Revista Cine

[Reseña] X-Men: Días del Futuro Pasado

Publicado el 21 junio 2014 por Elzorrocongafas @elzorrocongafas
x-men, días del futuro pasado, lobezno, zorro con gafasTítulo original: X-Men: Days of Future Past
Año: 2014
Duración: 130 minutos

Director: Bryan Singer
Productora:
20th Century Fox / Marvel / Bad Hat Harry Productions
Reparto: Hugh Jackman, James McAvoy, Michael Fassbender, Jennifer Lawrence, Nicholas Hoult, Ian McKellen, Patrick Stewart, Ellen Page, Shawn Ashmore, Omar Sy, Peter Dinklage, Evan Peters, Halle Berry, Lucas Till, Daniel Cudmore, Booboo Stewart, Bingbing Fan, Adan Canto, Josh Helman, Larry Day, Amelia Giovanni, Gregg Lowe, Evan Jonigkeit, Mark Camacho, Laurence Belcher, Morgan Lily, Brian Cox, Famke Janssen, Anna Paquin, James Marsden, Kelsey Grammer, Brendan Pedder
Género: Ciencia Ficción - Aventuras - Acción - Superhéroes
Los X-Men luchan por la supervivencia de la especie en una guerra que se desarrolla en épocas diferentes. Los personajes de la trilogía cinematográfica original de X-Men unen sus fuerzas a las que ellos mismos poseían en el pasado, cuando eran más jóvenes –tal y como aparecen en X-Men: Primera generación–, para cambiar un importante acontecimiento histórico y librar una épica batalla que podría salvar nuestro futuro.

X-Men: Días del Futuro Pasado ha alcanzado la cota más alta de toda la saga. La película es espectacular en su aspecto visual y ver como luchan los mutantes en ambas líneas temporales es una gozada. Dicho esto señalar que, como ocurre en todas las películas que implican viajes temporales, mejor no intentéis razonar mucho la historia.
Cuando fui a ver X-Men: Días del Futuro Pasado mi mayor preocupación era que se trataba de una película con dos líneas temporales, y como ya ha ocurrido en muchas ocasiones, jugar con el tiempo en Hollywood no siempre les sale bien. Es muy fácil hacerse un lío con las fechas y acontecimientos y acabar realizando cambios en la historia que no tenían por que haberse metido. Esto es algo que nunca he entendido, porque si cualquier espectador se puede dar cuenta a veces de los fallos en la línea temporal está claro que un guionista también y que podría haber escrito el guión de manera que esos fallos no existieran. Así que si en el resultado final encontramos fallos, es que los creadores de la película esperan que no pensemos mucho, que no intentemos cuadrar fechas y que tengamos fe en lo que hacen. Esto ocurre en Días del Futuro Pasado. Mientras la ves no te da tiempo de procesar toda la información, pero si te paras a pensar un poco te das cuenta de que muchas cosas no cuadran. Pero como dice una amiga mía: "¡Fue un mago!" o lo que es lo mismo. No le intentéis buscar el sentido profundo al argumento y simplemente dejaros llevar.
Dejando de lado los viajes temporales la película tiene todo lo que se le podría pedir. Escenas de acción impresionantes, siendo mis favoritas las que ocurren en el futuro. No me esperaba mucho del personaje de Blink (Bingbing Fan), pero he de decir que su poder de abrir portales da mucho, mucho juego. De hecho creo que es lo único por lo que han introducido a este nuevo personaje, aunque nada en contra, el resultado les ha quedado espectacular. Si bien es cierto que al centrarse principalmente la historia en el pasado te quedas con ganas de saber más sobre ese futuro que sólo nos dejan vislumbrar.

dias del futuro pasado, quicksilver, evan peters, zorro con gafas

Quicksilver en acción

En el pasado nos encontramos a los personajes de X-Men: Primera Generación de vuelta a los que se les une Lobezno (Hugh Jackman) y Quicksilver (Evan Peters). Especial mención voy a hacer a Jennifer Lawrence y su Mística. Cierto es que Mística siempre ha tenido un protagonismo especial en las películas de X-Men, pero aquí nos encontramos a otro nivel y la actuación de Lawrence es muy buena. Se nota que su carrera ha crecido desde la anterior película y en Días del Futuro Pasado está mucho más segura en un papel con más peso. No se cuantas de las escenas de acción son ella y cuantas una doble, pero he de decir que sólo por el hecho de estar prácticamente toda la película en ropa interior y maquillaje corporal (por los efectos de la piel de Mística) ya se merece mis respetos. Algo que siempre me ha gustado de esta mutante es que su poder es la mimetización perfecta, pero su única forma de defensa es la lucha cuerpo a cuerpo o un arma y en esta película las escenas de lucha de Mística están coreografiadas a la perfección.
Un personaje al que tenía miedo de cómo acabarían haciéndolo era a Quicksilver. El hecho de que vaya a salir tanto en X-Men: Días del Futuro Pasado como en Los Vengadores: La era de Ultrón, y que tengan que diferenciarse las dos versiones puede dar problemas. Sí es verdad que le cambian el nombre de Pietro a Peter, cosa que no hacía ninguna falta, pero dejan caer un par de guiños sobre su historia en los cómics muy bien puestos. El hecho de que aquí sea un adolescente en los años 70 ha dado juego con su vestimenta y su personalidad. Evan Peters dota a Quicksilver de un toque socarrón y algo chulesco que, la verdad, funciona. ¿Y que decir de la escena en la que le vemos lucirse en toda su gloria? Para mí la mejor de toda la película.
James McAvoy y Michael Fassbender vuelven a dar en Días del Futuro Pasado lo mejor de la relación entre Charles Xavier y Erik Lehnsherr en su juventud. El Profesor Xavier y Magneto no se encuentran en la mejor situación de sus vidas y sus diferencias respecto a los mutantes siguen enfrentándoles, pero en el futuro les vemos trabajar unidos para salvar al mundo, así que creo que hay esperanza para ellos. De hecho creo que los mutantes se ahorrarían muchos problemas simplemente si alguien agarrara a estos dos y los encerrara juntos en un armario hasta que por fin hablaran con calma y llegaran a un acuerdo. En el fondo Días del Futuro Pasado es tanto una historia de lucha de superviviencia de los mutantes como otro capítulo en la turbulenta relación del Profesor Xavier y Magneto y tanto McAvoy como Fassbender saben como mostrar todo el dolor que guardan sus personajes el uno hacia el otro.

x-men, días del futuro pasado, fassbender, mcavoy, magneto, xavier, zorro con gafas

Erik y Charles todavían tienen muchos asuntos pendientes


Del aspecto visual de la película ya he dicho que me ha encantado. El estilo de los centinelas en el pasado se equilibra muy bien con el del futuro con todos los avances a los que han sido sometidos. Bien es cierto que la forma de lanzar fuego desde un mecanismo oculto en la cabeza me recordó sobremanera al ataque del Destructor de Thor, con el mismo desplazamientos de placas, pero estamos hablando de dos productos de Marvel, así que en cierto modo es normal esperarse similitudes. De lo que tengo miedo ahora es de que el Ultrón de la próxima película de Los Vengadores nos recuerde ahora demasiado a los centinelas de Días del Futuro Pasado. Habrá que esperar hasta el año que viene para comprobarlo.
El ritmo y montaje están muy bien equilibrados. Si es cierto que tal vez en algunos momentos la película se desarrolla algo lenta, pero en general no sientes el paso de las dos horas. Uno de mis momentos favoritos fue la combinación de escenas cerca del final de la película cuando vemos la escena de batalla final de los mutantes en el futuro con la que está ocurriendo en el pasado. Algunas de las imágenes, aunque totalmente iguales en su ejecución son completamente contrarias en su resultado, me refiero en concreto a Magneto. Si habéis visto ya Días del Futuro Pasado me imagino que os haréis una idea de lo que hablo, si no la habéis visto fijaros en esas escenas y veréis el trabajo de montaje y edición tan bueno que tiene. Es una forma más de resaltarnos como el futuro y el pasado son completamente diferentes y como todo puede llegar a cambiar.
X-Men: Días del Futuro Pasado en el fondo ha cumplido su misión. La de funcionar como un reboot o relanzamiento oculto de la saga puesto que todo lo que ocurre en esta película anula por completo lo ocurrido en la última entrega de la trilogía anterior, X-Men: La decisión final. Al igual que hizo J.J. Abrams con Star Trek, Bryan Singer le ha dado un aire nuevo a la saga que él mismo creó, ha dejado el pasado en blanco y ha abierto nuevos caminos a explorar en la próxima entrega X-Men: Apocalipsis.

 ENLACES DE INTERÉS
Página oficial de X-Men: Días del Futuro Pasado
X-Men: Días del Futuro Pasado en IMDB

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas