Revista Cultura y Ocio

Reseña #33: harry potter y el prisionero de azkaban

Publicado el 21 diciembre 2014 por Alaluzdelasvelas

Esta vez os traigo la reseña de la tercera parte de la gran saga: Harry Potter. Espero que, todos [email protected] que aún no os hayáis animado, le deis una oportunidad.

RESEÑA #33: HARRY POTTER Y EL PRISIONERO DE AZKABAN

Igual que en las dos primeras partes de la serie, Harry aguarda con impaciencia el inicio del tercer curso en el Colegio Hogwarts de Magia. Tras haber cumplido los trece años, solo y lejos de sus amigos, Harry se pelea con su bigotuda tía Marge, a la que convierte en globo, y debe huir en un autobús mágico. Mientras tanto, de la prisión de Azkaban se ha escapado un terrible villano, Sirius Black, un asesino en serie con poderes mágicos que fue cómplice de lord Voldemort y que parece dispuesto a borrar a Harry del mapa. Y por si esto fuera poco, Harry deberá enfrentarse también a unos terribles monstruos, los dementores, seres abominables capaces de robarles la felicidad a los magos y de eliminar todo recuerdo hermoso de aquellos que osan mirarlos. Lo que ninguno de estos malvados personajes sabe es que Harry, con la ayuda de sus fieles amigos Ron y Hermione, es capaz de todo y mucho más.

Reseñas de los libros anteriores

Tras leer Ha rry Potter y la cámara secreta no pude más que empezar esta tercera parte y, como me pasó con la segunda lectura, ha superado con creces a sus predecesores .

Harry vuelve a pasar el verano con los Dursley y éstos , con su maldita imaginación desbordante, deciden traer a la hermana de Vernon , una que, siguiendo con la tradición familiar, odia a Harry y desprecia a sus difuntos padres .

La llegada de tía Marge no es lo único que preocupa a Harry : acaba de recibir una carta de Hogwarts en la cual dice que necesita la autorización de sus tíos para que le permitan visitar Hogsmeade , un pueblo mágico, durante el tercer curso . Llega así el curioso trato entre Vernon y Harry: si el pequeño mago es capaz de aguantar a la tía Marge sin contestarle, él firmará la autorización. ¿Quién iba a decirle a Harry que aquella mujer repelente iba a sacar un tema tan delicado como lo es el hecho de que considere a su padre "un mal hombre"?

, J.K. Rowling nos reconquista con esta hermosa historia cargada de humor, tensiones y escenas entrañables, mostrándonos un Harry más maduro y consecuente , con las ideas muchísimo más claras que en los libros predecesores.

RESEÑA #33: HARRY POTTER Y EL PRISIONERO DE AZKABAN
Tras el incidente con tía Marge - el cual lleva a Harry a hacer que flote tras hincharse como un globo -, Harry huye con todas sus pertenencias y, después de un fuerte susto ante la visión espeluznante de un extraño animal , aparece el autobús noctámbulo .

Como es normal, el pequeño mago desconoce muchísimos elementos del mundo mágico, ¡cuál es su sorpresa al saber que ese autobús provisto de camas puede llevarle a dónde él quiera sin que los muggles se den cuenta!

Lo que no espera es descubrir entre las páginas de El profeta es que Sirius Black, un criminal del mundo mágico, ha huido de Azkaban.

a pasar los días de verano que quedan hasta volver a Hogwarts. Así Cornelius Fudge intercepta a Harry al bajar del autobús y, obviando el uso ilegal de la magia fuera del colegio, le lleva al Caldero Chorreante vuelven a encontrarse nuestros tres magos : Harry, Ron y Hermione, para afrontar el nuevo curso escolar en el cual la acción está asegurada ... ¿Cómo va a poder hacer frente al mismísimo Sirius Black que, como no puede ser de otro modo, quiere matar a Harry?

. La trama de este tercer libro me ha parecido mucho más seria que la de sus predecesores El misterio tiene un papel mucho más relevante , al igual que la tensión por no saber qué va a pasar a continuación y , lo que es peor, no saber cuándo aparecerá Black .

RESEÑA #33: HARRY POTTER Y EL PRISIONERO DE AZKABAN
La vuelta a Hogwarts se presenta de lo más pintoresca : Hermione con montones de clases - algunas de las cuales coinciden -, nuevos profesores... Tal vez la señora Trelawney ha sido la que, junto con el profesor Lupin, han logrado impactarme más . Debo reconocer , sin embargo, que al principio no me la tomé muy enserio - ¡esa mujer daba la sensación de estar delirando! -, pero cierto momento hizo que me replanteara seriamente su actuación.

, por el contrario, se ganó mi confianza desde que salvara a los tres magos en el Expreso a Hogwarts . Su actuación brillante ante la temible visión de los dementores - no sé a vosotros, pero a mí me pareció súper original su historia - y su sosiego lograron cautivarme.

Durante toda la novela vemos la sucesión de la vida de Harry, Ron y Hermione : clases, quidditch, alguna que otra visita a Hagrid y, ya que sacamos a Hagrid, ¿quién no se alegró de que al final fuera profesor? ( ¿Y quién no le hubiera dado una paliza a Malfoy por lo de Buckbeak? ).

.

RESEÑA #33: HARRY POTTER Y EL PRISIONERO DE AZKABAN
J.K. Rowling ha vuelto a dejarme sin palabras Su forma de hilar una trama perfecta, sin dejarse absolutamente nada en el tintero , aportando nuevos datos que en libros anteriores había dejado al aire.

No os podéis ni imaginar lo mucho que se me abrieron los ojos cuando se llevaron a Ron por el túnel bajo el Sauce Boxeador . Más aún cuando, una vez en la escalofriante Casa de los Gritos se descubrió toda la verdad. ¡Dos libros leyendo sobre Scabbers! ¡Quién iba a decirlo!

Saber que Sirius Black era , en realidad, un buen hombre me quitó un gran peso de encima. No puedo decir lo mismo de Peter - espero que Voldemort se lo quite de encima, para que la próxima vez se plantee seriamente a quién le debe lealtad -, al cual odio principalmente porque, gracias a su

RESEÑA #33: HARRY POTTER Y EL PRISIONERO DE AZKABAN

maldita huida, el pobre Harry tiene que seguir pasando los veranos con sus tíos en vez de con su padrino.

Por último, quería comentaros que lo mejor de la novela fue el tema de los merodeadores. ¿Quién no querría tener un mapa del merodeador para visitar Hogsmeade sin que nadie se enterara?

. El broche final de la historia me encantó Ver como Dumbeldore les dejaba usar ese curioso reloj para liberar a Black y Buckbeak fue , sin duda, . Sin embargo, me dio muchísima pena que Lupin tuviera que irse y, como no podía ser de otra manera, no sospeché de sus curiosas ausencias hasta que Hermione desveló la verdad.

En conclusión, Harry Potter y el prisionero de Azkaban es una tercera parte maravillosa, cargada de tensiones, traiciones y algún que otro giro inesperado. J.K. Rowling vuelve a maravillarnos con su prosa dulce y directa, confeccionando unos personajes mucho más maduros que, sin duda, no nos dejarán indiferentes.

-¿Sabes más cosas de Hogsmead? - dijo Hermione con entusiasmo -. He leído que es la única población enteramente no muggle de Gran Bretaña...

-Sí, eso creo - respondió Ron de modo brusco -. Pero no es por eso por lo que quiero ir. ¡Sólo quiero entrar en Honeyduckes!

-¿Qué es eso? - preguntó Hermione.

-Es una tienda de golosinas - respondió Ron, poniendo cara de felicidad -, donde tienen de todo... Diablillos de pimienta que te hacen echar humo por la boca.... y grandes bolas de chocolate rellenas de mousse de fresa y nata de Cornuealles, y plumas de azúcar que puedes chupar en la clase para que parezca que estás pensando lo que vas a escribir a continuación...

-Pero Hogsmeade es un lugar muy interesante - presionó Hermione con impaciencia -. En Lugares históricos de la brujería se dice que la taberna fue el centro en que se gestó la revuelta de los duendes de 1612. Y la Casa de los Gritos se considera el edificio más embrujado de Gran Bretaña...

-... Y enormes bolas de helado que te levantan unos centímetros del suelo mientras les das lengüetazos - continuó Ron, que no oía nada de lo que decía Hermione.

-No pienso aguantarle nada a Malfoy este curso - dijo enfadado -. Lo digo en serio. Si hace otro comentario así sobre mi familia, le cogeré la cabeza y...

Ron hizo un gesto violento.

-Bueno, hay una especie de cruz torcida... - dijo consultando Disipar las nieblas del futuro -. Eso significa que vas a pasar penalidades y sufrimientos... Lo siento... Pero hay algo que podría ser el sol. Espera, eso significa mucha felicidad... Así que vas a sufrir, pero vas a ser muy feliz...

-Si te interesa mi opinión, tendrían que revisarte el ojo interior - dijo Ron, y tuvieron que contener la risa cuando la profesora Trelawney los miró.

-Parece un profesor muy bueno - dijo Hermione -. Pero me habría gustado haberme enfrentado al boggart yo también.

-¿En qué se habría convertido el boggart? - le preguntó Ron, burlándose -, ¿en un trabajo de clase en el que sólo te pusieran un nueve?

Ron los alcanzó cinco minutos más tarde, muy enfadado.

-¿Sabéis lo que ese... (llamó a Snape de algo que escandalizó a Hermione) me ha mandado? Tengo que lavar los orinales de la enfermería. ¡Sin magia! - dijo con la respiración alterada. Tenía los puños fuertemente cerrados -. ¿Por qué no podía haberse ocultado Black en el despacho de Snape, eh? ¡Podría haber acabado con él!

-Juro solemnemente que mis intenciones no son buenas.

-¡Queridos míos! ¿Quién de los dos se ha levantado primero? ¿Quién?

-No sé - dijo Ron, mirando a Harry con inquietud.

-Dudo que haya mucha diferencia - dijo la profesora McGonagall fríamente -. A menos que un loco con un hacha esté esperando en la puerta para matar al primerio que salga al vestíbulo.

[...] El señor Cornamenta está de acuerdo con el señor Lunático y sólo quisiera añadir que el profesor Snape es feo e imbécil. [...] El señor Canuto quisiera constar su estupefacción ante el hecho de que un idiota semejante haya llegado a profesor. [...] El señor Colagusano saluda al profesor Snape y le aconseja que se lave el pelo, el muy guarro [...]


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Dossier Paperblog