Revista Cocina

Coca de Mollitas

Por Atableconcarmen @atableconcarmen

Coca de Mollitas  
  
Puede que si ni sóis, ni frecuentáis la zona de Elche y Alicante, nunca hayáis oído hablar de la Coca de Mollitas. Allí podemos encontrarla, a diario, recién hecha, en todos los hornos y panaderías. Y recuerdo, que cuando era niña de vez en cuando  la llevábamos  al colegio para tomarla en el recreo.
Ya sabemos que las fiestas y la gastronomía van ligadas y hay dos fiestas ilicitanas en las que se celebra romería, San Antón en Enero y San Crispín en Octubre, donde es típico comerla a media mañana, a menudo acompañada de sardinas.     La forma y el momento de consumirla ha ido cambiando con el tiempo, o al menos ha abierto sus horizontes y no es raro encontrarla formando parte de algún plato de los que prepararan los restaurantes de la zona.
Coca de Mollitas   
  
A veces sirve de base a pequeños aperitivos. Unos brotes verdes, una rodajita de tomate y una anchoa y ya tenemos un bocado de excepción.
Otras veces esas mollitas, las bolitas de harina y aceite, las encontramos por encima de una ensalada,  de la misma forma que rallamos queso o añadimos unos pequeños tropezones de pan frito. Ni os imagináis cuanto me gustan de esta forma.
Y cuando era niña no, pero hoy en día, en las propias panaderías tienen sus especialidades y las ofrecen con jamón york, con atún, con queso y hasta con chocolate.
Pero todos estos usos y variedades son más recientes. La Coca de Mollitas tradicional sólo tiene dos versiones, con y sin sardina. En esta ocasión ha sido “sin” y la hemos servido en pequeños trozos para acompañar unas cervezas.
   
Coca de Mollitas   
   
Digo “hemos”, por que es mi hermana quien me ha enseñado a prepararla, sabiendo cuánto me gusta. Fácil es,  y aquí tenéis un buen paso a paso ¿Os apetece probarla?     
Coca de Mollitas
INGREDIENTES:
  • Una lámina rectangular de hojaldre
  • 300 gr. Harina de Trigo (aprox.)
  • 100 gr. de Aceite de Oliva Virgen Extra (aprox.)
  • Sal
  
ELABORACIÓN:
  1. En un bol poner la harina, el aceite y dos cucharaditas de sal, tiene que tener el punto salado. Comenzamos a mezclarlo con una espátula. Las cantidades de harina y aceite son aproximadas, de hecho, casi siempre lo hago a ojo, pero lo importante es que adquiera el aspecto que se puede apreciar en las fotos y acaben formándose bolitas de harina.
     
  2. Extender la lámina de hojaldre con un rodillo, así le quitamos alguna de sus características al hojaldre y no subirá tanto. También podemos preparar una base de coca similar a la de la pizza.
     
  3. Disponer por encima del hojaldre esas bolitas de harina, que llamamos mollitas y añadir un chorrito de aceite. Si las mollitas no quedan muy secas, luego la coca será más sabrosa.
     
  4. Cortar la coca en porciones del tamaño que queramos servir e introducir en el horno, previamente precalentado a 200ºC arriba y abajo, durante al menos 20 min. Las mollitas deben quedar un poco doradas, pero no quemadas.
     
  5. Cuando esté lista, sacamos la coca del horno y la dejamos enfriar unos minutos.

Bon Appétit!


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas