Revista Cultura y Ocio

Tributo del lector

Por Mientrasleo @MientrasleoS

   

Tributo del lector

William Faulkner
Fuente: http://tecnoculto.com


     Hay algo que se nos escapa a los lectores, al menos a mí. Y es la capacidad de crear. Cuando cierro un libro, soy capaz de recorrer mentalmente calles, escuchar el eco de conversaciones, disfrutar de olores... que ya son míos. Pero nada más. Supongo que por eso dicen que tenemos envidia. Sin embargo, no creo que los lectores tengamos envidia de los escritores, al menos yo no. Si acaso... admiración. Por eso ayer al cerrar uno de esos títulos que se van a permanecer un tiempo rondándome la cabeza, me dí cuenta de que, si bien cada día doy las gracias a los lectores que se pasan por el blog, jamás se me había ocurrido hacer lo propio con cada uno de los escritores.
   
     Yo puedo decir que se pintar. Es fácil. Copiar, imaginar, lo mismo da. O tal vez me parezca fácil porque lo hago, no lo se. Pero siempre se tiene delante y sólo hay que ir completando huecos en blanco. En cambio tú que escribes, cuando ves una hoja en blanco no tienes que limitarte a atestarla de color para que deje de serlo, no. Eso sería demasiado sencillo. Tú imaginas un mundo, un tiempo, unas personas y una situación hasta convertirla en algo tangible, en letras que salen de la hoja y penetran en nuestra mente. Tal vez sea por los ojos o quizás de una forma menos obvia: tal vez por las yemas de los dedos al pasar las páginas es por donde consigue entrar ese mundo que has creado solo para nosotros. Porque ese mundo que deja de girar cuando cerramos el libro, ese mundo ya no es tuyo, es nuestro. Y por mucho que nos digas quien es el bueno o el malo, las filias y fobias las ponemos nosotros. Y nos gusta lo que hace, lo que piensa, porque nos llevas de la mano, pero somos nosotros al final quienes decidimos si nos ha gustado el trayecto por la Europa Medieval, el planeta cuyo nombre nos sorprendió en la página 12 o esas calles que asomaron en tu mundo un martes a las 2 de la madrugada.
     Muchas veces he dicho que me gustan autores ya fallecidos, claro. Y busco hasta agotar sus obras y luego reniego de que saquen sus cartas, diarios, ensayos  o manuscritos inacabados. Posiblemente esto que acabo de decir sea una hipocresía, ya que los termino comprando aunque dude de la ética de hacer determinadas cosas.
     En el caso de los que seguís escribiendo es distinto. Tenéis miles de ojos invisibles mirando por encima del hombro cada línea, esperando la siguiente historia, el siguiente título, la siguiente ciudad. Es así. A lo largo del año los lectores nos enamoramos y nos desencantamos de letras, es inevitable. Y descubrimos nombres, maneras, realismos sucios o mágicos, narrativa, teatro, poesía, memorias, cartas...    
     Tras el parón del verano estamos en temporada de novedades, títulos que se agolpan en las mesas o que nos anuncian saldrán en las próximas semanas. Libros que esperamos con conocimiento de causa o con expectación, libros que cruzamos los dedos para que ya se hayan escrito y que no siempre aparecen, se hacen desear. Historias para soñar y cuya concepción se nos sigue antojando casi mágica. Vidas por descubrir que disfrutamos incluso antes de conocer (sin ir más lejos yo misma llevo unos días pensando en un libro que no verá la luz hasta el mes que viene y que ya se leeré en buena compañía).
     Porque donde nosotros imaginamos lo que leemos, otros crean para nuestra imaginación.
     Por todo ello y por cada letra leída o esperada... Gracias.
     Por no hablar de mis ya conocidas afinidades lectoras confesaré que uno de los libros que espero es Burcher's Crossing. Sólo he leído un libro de su autor, pero es más que suficiente para esperar el siguiente con ganas.
     Y vosotros, ¿qué libro o autor esperáis con más ganas? (no se si abrir un marcador para George R.R. Martin solito)
     Gracias

Volver a la Portada de Logo Paperblog