Revista Cine

Autómata (2014)

Publicado el 23 enero 2015 por Rugoleor @rugoleor

Valoración: Note: There is a rating embedded within this post, please visit this post to rate it.

Póster: Autómata (2014)

Jacq Vaucan (Antonio Banderas), un agente de seguros del fabricante de robots ROC, investiga un caso de manipulación de uno de los autómatas. Parece una cuestión meramente rutinaria, como a las que ya se ha enfrentado antes. Sin embargo, cuando su investigación avanza, descubrirá que ese autómata puede causar problemas de alcance mundial; problemas que afectan al conjunto de la humanidad. Sólo Vaucan puede detener la catástrofe.

Calificación: 5,697.

Tráiler de la Película

Ficha

Título Original: Autómata.
Director: Gabe Ibáñez.
Guionistas: Gabe Ibáñez, Igor Legarreta Gómez, Javier Sánchez Donate.
Actores: Antonio Banderas, Birgitte Hjort Sørensen, Melanie Griffith, Dylan McDermott, Tim McInnerny, Andy Nyman, David Ryall, Andrew Tiernan, Christa Campbell, Javier Bardem, Robert Forster, Harry Anichkin, Boris Kabakchiev, Lyubomir Neikov, Krasimir Kutsurapov, Anton Lamrev, Geraldine Somerville.
Productores: Antonio Banderas, Sandra Hermida, Danny Lerner, Les Weldon.
Fotografía: Alejandro Martínez.
Música: Zacarías M. de la Riva.
Montaje: Sergio Rozas.
Diseño de Producción: Patrick Salvador.
Diseño de Vestuario: Armaveni Stoyanova.
Países: Bulgaria, Estados Unidos, España, Canadá.
Lugares de Rodaje: Sofía (Bulgaria).
Fechas de Rodaje: 29 de Abril de 2013.
Año: 2014.
Duración: 110 minutos.
Edad: No recomendada para menores de 12 años.
Género: Ciencia Ficción, Suspense.
Estreno: 23-01-2015.
DVD (Venta):
Distribuidora: A Contracorriente Films, S. L.
WEB Oficial: Web Oficial de la película en España.
Espectadores: 21.421.
Recaudación: 131.389,75 €.

Fotograma: Autómata (2014)

Crítica

23-01-2015 – JOSU EGUREN

Hombres máquina

El público tendrá que valorar si la decisión de Gabe Ibáñez de medir “Autómata” a la memoria de “Blade Runner” (Ridley Scott, 1982) es producto de un ataque de ingenuidad suicida o de su confianza ciega en las posibilidades de trascender las lagunas filosóficas y el misterio sobre la identidad de Deckard que han hecho inmortal la obra de referencia de Ridley Scott. Para mí no hay duda de que Ibáñez es consciente de lo inevitable de las comparaciones y, lejos de escamotearlas bajo una apariencia equívoca, elige enfrentarse a ellas de cara volviendo a imaginar ese recurrente futuro distópico en el que converge el núcleo duro del cine y la literatura de anticipación: un mañana en el que la humanidad ha sido diezmada por la contaminación radioactiva y los descendientes de los rudimentarios robotniks de Čapek han alcanzado un estado de madurez que les habilita para violar las teorías darwinianas sobre la evolución.

Tal y como predijeron Ralf Hütter y Florian Schneider en 1978, llegaría el día en el que los robots esclavos tomarían conciencia de sus capacidades sobrehumanas planteando un debate al que ya se enfrentó Alvar Kresh en ‘Caliban’, de Isaac Asimov. En “Autómata” se discuten claramente las derivaciones éticas de los roboticidios, así como el temor del hombre a ser superado por las inteligencias artificiales, no sólo en el ámbito de los razonamientos deductivos sino en la capacidad de sentir empatía y transmitir emociones. Gabe Ibáñez trata de resolver algunas de las incógnitas de “Blade Runner”, pero el frío metálico de una puesta en escena que se sueña reflejada en el “Stalker” (1979) de Andrei Tarkovski sólo aleja al espectador de un personaje balbuceante en conflicto permanente con la irregularidad de un guión que pasa por la batidora demasiados ingredientes sin encontrar la fórmula del sabor propio. Mejor a partir de la huida hacia adelante que parte por la mitad su arco dramático, “Autómata” resulta en un robot-western esta vez sí deudor de la memoria de Joaquín Luis Romero Marchent.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista