipo de geometrías en un entorno natural, pero creemos que esto puede explicar el enigma".
"Aquí hay un ejemplo más de que Titán es un mundo con procesos similares a los de la Tierra", dijo Linda Spilker, científico del proyecto Cassini en JPL. "A medida que cambien las estaciones en Titán, tal vez vamos a tener la oportunidad de ver el flujo de metano a través de algunos de los canales de río".
Fuente

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :