Revista Cocina

Viña Pedrosa Crianza 2016

Por Bodegaateneo

Lunes sobre las 12.30. Me despierto en el Hospital Universitario de Burgos, con mi pantalón de pijama escocés, mis zapatillas usadas, y con un fuerte dolor de cabeza. Desorientado, empiezo a mirarme el cuerpo buscando golpes o heridas, noto mis piernas, mis brazos, no veo magulladuras y el primer miedo de haber sufrido un accidente de tráfico, parecía desvanecerse, solo ese la verdad. Mi brazo derecho tiene una vía, pero estoy totalmente desconectado. Llamo a una enfermera y me cuentan que he tenido un síncope en la mañana, que me he golpeado la cabeza con un radiador, y que estoy allí en observación, con media docena de grapas en un lado de mi cabeza. Una subida de tensión, un buen susto, un aviso quizás. He olvidado por completo lo que me pasó esa mañana, el golpe, la ambulancia, la resonancia, todo. Además no tenía móvil, ni me dejaban llamar, así que pasé muchas horas en la cama simplemente esperando, esperando recordar. Se me venía a la cabeza mucho la película Vértigo (1958), en la que James Stewart perdía la cabeza por las alturas. Curiosas relaciones a las que mi falta de memoria me llevó. Recordar a Hitchcock, mi subconsciente más cinéfilo, y que ha aparecido además varias veces en este blog. Mientras esto escribo, aún con las grapas en la cabeza, recuerdo el último vino que probé el día anterior a mi caída, como si fuera una especie de punto y aparte, un anclaje a ese último momento que recuerdo antes del golpe. Vamos con este clásico de la Ribera del Duero, la última gota de vino que he bebido.

Viña Pedrosa Crianza 2016

El Viña Pedrosa Crianza 2016 está elaborado por las Bodegas Pérez Pascuas desde Pedrosa de Duero, y por tanto perteneciente a la D.O. Ribera del Duero. Me remito a muchas entradas anteriores en las que os he contado cosas de esta bodega familiar, incluso varias visitas que he realizado en ella. Es una de las bodegas fundadoras de la D.O allá en los años ochenta, y un pilar de calidad y buen hacer a lo largo del tiempo. Vamos con el vino. Está elaborado con uva tempranillo, procedente de viñedos propios a una altura de 840 metros, de entre 20 y 25 años de edad y un rendimiento de 4.000 kg/ha. vendimiada a mano, con una crianza en barrica francesa y americana de 18 meses. Presenta un color rojo picota de capa alta, ribete grana camino a teja, lagrima densa y persistente que tinta la copa. Buena nariz, cremoso, fruta roja madura, algo de pimienta negra. Elegante en la entrada a boca, despunta un poco el alcohol aún de esta añada cálida, la barrica presente con notas tostadas bien integradas, cuerpo medio, amplio en boca dejando fluir su fruta roja madura y ese punto cremoso. Persistencia media, aparentando una concentración que luego se confirma en boca, justa acidez. Fiable como siempre. Me llegó abierta con lo que pudo pecar de excesiva oxigenación, pero no fue el caso. Esta botella aún lleva el sello de su enólogo Juan Manuel Pérez Ovejas, recientemente sustituido. Recomendable.

R.

Únete a 1.232 seguidores más


bodegas perez pascuas tempranillo do ribera del duero

Follow @rafatobarba

Viña Pedrosa Crianza 2016


Viña Pedrosa Crianza 2016 Viña Pedrosa Crianza 2016Aranda de Duero Ciudad del Vino 2020 Viña Pedrosa Crianza 2016 ó

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas