Revista Cocina

Maqui berry, la reina antioxidante

Por Yoisasi @nutricionencasa
MAQUI BERRY, LA REINA ANTIOXIDANTE

Actualmente, todos sabemos que los arándanos, moras, grosellas, bayas de saúco, acai y las goji, cargados de antioxidantes, son excelentes por sus propiedades nutricionales y terapéuticas pero la estrella, la number one, la ‘queen’ es la maqui, una baya chilena de color morado que, como veremos a continuación, arrasa por sus super beneficios y super poderes nutricionales.

¿QUÉ ES LA MAQUI BERRY?

La baya maqui (Aristotelia chilensis), también conocida por wineberry chileno, es una baya de color morado intenso que crece silvestre en las partes del sur de Chile, en la región de la Patagonia. Al igual que las moras en Menorca, los arbustos de bayas de maqui crecen libremente, sin control humano, por carreteras, caminos, campos, laderas e incluso por las autopistas. Así que hay mucha disponible en la naturaleza siendo su cultivo es innecesario.

‘Las personas que cosechan la mayor parte de la baya maqui vendida comercialmente son los indios mapuches, indígenas del sur centro de Chile, conocidos como guerreros feroces y la única tribu del continente que no fueron conquistados por los invasores colonos de Europa’. Chris Kilham, The Medicine Hunter, que viajó a la zona de Maihue donde una comunidad de nativos mapuche recolectaba decenas de toneladas de baya maqui silvestre para la venta comercial. Allí comió, cosechó y aprendió todo sobre esta extraordinaria baya.

Según el libro ‘La Gran Guerra de la Araucani en el Reino de Chile’,
‘los conquistadores españoles observaron que los guerreros mapuche tenían una dieta baja en alimentos sólidos pero tomaban una bebida fermentada con jugo de maqui varias veces al día durante la batalla’.
Al sur del ecuador, a finales de verano (de diciembre a marzo), los indios mapuche las cosechan a mano. La comunidad mapuche es responsable de casi todos los suministros comerciales que se venden en todo el mundo y su demanda va en aumento.
Desafortunadamente, las bayas de maqui congeladas o frescas no se venden fuera de Chile o Argentina. La mayoría que podemos encontrar es en polvo

MAQUI BERRY, LA REINA ANTIOXIDANTE Maqui en polvo

GRANDIOSAS PROPIEDADES ANTIOXIDANTES

Hablar de antioxidantes es hablar de ORAC (en español CARO, capacidad de absorción de radicales de oxígeno y en inglés ORAC por oxygen radical absorbance capacity), un método que mide la capacidad antioxidante en muestras biológicas in vitro.

  • El calafate, el maqui y la murtilla son los frutos que más antioxidantes contienen. Por ejemplo, el valor ORAC del calafate y del maqui supera, en promedio, 2-4 veces el de diversas variedades de arándanos, 3-6 veces el de cerezas, y 5-6 veces el de manzanas.
  • La baya maqui contiene una puntuación de ORAC de aproximadamente 27.600 por 100 mg en comparación con los 16.700 de la Acai (la puntuación de ORAC de la banana es 813). Los antioxidantes contenidos en la baya maqui cuentan con una molécula adicional de oxígeno que ayuda a combatir los radicales libres antes de que pueda dañar al sistema humano.

  • Es incluso más que las frambuesas negras (19.220) y las bayas del saúco (14.697). Su contenido de antioxidantes es al menos un 400% más alto que el de los arándanos frescos, las goji, las fresas y el aceite de espino cerval de mar.
    Los pigmentos de antocianina y antocianidina son sus ingredientes activos en cuanto a oxidantes. El perfil general de los constituyentes/compuestos químicos se mantiene bien a través del proceso de liofilización, que es la forma en que se vende normalmente.
    Estudios de su perfil fitoquímico y su actividad antioxidante: Aquí, aquí y aquí.

El elevado valor ORAC en la maqui reside en su alta concentración polifenólica. Su composición es particularmente rica en antocianinas (donde un 34% correspondería a delfinidina-3-sambubiosido-5-glucosido).

MAQUI BERRY, LA REINA ANTIOXIDANTE

BENEFICIOS CON RESPALDO CIENTÍFICO

Según el Dr. Juan Hancke, un médico que ha dedicado varios años de investigación intensiva sobre esta baya, nos cuenta: ‘Las bayas de maqui son muy ricas en antocianinas, que son pigmentos de color púrpura con una actividad antioxidante muy alta. Específicamente, contienen altos niveles de antocianinas llamadas delfinidinas, que también se encuentran en las violas, los delfinios y las uvas Concord. Pero en la baya maqui, estos compuestos se encuentran en cantidades inusualmente altas. Las delfinidinas demuestran una potente actividad antiinflamatoria, por lo que ayudan a reducir el riesgo de una variedad de enfermedades degenerativas que involucran inflamación. Estos pigmentos también inhiben el crecimiento de células de cáncer de colon.’ Veamos qué más beneficios se le atribuyen:

  • Ayuda a prevenir la oxidación del colesterol en la sangre.
    Según este estudio, el jugo y las fracciones fenólicas de la baya maqui (Aristotelia chilensis) inhiben la oxidación de las LDL (la LDL oxidada contribuye a la aterosclerosis y las enfermedades del corazón) in vitro y protegen las células endoteliales humanas contra el estrés oxidativo.
    En un ensayo doble ciego y controlado con placebo realizado en Italia, a 42 personas se les administró un suplemento de maqui berry o un placebo para tomar 3 veces al día durante 4 semanas. Antes y después, se tomaron muestras de sangre para medir su colesterol LDL oxidado.
    Para cada categoría de participantes, que incluía personas sanas, con sobrepeso y fumadores, hubo una reducción en las LDL oxidadas. Esto se confirmó aún más en otra lectura tomada 40 días después de que se detuvo la suplementación, cuando su LDL oxidado volvió a la línea de base.
  • Inhibe la inflamación de diversas maneras.
    Los científicos de la Universidad de Chile utilizaron macrófagos de ratones, que son un tipo de glóbulo blanco, y provocaron una respuesta inflamatoria en ellos.
    A continuación, expusieron estas células cultivadas a pequeñas cantidades de extractos de frutas nativas de Chile: Maqui, calafate y arándanos chilenos.
    Las células tratadas con extracto de maqui tuvieron la mejor respuesta, según varios marcadores inflamatorios:
    • Hasta un 45,6% menos de óxido nítrico fue liberado.
    • Sólo la maqui fue capaz de “revertir completamente el efecto” de la expresión del gen IL-10.
    • Una reducción del 25,1% en el contenido de ARNm de MCP-1.
    Traducido a ‘nuestro idioma’: Redujo la inflamación de muchas maneras.
    Otro estudio: Actividades antioxidantes y cardioprotectoras de extractos fenólicos de frutas de mora chilena Aristotelia chilensis (Elaeocarpaceae), Maqui.

  • Alivia el dolor de manera potencial.
    Muchas formas de dolor son causadas o empeoradas por la inflamación.
    En un estudio de pata de rata en el que se desencadenó una inflamación con carragenina, el extracto de baya maqui redujo la expresión de la enzima COX-2 incluso mejor que el naproxeno (medicamento antiinflamatorio no esteroideo) con el que se comparó.
    Esta enzima es una de las principales causas de artrosis, dolor de espalda y otros trastornos articulares. También afecta la artritis reumatoide, los cólicos menstruales y más.
  • Alivio del ojo seco.
    Se ha informado de que las delfinidinas (una antocianidina) reducen el daño a las células fotorreceptoras causado por la estimulación de la luz y ayudan a proteger las células del ojo del daño de los radicales libres. Estos beneficios pueden reducir las lesiones crónicas de bajo grado en las glándulas lagrimales que, a su vez, apoyan su capacidad para producir lágrimas.
    En un modelo de rata que utiliza el reflejo de parpadeo y la medición de las tasas de evaporación de la humedad ocular, se encontró que el tratamiento previo con la baya maqui aumentó significativamente la secreción de lágrimas en comparación con el grupo control. Las ratas tratadas también tenían ojos claros sin opacidades (por ejemplo, cataratas) a lo largo del estudio.
    Los japoneses realizaron una pequeña prueba piloto en humanos para probar este beneficio. Participaron 13 individuos sanos con ojos secos moderados. Se administró un extracto patentado de maqui, en una dosis de 30 o 60 mg durante 60 días.
    Los participantes experimentaron una mejora notable de acuerdo con la puntuación de calidad de vida relacionada con el ojo seco (SOS, síndrome de ojo seco), que va de 0 (sin sequedad) a 60 (sequedad extrema).
    • Para el grupo de 30 mg, la puntuación fue de 41.0 a 21.8 después de 30 días y 18.9 después de 60 días.
    • Para el grupo de 60 mg, pasó de 40.2 a 26.9 después de 30 días y 11.1 después de 60 días.
    No se observaron anomalías y no se informaron efectos secundarios durante el ensayo.

  • Puede reducir la lesión pulmonar por fumar.
    La dosis diaria recomendada de vitamina C para los fumadores es de 35 mg más (aproximadamente un tercio más).
    En la Universidad de Chile en Santiago, se realizó un estudio en humanos con 15 fumadores de cigarrillos suaves con otros que estaban sanos. Sólo fumaban 3 paquetes por año en promedio.
    Para los participantes que ingirieron 2 gramos de un extracto de maqui dos veces al día, tenían un condensado de aliento exhalado más saludable, de acuerdo con los niveles de peróxido de hidrógeno (H2O2) e interleucina 6 (IL-6), que es una citoquina proinflamatoria.
  • Puede ayudar con el azúcar en la sangre.
    La delfinidina se ha asociado con una disminución en la absorción de glucosa.
    Esto sucede a través de la inhibición de las enzimas a-glucosidasas, que son el paso final en la digestión de los carbohidratos. Cuando se reduce su actividad, el azúcar en la sangre aumenta más lentamente, ya que los carbohidratos tardan más en ser absorbidos. Este efecto ha sido probado utilizando arroz hervido. Es un alimento con un índice glucémico muy alto (IG), hasta 89 para cada 150 gramos.
    En el estudio en humanos, antes de comer el arroz, a los participantes pre-diabéticos se les dio una cápsula de baya maqui estandarizada que contenía al menos un 25% de antocianinas de delfinidina. Se probaron tres grupos de dosificación: 60, 120 y 180 mg.
    De una manera dependiente de la dosis, hubo un descenso del azúcar en la sangre a partir de 60 minutos después de usar los suplementos. Esto se midió de acuerdo con una prueba de tolerancia oral a la glucosa estándar (PTGO). Chris Kilham, The Medicine Hunter, nos dice: ‘Curiosamente, la ingesta de bayas de maqui o su jugo provoca un aumento significativo de la insulina en el cuerpo. De hecho, la maqui parece hacer esto mejor que cualquier otra planta conocida. Por tanto, su consumo ayuda a suprimir la glucosa en la sangre y previene la formación de nuevas células grasas. Como resultado, la maqui puede llegar a ser una ayuda beneficiosa para controlar el peso.’
  • Favorece la pérdida de peso.
    Los inhibidores de la lipasa son medicamentos que se usan para reducir la actividad de las lipasas que se encuentran en el intestino. Una menor actividad de la lipasa conduce a una menor absorción de las grasas y, por lo tanto, una ayuda para la pérdida de peso.
    La investigación preliminar ha encontrado que la baya maqui para la pérdida de peso puede funcionar a través de un efecto inhibitorio sobre la actividad de la lipasa. Se ha informado que tiene un “gran efecto inhibitorio” aunque no se han realizado ensayos en humanos.

  • Antibacteriana.
    La maqui también demuestra actividad antibacteriana, lo que sugiere que puede ayudar a prevenir enfermedades causadas por gérmenes transmitidos por los alimentos.
    La tribu Mapuche, según una empresa que la comercializa, considera a la maqui berry una planta sagrada y era usada para tratar la fiebre, dolor de garganta, diarrea, úlceras y hemorroides.

MAQUI LIOFILIZADA, LA MEJOR OPCIÓN

Es la mejor opción para los que no vivimos en Chile ya que el liofilizado ayuda a preservar todas las propiedades organolépticas y nutricionales, además de su sabor, sin tener que añadir aditivos extra. El polvo molido obtenido de liofilización proviene de maqui congelada.

Proceso de liofilización, también conocido como “deshidratación al vacío”, mediante el cual las materias primas congeladas rápidamente a -25ºC se colocan en cámaras de enfriamiento al vacío, donde se deshidratan sin descongelarse. El hielo se sublima (se convierte en vapor de agua), sin pasar por el estado acuoso, y de ese modo se extrae.
Durante la liofilización, la estructura celular del ingrediente permanece intacta, y dado que el proceso no considera una etapa de calor, los productos conservan su valor nutricional, color, sabor, aroma y pueden rehidratarse de una mejor manera en comparación con otros procesos de deshidratación.
Este proceso presenta la ventaja de poder convertir productos perecederos en productos que pueden conservarse por períodos de tiempo más largos, sin necesidad de refrigeración.’

Más sobre el liofilizado de maqui berry en esta tesina de la Universidad de Chile.

CÓMO TOMARLA Y SU DOSIFICACIÓN

Su sabor es similar al de las moras, con una dulzura sutil y un poco de acidez. Cuando se liofiliza, la acidez es más obvia debido a que el polvo está más concentrado.
A diferencia de la acai, que es arenosa y granulada, el polvo de maqui tiene una textura suave y se mezcla muy bien sin hacer falta batidora.’

MAQUI BERRY, LA REINA ANTIOXIDANTE

Bolas de maqui crudiveganas.

Cómo usar el polvo de maqui berry: Agregar 1-2 cucharaditas (unos 5 gramos) en los smoothies o batidos o incluso en un vaso de agua. Si tienes un estómago sensible mejor abstenerse a tomarlo sólo con agua. Si lo incorporamos en repostería (granolas, pasteles, muffins) hay que ser conscientes de que se degradarán sus antioxidantes debido al calor de la cocción así que la mejor opción es incorporarlo en recetas crudiveganas donde no hay ningún tipo de calentamiento.

Personalmente no me sienta bien tomarla sólo con agua así que cojo una cucharadita de aceite de coco de primera presión en frío y lo mezclo con otra de maqui y la combinación está buenísima. Lo estoy tomando para cortar resfriados y aliviar dolores de garganta y la experiencia está siendo muy gratificante y satisfactoria, además que noto mejoría en la piel, el cabello y me siento con más energía.

MAQUI BERRY, LA REINA ANTIOXIDANTE Acai Berry

MAQUI Y ACAI BERRY, SUS DIFERENCIAS

  • Ácidos grasos omega.
    Los ácidos grasos omega-3 y omega-6 son grasas poliinsaturadas que el cuerpo no puede producir y son importantes para la buena salud. Los ácidos grasos omega tienen propiedades antiinflamatorias y de coagulación sanguínea y ayudan a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos y reducen la presión arterial, además de reducir posiblemente los riesgos de diabetes, enfermedades cardíacas, artritis, asma, colitis, algunos tipos de cáncer y deterioro mental. El ácido graso omega-9, o ácido oleico, es una grasa monoinsaturada que el cuerpo puede producir si los ácidos grasos esenciales, omega-3 y omega-6 están presentes. La baya de acai contiene ácidos grasos omega-3-6-9. La baya maqui contiene ácidos grasos omega-9 y omega-6, pero no tiene ningún contenido de ácidos grasos omega-3.

  • Antioxidantes.
    Como hemos comentado, las bayas de maqui contienen el valor antioxidante más alto de cualquier superfruta conocida. El valor ORAC de la baya maqui es de 4 a 30 veces más alto que el promedio de la baya acai. La pulpa del maqui tiene un valor de 27.600 por porción de 100 gramos en comparación con 16.700 por porción de 100 gramos de acai.
  • Antocianinas.
    El perfil fenólico de las bayas de maqui revela que el 34% de las antocianinas (pigmentos púrpuras) están en forma de delfinidina 3-sambubiósido-5-glucósido (delfinidina antocianinas).
    Eso es diferente a la fruta de acai, cuyo tipo principal es la cianidina 3-rutinósido (no una antocianina de delfinidina). Más info en este estudio y aquí. Esto es importante  señalar, ya que se cree que todos sus beneficios antes mencionados se deben a las antocianinas de delfinidina.

Ambas son excelentes, sin embargo, la acai y la maqui no son intercambiables, ya que sus fitonutrientes difieren.

MAQUI BERRY, LA REINA ANTIOXIDANTE Smoothie de maqui berry

SIN FALSIFICACIONES

Un problema con el éxito comercial de los superfoods es que ha conducido a la falsificación de los mismos mezclándolos con frutas más baratas que tienen un aspecto y sabor similares. Investigadores italianos dicen que esto es un problema para la granada, las bayas del saúco, de aronia, de acai y, como no, de las bayas de maqui.
Comentar, para nuestra tranquilidad, que se ha desarrollado un método para detectar la presencia de otros frutos llamado SCAR (Regiones Amplificadas Caracterizadas por Secuencias), parece ser ‘un método de detección rápido, sensible, confiable y de bajo costo’ para la autenticación del producto en cuestión.
Si os soy sincera estoy bastante tranquila ya que hay muchas marcas que me dan confianza y, además, a estas alturas uno mismo ya se da cuenta cuándo le están dando gato por liebre, ¿verdad?
Salud y Buenos Alimentos.
Yo Isasi
www.nutricionencasa.com

Share on FacebookFacebookShare on Google+Google+Pin on PinterestPinterestShare on LinkedInLinkedinEmail this to someoneemail

Volver a la Portada de Logo Paperblog