Revista Cine

Sabotage: el listón

Publicado el 12 julio 2014 por Juancarrasco @JuanCdlH
12.07.14 | 13:59. Archivado en Cine, Estrenos
  • enviar a un amigo
  • Imprimir contenido

Sabotage: el listónHace apenas un par de semanas resaltábamos el exceso de optimismo de Paco Cabezas cuando aseguraba que Tokarev, su estreno hollywoodiense, era una cinta de acción distinta en lo que se refiere a la complejidad de su libreto. No queda otra que reafirmarse cuando nos topamos ahora con una película con demasiadas similitudes evidentes, más efectiva en sensaciones finales y un peldaño por encima en lo que se refiere a profundidad argumental. Y es que cuando se te compara con una película de tortas de Arnold Schwarzenegger y sales perdiendo, por mucho que la tuya esté mejor dirigida (innegable), no puedes presumir del guión que has tenido entre manos sin riesgo de que piensen que eres muuuuy optimista o un memo irredento. Tan sólo sustituyan al protagonista de la primera (Nicolas Cage con problemas de peinado), un exmaleante con grupo de amiguetes muy brutos y alguien que no les quiere bien detrás, por este (Schwarzenegger con problemas de peinado) jefe de equipo de la DEA, todos muy brutos y caídos en desgracia por asuntos supuestamente turbios y con alguien que no les quiere bien detrás. Algún refrescante detalle a lo “no todo es lo que parece” y “el bien y el mal son cosas demasiado idealizadas para ser bien definidas” hará la acción más interesante de lo que parece a priori y pondrá el foco de interés más allá de lo obvio y de las ensaladas de tiros.

Así las cosas, podemos reconocer haber pasado un rato de entretenimiento visionando Sabotage (sí, con g) bien aprovisionados de palomitas y pocas pretensiones. El caso es que tanto “Gobernador” como Stallone se están reinventando bien en su tercera edad (reto al espectador a descubrir la mofa/guiño del primero hacia el segundo en este largometraje), y todavía son creíbles como protagonistas de películas de acción, lo cual es más que meritorio; pero una cosa es hacer de héroe crepuscular que vuelve a la primera fila por obligación y otra bien distinta es que el bueno de Arnold pase por ser el cabecilla de un grupo de élite del gobierno que lucha contra los cárteles más peligrosos, cuando le saca varias decenas de años a sus “hombres” (incluyendo a una chica, la más “hombre” del grupo, en el sentido yankimachista, eructadora de clichés y lanzasopapos de la palabra) y tiene visible edad para estar jubilado. Definitivamente no cuadra en este papel por mucho que siga merendando bocadillos de tuercas.

Llegados a este punto y reiterando que el proyecto cumple lo que se propone, habría que preguntarse si no nos estamos pasando, empezando por quien suscribe, poniendo el listón así de bajo en épocas veraniegas. Todos sabemos que aunque existan las excepciones no es temporada de estrenos de relumbrón, pero una película buena, mala o del montón lo debería ser ahora de igual forma que en enero, estimado Paco Cabezas, que el calor es muy malo para las neuronas y las expectativas…

Dirección: David Ayer. Duración: 109 min. Género: Acción, thriller. Intérpretes: Arnold Schwarzenegger (John), Sam Worthington (James), Terrence Howard (Julius), Olivia Williams (Caroline), Max Martini (Tom), Mireille Enos (Lizzy), Josh Holloway (Eddie), Joe Manganiello (Joe), Harold Perrineau (Jackson). Guión: Skip Woods y David Ayer. Producción: David Ayer, Bill Block, Paul Hanson, Palak Patel, Joe Roth, Skip Woods y Ethan Smith. Música: David Sardy. Fotografía: Bruce McCleery. Montaje: Dody Dorn. Diseño de producción: Devorah Herbert. Vestuario: Mary Claire Hannan.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas