Revista Cine

Precious, Cenicienta moderna

Publicado el 26 febrero 2010 por Gine @Gine_1414
Precious, Cenicienta modernaPrecious ha sido sin duda la película que ha dado la campanada. Un proyecto que antes de su estreno en el festival de Sundance era totalmente desconocido. En Sundance recibió el premio, no ha parado de recibir buenas críticas por parte de críticos y de todos los festivales dónde se ha presentado. La película será además la enésima prueba de que ahora en los Oscar no triunfan las grandes producciones, sino que también valoran los productos independientes.
El film, dirigido por Lee Daniels nos cuenta la historia, situada en Harlem, de una familia desestructurada. Clarisse Precious Jones es una chica de 16 años que la echan de la escuela porqué vuelve a estar embarazada de su propio padre. Por si fuera poco su primera hija de la misma “relación” tiene síndrome de Down y su propia madre le maltrata y le odia. Precious encontrará en la escuela alternativa, una vía de escape de su propia vida. No solo alejándose de ella sino hablando de los problemas con una amable profesora.
La película es difícil de digerir. Después de todas las películas que he visto se me hace difícil recordar algún protagonista con tantos problemas. Y lo malo es que no se necesita mostrar todos esos problemas para compadecernos de la protagonista. Leí que a Von Trier le gusta ver a sus protagonistas sufrir, pero Lee Daniels no se queda corto (aunque no son comparables más que nada porqué no tienen los mismos objetivos). El director nos hace una revisión de Cenicienta, sin la carga moralizante de Disney, sin los “felices por siempre jamás” (Happily ever after), porqué aunque hay momentos duros, también hay escenas mágicas, todas ellas procedentes de la imaginación, la ilusión y la esperanza de la protagonista. Además el film es otro ejemplo de que el sueño americano no fue nada más que expectativas sin materialización, y que en realidad no existe como tal.
Precious, Cenicienta moderna
Aunque la película está llena de buenas intenciones y de momentos muy interesante tiene fallos, unos fallos que los críticos se han encargado de encubrir con tantas alabanzas. La dirección de Lee Daniels quién estuvo nominado por el gremio de directores no es tan buena como podría parecer por las nominaciones que ha tenido. Por momentos parece que no se acabe de decidir para dónde dirigir la película. Y en las escenas de más tensión, no las sabe resolver. Una dirección un poco torpe y caótica que quita toda la tensión y a momentos impactantes como las peleas madre-hija. Además el guión va dando pinceladas muy superficiales a otros problemas sociales que para mí no eran necesarios SPOILER es el caso del lesbianismo, la relación de la profesora con su pareja… la voz en off del personaje de Precious ahí me parece inútil FIN SPOILER. El film va de más a menos, comienza con un duro drama de una familia desestructurado pero acaba siendo otro drama más... esa escena, el blando reencuentro madre e hija no ofrece lo que prometía.
Precious, Cenicienta moderna
El punto fuerte de la película y por el que ha recibido más alabanzas ha sido en las actuaciones. Mo’Nique es la encargada de poner rostro a la madre de Precious. Si habéis seguido un poco el reparto de los Globos de Oro o las asociaciones de críticos ya sabréis que la multipremiada actriz ya tiene prácticamente el Oscar en el bolsillo. Su actuación es buena, tan buena que al final la vemos como un monstruo y como la asistente social (correctamente interpretada por la cantante Mariah Carey) no somos capaces de perdonarla ni de ver la persona que se esconde debajo. Pero la debutante Gabourey Sidibe hace un papelón. Para mí mejor que Mo’Nique. Sidibe deslumbra y emociona, y no tenemos que olvidar que es el corazón de Precious. Junto con Carey Mulligan las mejore interpretaciones femeninas del año con diferencia. Por último destacar la labor de Paula Patton interpretando a la profesora de la escuela alternativa, quien con una interpretación amable y sencilla consigue transmitir ternura, cualidad que hasta su aparición se echaba en falta a la película.
Como conclusión, una película interesante que si bien no es el peliculón que nos anunciaban desde el otro lado del atlántico, si parte de una historia interesante, aunque excesivamente dura, y tiene unas grandes interpretaciones.
Nota: 6'5
Precious, Cenicienta moderna

Volver a la Portada de Logo Paperblog